Un hombre mata en Valencia a tres vecinos, uno de ellos menor, y hiere a dos más

La mujer herida en el triple homicidio sigue muy grave en la UCI

nacional

| 29.10.2011 - Actualizado: 22:07 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un hombre y su hijo de 13 años y una mujer de avanzada edad han muerto esta noche en Valencia tras ser apuñalados supuestamente por un vecino, ya detenido y que también ha herido gravemente a dos personas más en un suceso del que aún se desconocen las causas.

Según han confirmado fuentes policiales, municipales y sanitarias, el suceso ha ocurrido sobre las nueve de la noche en un edificio de tres plantas situado en el número 1 de la calle de la Poetisa Leonor Perales de la pedanía de Castellar-Oliveral, en la salida sur de la ciudad.

Al parecer, el sospechoso del triple crimen, J.P., de 33 años, habría bajado desde su piso hacia las plantas inferiores llamando a las puertas e hiriendo con un arma blanca a los vecinos que se iba encontrando.

Esos ataques fueron mortales para un hombre de mediana edad y su hijo, así como para una anciana, mientras que una mujer de 48 años está ingresada con pronóstico muy grave en el hospital La Fe con heridas en el tórax y el abdomen y otro hombre, de 44, está grave en el hospital General con heridas en la espalda y la cabeza.

La mujer, que presentaba heridas en el tórax y el abdomen, fue atacada con arma blanca en un edificio de viviendas de la pedanía valenciana de Castellar-Oliveral en torno a las nueve de la noche, al parecer por un hombre de 33 años, ya detenido como supuesto autor del asesinato de un hombre de mediana edad, su hijo de 13 años y una anciana.

Por el momento, se desconoce si el resto de implicados en este suceso tienen alguna relación de parentesco.

Otro hombre de 44 años fue trasladado anoche en estado grave al Hospital General con heridas en la espalda y la cabeza.

Poco después, un policía local de paisano que se encontraba en las inmediaciones del inmueble donde han ocurrido los hechos se encontró al supuesto homicida, ensangrentado y desorientado, lo que desembocó en su posterior detención y la llegada de ambulancias y patrullas de la Policía Local y de la Guardia Civil.

Sobre las 23.35 horas, el juez de guardia ha autorizado el levantamiento de los cadáveres.

Numerosos vecinos se han agolpado en torno al cordón policial establecido sobre el edificio, y coinciden en señalar que tanto el detenido como las víctimas son "gente de toda la vida" del barrio, así como que el supuesto autor del triple crimen es "un chico normal" que nunca había generado problema alguno.

Fuentes de la investigación han descartado que este suceso esté relacionado con la violencia machista.

EL AYUNTAMIENTO DE VALENCIA Y LOS VECINOS ATRIBUYEN EL SUCESO A UN ARREBATO

El Ayuntamiento de Valencia y los vecinos de las tres víctimas y del hombre detenido como supuesto autor del triple crimen registrado anoche en una pedanía de la ciudad coinciden en atribuir a "una perturbación" o "arrebato" lo sucedido, dado que no se explican algo así "de otra manera".

La Guardia Civil está interrogando a los vecinos de la finca donde produjeron los hechos, el número 1 de la calle Poetisa Leonor Perales, han señalado fuentes municipales.

El detenido, identificado como J.P., de 33 años, se encuentra en las dependencias del cuartel de la Guardia Civil de Alfafar, a la espera de pasar a disposición judicial.

Sin embargo, desde el instituto armado todavía no se ha ofrecido dato alguno del suceso.

El Ayuntamiento de Valencia ha decretado veinticuatro horas de luto por el triple crimen, mientras la alcaldesa, Rita Barberá, que se ha personado hoy en el lugar de los hechos, ha anunciado la próxima condecoración al policía local de paisano que intervino anoche evitando una "desgracia mayor".

Barberá ha mostrado su "solidaridad con las familias de víctimas y detenido" por unos hechos que ha atribuido, "según parece evidente", a "una perturbación", al tiempo que ha agradecido su acción al policía, cuya "oportuna y milagrosa" intervención fue "necesaria tanto para detener al sospechoso de los asesinatos como para evitar que se cometieran más".

Los vecinos de la pedanía, "totalmente consternados", han coincidido en que el detenido es un "chico normal, casado y con una hija", que sólo ha podido actuar así "por un arrebato".

Un residente del inmueble ha explicado que llamó a la policía alertando de que "estaban matando a alguien" porque "se oían fuertes golpes y gritos en la escalera", sin embargo, "por miedo" no abrió la puerta hasta que llegó la Guardia Civil.

"No salí de casa. No oí si llamó a mi puerta o no. Pero le habría abierto, porque es mi vecino y le conozco", ha afirmado.

Otro vecino, que se enteró de los hechos "cuando volvía de cenar" con su mujer y se encontró la calle acordonada, ha definido al supuesto autor del triple homicidio como "completamente normal".

Esteban, que conoce "de toda la vida" al detenido y su familia, ha dicho que "nadie se explica" lo ocurrido, porque se trata de una "persona normal", mientras que Manuel ha calificado los hechos de "increíbles".

Lorenzo Navarro ha declarado a EFE que el supuesto agresor trabajaba en una funeraria, aunque había perdido su trabajo "hace año y medio", y ha opinado que "se habrá trastornado por algo", mientras que dos ancianas han confesado estar todavía "temblando" porque nunca había pasado "algo así" en este "tranquilo" lugar.

"El hombre se encontraba cuidando a su hija de siete meses, mientras su mujer estaba trabajando. Cogió un cuchillo, fue llamando a la puerta de los vecinos y al que le abrió le acuchilló sin decir nada. Ha debido ser un trastorno mental", han añadido.