Tres detenidos con cócteles molotov cuando los preparaban para el asedio al Congreso

Se les relacionan con la convocatoria de la Plataforma ¡En Pie! para asediar el Congreso

Los colectivos del 15-M se desmarcan de la convocatoria porque los convocantes están "prácticamente llamando a la violencia"

El juez Velasco abre diligencias por la convocatoria de asedio al Congreso

Los colectivos del 15-M se desmarcan de la convocatoria porque los convocantes están "prácticamente llamando a la violencia"

nacional

| 24.04.2013 - 12:55 h
REDACCIÓN

La Policía Nacional ha detenido en la Universidad Complutense a tres integrantes de un grupo de izquierda "muy radical" que llevaban cócteles molotov y que los investigadores relacionan con la convocatoria de la Plataforma ¡En Pie! para asediar el Congreso este jueves 25 de abril.

La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, y el jefe superior de Policía de Madrid, Alfonso José Fernández Díez, ha informado sobre estos arrestos.

Una patrulla del Grupo de Atención al Ciudadano vio anoche a estas personas en las inmediaciones de la Facultad de Ciencias de la Información de la Complutense, cerca de una oficina bancaria, y comprobó que llevaban cócteles molotov.

Cifuentes ha explicado que la Policía les interrogará, pero ha adelantado que los investigadores creen que los arrestados "sin duda tienen que ver con la convocatoria que se ha preparado para mañana jueves por parte de grupos radicales para asediar el Congreso".

"MUY RADICALES"

Ha precisado que se trata de integrantes de un grupo de izquierda "muy radical" del que ni ella ni el jefe superior de Policía han dicho el nombre "para no hacerles propaganda".

El responsable de la Policía ha especificado que se trata de un grupo "muy reducido" y "marginal" del que la Policía ya tenía conocimiento, y de hecho tres arrestados tienen antecedentes por acciones de desobediencia civil.

Al menos uno de ellos tuvo una intervención destacada en la iniciativa "Yo no pago", consistente en no pagar en el transporte público, que llevaron a cabo varios colectivos en 2012, ha precisado.

Fernández Díez ha explicado que la Policía ya trabajó anoche de cara a la convocatoria de mañana ante el Congreso, consciente de que hay "grupos antisistema que pretenden ejercer la violencia", por lo que los agentes "están adoptando las medidas necesarias para dar una respuesta congruente, proporcional y oportuna".

La delegada ha detallado que el Rectorado de la Universidad Complutense ha remitido una comunicación a la Delegación del Gobierno en la que muestra su inquietud al detectar que grupos "que tienen que ver con la plataforma que pretende asediar el Congreso" tienen previsto "usar algunas instalaciones de la Complutense para este fin".

Cifuentes ha incidido en que prestará su apoyo y colaboración a la Complutense en este sentido.

EL JUEZ VELASCO ABRE DILIGENCIAS

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha abierto diligencias previas ante la convocatoria de la plataforma ¡En pie! para mañana de asedio al Congreso de los Diputados.

Tras la apertura de diligencias, Velasco ha decidido inhibirse de esta investigación en favor de su compañero Santiago Pedraz, que instruyó las protestas convocadas el pasado 25 de septiembre por la plataforma 'Rodea el Congreso'. Según las citadas fuentes, el fiscal de la Audiencia Nacional Miguel Angel Carballo informará en contra de la inhibición.

De esta protesta se han desmarcado los colectivos del 15-M, la denominada 'Acampada Sol' y la plataforma Democracia Real Ya, argumentando que los convocantes están "prácticamente llamando a la violencia".

La convocatoria tiene el apoyo del 'Movimiento Yo No Pago', que aboga por la "insurrección económica", o Unidad Cívica por la República (UCR), según consta en el apartado de adhesiones incluido en la página web de la Plataforma ¡En Pie!.

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, considera que el "asedio al Congreso" "se descalifica por si mismo" porque, entre otras "provocaciones", se pretenden repartir "manuales de guerrilla callejera" incitando a una subversión "que no se puede consentir". González se ha cuestionado cuál será "el objetivo que se persigue" y "quien está detrás de este" asedio, cuando colectivos como el 15M y la PAH se han desmarcado de la convocatoria porque "consideran que va a ser violenta".

Para el presidente, rodear el Congreso "e intimidar a un órgano democrático como el Parlamento para condicionarle el ejercicio de su actividad libre y democrática, no solo es que no lo compartimos, sino que está tipificado en el Código Penal. Por lo tanto, ya de arranque, vamos mal", ha dicho. "Si además de esto lo que se distribuyen son manuales de guerrilla callejera para dárselos a los manifestantes, lo que estamos haciendo es una provocación y una subversión del orden que no se puede consentir", ha aseverado el presidente.

González ha hecho un llamamiento para que, de llevarse a cabo el asedio al Congreso, se respete "el derecho de los demás, el orden público y la legalidad vigente".

En el mismo sentido, el presidente del Congreso, Jesús Posada, ha expresado su deseo de que no haya incidentes porque ha resaltado que una cosa es el derecho de manifestación, que él defiende, y otra distinta es la posible comisión de actos violentos. Preguntado por la convocatoria del 'Asedio al Congreso', Posada ha indicado que espera que no haya problemas porque "no hay ningún motivo para actuar violentamente en las calles de Madrid" y ha recordado que el Ministerio del Interior ha establecido un dispositivo por si se producen actos violentos.

La portavoz del Grupo Socialista en el Congreso, Soraya Rodríguez, ha instado al "desarrollo pacífico" de las movilizaciones. "Espero que haya un desarrollo pacífico de las manifestaciones como expresión de un derecho. Es lo que espero, deseo y el llamamiento que hacemos", ha señalado Rodríguez en declaraciones a los medios en los pasillos del Congreso.

El portavoz parlamentario de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), José Luis Centella, ha emplazado tanto al Gobierno como a los convocantes de la protesta que llama a "asediar" el Congreso de los Diputados a que mantengan este jueves una actitud "pacífica".