Tráfico limitará a 30 kilómetros por hora la velocidad en las calles de un sólo carril por sentido

Para rebajar los atropellos

Pere Navarro considera "un disparate" mantener el límite de 50 kilómetros por hora en esas calles

Las grandes vías de circulación de 2 o más carriles por circulación no se verían afectadas

Existen ya dispositivos técnicos que de ser instaaldos de serie impedirían los atropellos

nacional

| 17.02.2011 - 13:46 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Tráfico reformará el Reglamento General de Circulación para limitar a 30 kilómetros por hora, en lugar de a 50 kilómetros por hora como hasta ahora, las calles de las ciudades de un único carril por sentido, con lo que la DGT estima que los accidentes podrían reducirse más de un 50 por ciento en esas zonas y se reduciría la contaminación ambiental, según ha señalado la directora del Observatorio de Seguridad Vial, Anna Ferrer.

El director de Tráfico, Pere Navarro, ha justificado la medida porque, en caso de atropello, "a 70 kilómetros por hora no se salva nadie, a 50 kilómetros por hora se salva el 50 por ciento y a 30 kilómetros por hora se salva el 95 por ciento", por lo que ha considerado "un disparate" mantener el límite de 50 kilómetros por hora en calles de un único carril por circulación. En 2009, murieron 286 peatones atropellados, el 46 por ciento en ciudad.

La medida, que está consensuada con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), afectaría a calles de dos carriles de un sentido de circulación cada uno o a calles de un carril y un sólo sentido de circulación, por tanto las grandes vías de circulación de dos o más carriles por circulación que sirven para conectar puntos lejanos de las ciudades no se verían afectadas.

Navarro ha explicado que no se utilizarían señales verticales para señalizar estas calles limitadas a 30 kilómetros por hora, ya que implicaría "llenar la ciudad de obstáculos" con "una señal en cada esquina". Sin embargo, la DGT está estudiando utilizar otro tipo de señalización en el pavimento, como marcas en el asfalto, para advertir al conductor de que está entrando en una calle limitada a 30 kilómetros por hora.

Ferrer ha indicado que el 20 por ciento de las calles de las ciudades, las vías más grandes de más carriles, soporta entre el 75 y el 80 por ciento de la circulación de vehículos, mientras que el 80 por ciento de calles sólo soportan alrededor del 20 por ciento de tráfico. Sería a algunas de estas calles, la que cumplan la condición de tener un carril por sentido, las que se limitarían a 30 kilómetros por hora.