Susana Díaz formaliza su precandidatura con un proyecto de PSOE reconocible al 100%

Patxi López solo ve dos opciones para el PSOE: enfrentamiento o unidad

El equipo de Sánchez no cree que el resultado de avales marque las primarias y augura "verdaderas sorpresas"

nacional

| 17.04.2017 - 13:07 h
REDACCIÓN

Enlaces Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.3%
No
36.7%

La presidenta andaluza, Susana Díaz, ha formalizado su precandidatura a la Secretaría General del PSOE con un proyecto que "no compite contra nadie ni va contra nadie" y en el que se reconoce "al cien por cien" al Partido Socialista, ha dicho Eduardo Madina, miembro de su candidatura.

Madina, que ha registrado la candidatura de Díaz junto a la secretaria de Organización de Aragón, Pilar Alegría, en la sede de Ferraz, ha defendido el proyecto "integrador, sólido y coherente" que representa la presidenta andaluza para liderar el partido los próximos años.

"Con una siglas centenarias", ha recalcado el diputado, el PSOE que quiere la candidatura de Susana Díaz busca precisamente el "reencuentro" con esas siglas y con el "significado ideológico socialista, que tiene una vocación de mayorías para transformar el país. Ante la recogida de avales, que comenzará el próximo jueves, Madina espera que el proceso sea "libre, abierto, transparente" y con información plena".

DÍAZ DICE QUE SUS ADVERSARIOS ESTÁN FUERA DEL PSOE

Susana Díaz ha señalado que afronta este proceso con "muy buenas vibraciones", con "ilusión" y en "positivo", subrayando ante las críticas del equipo de Pedro Sánchez que "dentro del PSOE" sólo tiene "compañeros" y que sus "adversarios están fuera".

Díaz ha considerado a preguntas de los periodistas "un honor" que hayan sido el diputado Eduardo Madina y la secretaria de Organización del PSOE de Aragón, Pilar Alegría, los encargados de acudir a la sede del partido, situada en la madrileña calle de Ferraz, para registrar su candidatura oficial, en la que, según ha recalcado, "tienen cabida todas las generaciones, todos los territorios, todos los acentos".

Sobre las críticas expuestas por el equipo de Pedro Sánchez, relativas al censo y a la financiación de los actos de Díaz, ésta ha respondido afirmando que estas primarias son una oportunidad de generar ilusión y confianza en los ciudadanos y para demostrarles que el PSOE está en condiciones de hacerse cargo de este país para mejorarlo. "Eso es a lo que me voy a dedicar, dentro del PSOE solo tengo compañeros, mis adversarios están fuera", ha enfatizado.

"Aspiramos a que el conjunto de los compañeros del partido nos ayuden a volver a levantar el PSOE como la alternativa de Gobierno que España necesita y que los ciudadanos están esperando", ha dicho Díaz, quien se muestra convencida de que un día después del congreso el PSOE estará "en condiciones de volver a disputar la mayoría social de este país".

EL EQUIPO DE SÁNCHEZ AUGURA "VERDADERAS SORPRESAS"

La candidatura del ex secretario general del PSOE Pedro Sánchez para las primarias socialistas no se pone metas para la recogida de avales que arrancará el próximo jueves y asegura que aspira a recoger "un buen número" de firmas. Eso sí, defiende que el resultado de esta fase no predispondrá la votación final el 21 de mayo y augura que ese día habrá "verdaderas sorpresas" en territorios en los que no se imponga con los avales.

Así lo ha señalado este lunes uno de los coordinadores del equipo de Sánchez, el secretario general del PSPV en la provincia de Valencia, José Luis Abalos, quien ha explicado que esperan recoger "el máximo de avales posibles", pero sabiendo que esto es sólo "un trámite para poder ser candidato de verdad". "El resultado final son los votos y en eso aspiramos a ganar", ha afirmado.

Abalos, que ha explicado que esta candidatura cuenta con una estructura territorial organizada en todo el país que les va a "venir muy bien" para la recogida de avales, ha admitido que el resultado final de este proceso "puede ser significativo en muchos sentidos", pero ha defendido que no se debe hacer una lectura en función de lo que ocurrió en las primarias de 2014.

Así, y después de apuntar que puede evidenciar "ciertas dificultades" para aquel que consiga "un nivel raspado" de apoyos para convertirse en candidato, ha señalado que si alguien busca "impresionar" con las firmas, también puede estar "demostrado las posibilidades" que tiene en las primarias.

"LO IMPORTANTE ES QUE LA CANDIDATURA SEA COMPETITIVA"

A su juicio, "lo importante es que una candidatura tenga el suficiente respaldo como para que sea competitiva" y, a partir de ahí, ha dicho, verán también cuántos de los recogidos se deben presentar en Ferraz, antes del 4 de mayo.

Por su parte, ha insistido en que no se han planteado "'a priori' ningún número de avales" y ha evitado ponerse como referencia los 41.000 que consiguió Sánchez para las primarias de 2014. "Las circunstancias de 2014 fueron otras", ha remachado Abalos que, a renglón seguido, ha apuntado que en esta ocasión va a haber "verdaderas sorpresas muy agradables" para los 'sanchistas'.

"Creo que allá donde consigamos avales, va a haber un correlato en los votos; pero también creo que en algunos otros sitios, por lo que nos dice la militancia, vamos a tener sorpresas agradables para esta candidatura", ha afirmado.

PATXI LÓPEZ SOLO VE DOS OPCIONES PARA EL PSOE: ENFRENTAMIENTO O UNIDAD

El candidato a la Secretaría General del PSOE, Patxi López, ha formalizado su precandidatura en la sede de Ferraz para "unir y renovar" el proyecto socialista, y solo ve dos opciones para el Partido Socialista: "el enfrentamiento o buscar la unidad".

Esta es la respuesta que ha dado Patxi López a la idea de Pedro Sánchez de que solo hay dos candidaturas en liza, la suya y la de Susana Díaz, dejándole a él fuera de juego. "Mi primer y gran objetivo es la unidad porque sin unidad da igual a quien pongamos", ha dicho López en rueda de prensa, insistiendo en que mientras "se griten" unos a otros "nadie les va a escuchar".

Patxi López ha puesto también el acento en que su prioridad es "ganar a la derecha" y ha dejado claro que no entra en sus planes pactar con una "izquierda irreal", en alusión a Podemos, que luego acaba pactando con el PP, recordando el voto de la formación morada en la investidura fallida de Pedro Sánchez.