Susana Díaz considera que no es momento de "proyectos personalistas"

El PSOE apuesta por una relación "equilibrada" y "simétrica" con el PSC

nacional

| 02.11.2016 - 10:31 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

La presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, ha dicho que en el momento en que el PSOE sea capaz de "redefinirse" como el partido "de las grandes mayorías" tendrá "la confianza de los ciudadanos". Según la secretaria general de los socialistas andaluces, esta redefinición ha de hacerse "siempre como un proyecto autónomo de la derecha y autónomo también de Podemos". Ha señalado que "un buen ejemplo de que se puede ser autónomo de Podemos y de la derecha es Andalucía", donde está "el PP como oposición y Podemos como tortolitos del PP también haciendo oposición al gobierno".

Díaz ha insistido en que su partido tiene que "redefinir un proyecto ganador y de mayorías" que sea "no solo para socialistas con carné, sino para millones de ciudadanos que nos han votado o están deseando votarnos".

Preguntada por la actitud del ex secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y de los socialistas catalanes, Díaz ha contestado que está "convencida de que vamos a aportar lo mejor de nosotros mismos porque el PSOE lo merece", mientras que sobre la fecha del congreso federal ha dicho que lo debe decidir la gestora.

Según Díaz, ahora se está "en un momento de gobernanza; los ciudadanos lo que quieren es que se arreglen sus problemas; en este país ya hay gobierno y tiene que haber oposición y quien tiene que liderar esa oposición es el PSOE".

Para ello, ha insistido en que el PSOE "necesita reconstruir un proyecto reconocible" porque "si hay algo evidente en España es que solo si el PSOE lidera una mayoría de izquierdas deja de gobernar la derecha", para añadir que "no es el momento de proyectos personalistas, sino del PSOE, que tiene mucha fuerza".

"El PSOE es mucho PSOE", ha concluido.

RELACIÓN EQUILIBRADA CON EL PSC

El portavoz de la gestora del PSOE, Mario Jiménez, ha apostado por mantener con el PSC relaciones "equilibradas, armónicas, compensadas y simétricas", y cree que ambos partido tendrán que abordar sus relaciones con un diálogo "honesto, sincero y profundo".

En una entrevista en la Cadena Cope, Jiménez ha negado que la presidenta andaluza, Susana Díaz, quiera romper con el PSC. Es más, ha asegurado que siempre ha defendido lo contrario frente a quienes han expresado esa "pulsión".

Sin embargo, sí cree que ambos partidos deben hablar "sin trauma" sobre sus relaciones orgánicas pero también sobre lo político, ante cuestiones como la definición de Cataluña como nación o el hecho de que el PSC se plantee una alianza con el partido de Ada Colau.

Jiménez ha dejado claro que el Congreso del partido tendrá que esperar a que haya una "reflexión profunda" sobre el proyecto. Aunque ha evitado ponerle fecha, cree que ese proceso es prioritario y que la elección del secretario general tendrá que esperar. "En una situación de división no es aconsejable afrontar un proceso interno que puede profundizar en la división, eso puede ser la agenda de algunos pero no la de todos", avisó.

"CAMPAÑA PERSONAL" DE SANCHEZ

Ante la posibilidad de que el ex líder socialista Pedro Sánchez intente volver a ser secretario general, Jiménez ha respondido que será él quien tendrá que evaluar si es momento de "poner en marcha campañas personales o de trabajar para unir al partido y definir un nuevo proyecto".

En la misma línea, ha dicho no poder predecir si su empeño tendrá éxito, pero ha incidido en que la "referencia" que él tiene de otros ex secretarios generales es que han tenido "otro comportamiento".

Jiménez ha atribuido a la "situación emocional" que ha vivido Sánchez sus palabras conciliadoras hacia Podemos y ha remarcado que el PSOE no debe "subordinarse a la estrategia de nadie". Es más, ha subrayado que IU lo hizo y "directamente no existe".Cree que un congreso rápido puede generar más división y achaca las palabras de Pedro Sánchez a su "situación emocional"

Ha negado que la presidenta andaluza, Susana Díaz, quiera romper con el PSC. Es más, ha asegurado que siempre ha defendido lo contrario frente a quienes han expresado esa "pulsión".

Sin embargo, sí cree que ambos partidos deben hablar "sin trauma" sobre sus relaciones orgánicas pero también sobre lo político, ante cuestiones como la definición de Cataluña como nación o el hecho de que el PSC se plantee una alianza con el partido de Ada Colau.

Por otro lado, Jiménez ha dejado claro que el Congreso del partido tendrá que esperar a que haya una "reflexión profunda" sobre el proyecto. Aunque ha evitado ponerle fecha, cree que ese proceso es prioritario y que la elección del secretario general tendrá que esperar.

"En una situación de división no es aconsejable afrontar un proceso interno que puede profundizar en la división, eso puede ser la agenda de algunos pero no la de todos", ha avisado.

"CAMPAÑA PERSONAL" DE SANCHEZ

Ante la posibilidad de que el ex líder socialista Pedro Sánchez intente volver a ser secretario general, Jiménez ha respondido que será él quien tendrá que evaluar si es momento de "poner en marcha campañas personales o de trabajar para unir al partido y definir un nuevo proyecto".

En la misma línea, ha dicho no poder predecir si su empeño tendrá éxito, pero ha incidido en que la "referencia" que él tiene de otros ex secretarios generales es que han tenido "otro comportamiento". Jiménez ha atribuido a la "situación emocional" que ha vivido Sánchez sus palabras conciliadoras hacia Podemos y ha remarcado que el PSOE no debe "subordinarse a la estrategia de nadie". Es más, ha subrayado que IU lo hizo y "directamente no existe".