Sean Connery alega motivos de salud y edad para no acudir al juzgado marbellí | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

Sean Connery alega motivos de salud y edad para no acudir al juzgado marbellí

nacional

| 15.10.2010 - Actualizado: 15:01 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El actor escocés Sean Connery y su esposa han alegado motivos de salud y problemas de la edad para no acudir a la cita que tenían hoy en un juzgado de Marbella (Málaga) para declarar en unas diligencias en las que están imputados por un caso de corrupción urbanística. Fuentes judiciales han informado a los periodistas de que el intérprete envió esta semana un fax al Juzgado de Instrucción número 1 marbellí, en el que asegura que está a disposición de la Justicia y que está al tanto de las actuaciones del órgano instructor.

Al no acudir a la comparecencia, se abre la posibilidad de que se libre una comisión rogatoria para continuar con la tramitación de esta causa de 2007 con una veintena de imputados y denominada "Goldfinger", en referencia a la película de 1964 en la que Connery hizo el papel del agente británico James Bond.

Otras fuentes judiciales han explicado hoy a Efe que la comisión rogatoria es una comunicación legal de auxilio de la autoridad española a otra extranjera para que practique actos de instrucción o diligencias en el ámbito territorial de su competencia. El trámite de la comisión rogatoria incluye la posibilidad de que un fiscal español se desplace al país de residencia de Sean Connery y que el juez envíe unas preguntas concretas a su homólogo para trasladarlas al actor.

El magistrado del caso, Ricardo Puyol, advirtió en su momento en una providencia de que, en caso de incomparecencia de los encausados, "podrán utilizarse todos los medios legales previstos tanto en la legislación nacional como internacional para obligarles a ello". Medio centenar de periodistas aguardaban la posible llegada de Connery ante el juez, que intenta dirimir si se han cometido delitos, entre ellos de blanqueo de capitales, tras la recalificación de una parcela de Marbella donde estaba el chalé "Malibú" del actor y donde el matrimonio pasó sus vacaciones hasta 1999.

Sobre ese lugar -en primera línea de playa- hay 72 apartamentos de lujo en un edificio de cuatro alturas, terminado entre 2004 y 2005 y conocido con el mismo nombre del anterior inmueble. El titular del juzgado fijó la fecha de la declaración de hoy después de que representantes de las autoridades británicas en España facilitaran el domicilio exacto del matrimonio Connery en Nassau (Bahamas) y trasladaran al magistrado el interés del intérprete por conocer estas actuaciones judiciales.

El juez había ordenado que, junto a las cédulas de citación, se les remitiera a los imputados un resumen del objeto de las actuaciones traducido al inglés. Entre los imputados en esta causa están también el ex alcalde de Marbella Julián Muñoz y el ex asesor de Urbanismo y principal procesado en el mayor caso contra la corrupción en España denominado "Malaya", Juan Antonio Roca.

El juez llegó a protestar ante el Consejo Judicial del Poder Judicial (CGPJ) por una carta del embajador de Reino Unido en España, Giles Paxman, que creyó intimidatoria, que podía ser "un atentado a la independencia de un órgano judicial español" y donde éste dice que el actor podría demandar a los responsables de hacer pública su imputación. "Sir Sean ha manifestado que la mera revelación pública de estos supuestos procedimientos penales no sólo afecta a su imagen pública, sino también le causa un perjuicio financiero notable, evidente y cuantificable", indicó el embajador, que dijo que "el actor escocés se reserva el derecho de poner una demanda contra los responsables".

Sin embargo, el CGPJ acordó por unanimidad que no cabía dar amparo al juez y que éste podía "abordar este asunto mediante la resolución jurisdiccional que proceda dentro de la causa", así como dirigirse al citado embajador si así lo considera oportuno.