La desconfianza de los mercados hunde la deuda española | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

La desconfianza de los mercados hunde la deuda española

El riesgo país de España marca nuevos máximos al rozar los 300 puntos básicos

Salgado dice que España está envuelta en "un ataque al euro" y pide más coordinación a la UE para su defensa

Dice que el déficit del 6% de las Administraciones públicas en 2011 es "innegociable"

nacional

| 30.11.2010 - Actualizado: 23:16 h
REDACCIÓN

La desconfianza de los mercados hunde la deuda española. La prima de riesgo sobre nuestro país vuelve a situarse en niveles máximos, el Ibex ha perdido en el mes que termina casi un 15%, la mayor desde descenso mensual desde octubre de 2008, tras la quiebra de Lehman Brothers, cerrando la sesión con una caída del 0,62%.

Así, la prima de riesgo o desconfianza de los mercados a invertir en España persiste en niveles máximos desde la implantación del euro, según el Gobierno por los ataques "especulativos" que dinamitan los efectos del rescate de Irlanda.

La prima de riesgo, medida por la diferencia entre la rentabilidad del bono español a 10 años y su homólogo alemán, tuvo una evolución dispar a lo largo de una sesión en la que por primera vez desde comienzos de mayo de 1996 rozó 300 puntos básicos (exactamente 298) poco antes de las 10:30 horas.

No obstante, al final de la sesión, la prima de riesgo quedó en 289,3 puntos básicos, ya que la rentabilidad en el mercado secundario del bono español a 10 años subió cuatro centésimas hasta el 5,428%, frente al 2,669% del "bund" alemán, que bajó ocho centésimas.

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía, Elena Salgado, cree que las actuaciones colectivas y acciones especulativas son la causa de la inestabilidad de los mercados, a la que tampoco ha ayudado la convocatoria de elecciones en Irlanda.

"No ha sido desde luego ninguna buena noticia a efectos de la presión sobre la deuda de algunos países europeos", añadió Salgado, que recordó que la presión la sufren los países periféricos de Europa, y en menor medida, Bélgica. Por ello, demandó más coordinación de las instituciones de la UE para defender la moneda única.

En respuesta a una pregunta del senador de CiU Jordi Vilajoana durante la sesión de control al Gobierno en el Senado, Salgado explicó que el ataque de los mercados está afectado a España, pero también a Grecia, Irlanda, Portugal, Italia y, en menor medida, a Bélgica, países que suponen el 40% del PIB de la UE.

Ahora bien, la ministra de Economía y Hacienda, quien enfatizó que las elecciones en Irlanda "no han sido una buena noticia" en el actual clima de "fuertes tensiones", también aclaró que España se encuentra en mejor situación que el resto de las 'víctimas' de los ataques para aguantar la tormenta que "ha vuelto a arreciar" hoy.

Según dijo, España cuenta con un nivel de deuda aún un 20% por debajo de la media de la UE y un coste de emisión de deuda en mínimos históricos, situado en el 3,60%. Además, remarcó que la cobertura de las emisiones del Tesoro Público sigue siendo suficiente para cumplir los objetivos de financiación.

Mientras que para el secretario de Estado de Economía, José Manuel Campa, "no se puede reaccionar a fluctuaciones de uno o dos días del mercado, sobre todo en momentos en que dadas las tensiones la percepción es que la liquidez es menor que en situaciones normales del mercado".

En este sentido añadió que "a corto plazo hay muchas fluctuaciones" y que "ahora estamos en unos momentos de turbulencias" por lo que "lo importante es ejecutar las políticas planteadas y los mercados responderán a ese sentimiento". Por ello Campa consideró que "no podemos reaccionar a las fluctuaciones de uno o dos días sobre todo, en momentos en que dadas las tensiones, la percepción es que la liquidez es menor que en situaciones normales del mercado".

Anteriormente, por la mañana, la vicepresidenta económica culpó a Irlanda del aumento de la desconfianza sobre España, y veladamente también a la canciller alemana Merkel. Salgado admió que el rescate de Irlanda no ha sido suficiente. Se ha referido como causas de la actividad especulativa especialmente a "la incertidumbre de los inversores a largo plazo sobre el alcance de las nuevas cláusulas de acción colectiva", es decir, durante cuánto tiempo van a tener validez.

Las declaraciones de la responsable de la economía española llegan después de que los ministros de Finanzas de la zona del euro hayan llegado a un acuerdo sobre la cómo involucrar al sector privado en las resoluciones de las crisis.

Ese pacto fue interpretado como una suavización de las exigencias de Berlín, que deseaba una mayor aportación de los inversores privados.

La presión alemana para que el ámbito financiero privado soporte parte del coste de los rescates a partir de 2014, cuando caduca el fondo temporal aprobado tras la crisis de Grecia, tendría para Salgado parte de culpa de las tensiones que se mantienen en países como España, aunque la ministra ha citado también a otros países como Italia o, "en menor medida", Bélgica.

Sin embargo, ante la preocupación por la desconfianza en los mercados de deuda, el grupo del PP en el Congreso pidió hoy la comparecencia urgente de Salgado ante el Pleno de la Cámara Baja, al tiempo que el ex jefe del Gobierno Felipe González advertía de que la UE podría tener que poner en marcha en enero o febrero de 2011 nuevos rescates.

Operaciones que el ex presidente ve si no se adoptan medidas urgentes ante los especuladores y el Banco Central Europeo (BCE) no ayuda a comprar deuda, en línea con el argumento del portavoz del grupo socialista en el Congreso, José Antonio Alonso.

Según José Luis Martínez, analista de Citi, el mercado no funciona y no hay liquidez, lo que explica la evolución de los diferenciales, tanto del español como del italiano o el belga, que también están "ardiendo" en un contexto de "riesgo y miedo".

Por eso descartó que se pueda hablar de un nivel máximo para la prima de riesgo de España el mismo día que su entidad publicaba un informe en el que ve durante toda la primera mitad de 2011 el diferencial de la deuda española en 300 puntos básicos.

En cualquier caso, insistió en que lo que el mercado pide son "medidas contundentes y rápidas, tanto en España como a nivel europeo".

En el mismo sentido, el departamento de análisis de Bankinter indicó que "el mercado continúa sin fundamentos e interpreta que las medidas aplicadas en Europa sólo son soluciones a corto plazo (...) e insuficientes para poner fin a la desconfianza que rodea a la deuda soberana".

Otro indicador de la confianza de los inversores, los seguros de impago de deuda o CDS españoles, acabaron la sesión en 361.010 dólares para cubrir el riesgo de impago de 10 millones de dólares en bonos españoles a 10 años, con lo que superaba los 344.000 dólares de la apertura.

En este sentido añadió que "a corto plazo hay muchas fluctuaciones" y que "ahora estamos en unos momentos de turbulencias" por lo que "lo importante es ejecutar las políticas planteadas y los mercados responderán a ese sentimiento". Por ello Campa consideró que "no podemos reaccionar a las fluctuaciones de uno o dos días sobre todo, en momentos en que dadas las tensiones, la percepción es que la liquidez es menor que en situaciones normales del mercado".

SOLICITAN AL BCE QUE COMPREN DEUDA

Mientras, diversas personalidades próximas al PSOE ha recamado hoy un papel más activo del Banco Central Europeo. Así el ex presidente del Gobierno Felipe González ha hecho un llamamiento este martes al Banco Central Europeo (BCE) para que se decida a comprar deuda pública de los Estados miembros que están sufriendo el acoso de los mercados si quiere evitar un rescate de Portugal, aunque no llegó a mencionar expresamente el nombre del país ibérico.

"Si sólo el Banco Central Europeo hiciera la tercera parte del esfuerzo en compra de deuda pública (que hizo) la Reserva Federal (de EEUU) para casi el doble de ciudadanos y más Producto Interior Bruto, la especulación se acababa", aseguraba.

De la misma línea de actuación se ha mostrado partidario el portavoz parlamentario del PSOE, José Antonio Alonso que reclamaba un papel más activo del Banco Central Europeo ante los ataques especulativos contra la zona euro.

EL PP APELA A LA TRANSPARENCIA Y PIDE LA COMPARECENCIA DE SALGADO

El grupo del PP en el Congreso ha presentado una petición de comparecencia urgente de la vicepresidenta económica, Elena Salgado, para que, en virtud de la transparencia que la ministra demanda, explique la situación de los mercados de deuda. Así lo ha anunciado la portavoz de los populares en la Cámara Baja,Soraya Sáenz de Santamaría quien ha puntualizado que la comparecencia, si se celebra, habrá de llevarse a cabo ante el pleno, y no ante la respectiva comisión parlamentaria.

Sáenz de Santamaría ha reconocido que la deuda española vive "un momento muy complicado", similar al panorama del pasado mes de mayo, antes de los recortes, y urge la adopción de medidas y de reformas estructurales. El objetivo del PP, en instar a Salgado a que aclare "cómo va a reaccionar el Gobierno" con objeto de frenar las especulaciones y aclarar las "dudas", como las del comisario Joaquín Almunia.

El PP confía en contar con el apoyo de algunos grupos minoritarios en la votación de esta iniciativa, aunque "todo dependerá del Gobierno" y del PSOE, indican fuentes de la dirección del PP en el Congreso.

Por su parte, el portavoz parlamentario del PSOE, José Antonio Alonso,considera que el Gobierno está cumpliendo sus "compromisos", trabaja para reducir el déficit y aborda las reformas estructurales necesarias, de manera que "no hay ningún motivo para dudar" de la solvencia de España.

Según Alonso el PP debería abandonar su "obsesión" por las elecciones anticipadas ya que a su entender "sólo generarían inestabilidad" y no darían soluciones.