Salgado dice que la crisis de Portugal es política y habrá que esperar para ver las consecuencias

El ejecutivo de Zapatero cree que no hay que "anticipar ningún acontecimiento".

Almunia dice que España es "capaz de vencer" la especulación de los mercados gracias a las reformas

nacional

| 24.03.2011 - 14:55 h
REDACCIÓN

El vicepresidente de la Comisión Europa y comisario de Competencia, Joaquín Almunia, ha asegurado que España es "capaz de vencer" los intentos de especulación de los mercados gracias a las reformas "necesarias" que ha llevado a cabo y ha añadido que la economía española está "claramente separada" de la de países como Portugal, Irlanda o Grecia. En el encuentro 'Perspectivas KPMG', organizado junto con Europa Press, Almunia no descartó que tras los últimos acontecimientos en Portugal se puedan producir ataques especulativos sobre la economía española, pero afirmó que España "hace lo que debe hacer".

En este sentido, añadió que no conoce ningún mercado en el que no existen inversores con pretensiones especulativas, pero asegura que con su regulación y las decisiones que adoptan los gobiernos "se les puede hacer perder mucho dinero a los especuladores". "Espero que eso suceda", añadió.

Asimismo, recalcó que cualquiera que esté pendiente de los mercados financieros y analice la evolución de los diferenciales de deuda y los seguros de impago de la economía española puede constatar que "desde hace algún tiempo" la evolución de los indicadores de España está "claramente separada" de la de otros países de la zona euro como Portugal, Irlanda y Grecia. Según el comisario europeo, este hecho tiene una "explicación clara" en las medidas adoptadas por el Gobierno español y que eran "estrictamente necesarias".

CRISIS EN PORTUGAL

Preguntado por si Portugal finalmente tendrá que recurrir a la ayuda financiera de la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), Almunia afirmó que no lo sabe, pero cree "que no".Sobre la dimisión del primer ministro portugués, José Sócrates, el comisario europeo ha defendido que, desde que tomó posesión de su cargo, ha gobernado "con coraje" y ha afrontado muchas de las reformas que Portugal necesitaba y necesita.

En este sentido, ha añadido que le "entristece" lo sucedido ayer en Portugal y ha considerado que, si finalmente no se puede recomponer la situación en el país, el Gobierno de Sócrates habrá "caído con mucha dignidad".