Rubalcaba pregunta al PP "de qué recuperación habla"

Advierte que "lo peor está por venir" para los pensionistas

El PP destaca la "verdad" y el "rigor" de unos Presupuestos que suponen "un cambio de tendencia"

nacional

| 29.09.2013 - Actualizado: 19:27 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha rebatido este domingo la visión del PP de que los nuevos Presupuestos Generales del Estado (PGE) marcan el camino hacia "la recuperación" preguntándole "de qué recuperación habla". "Lo único que recuperan es la congelación del sueldo de los funcionarios", ha remachado.

Al hilo de ello, en su intervención en el Congreso del PSdeG, Rubalcaba ha subrayado que esta decisión no responde a criterios "económicos", sino que, como ha interpretado, el PP opta por "castigar a los funcionarios" para "deprimir el servicio público".

Porque, según sus propias palabras, "cuando se deprime lo público, siempre hay alguien en el sector privado dispuesto" a asumir esa función. Así las cosas, ha profundizado, la congelación del sueldo de los empleados públicos no entra en la categoría de "medidas económicas". "Tiene una profunda carga ideológica", ha advertido.

Además, el líder socialista ha negado el "milagro" del que habla el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y criticado las palabras de la titular de Empleo, Fátima Báñez, "dando por certificado el fin de la crisis".

"`Con seis millones de parados!", ha exclamado, antes de recordarle a los padres que ahora "pagan un 13 por ciento más por los libros de texto" o a los investigadores que "se quedan sin becas". "Ellos no salieron de la crisis", ha incidido, y ha hecho una mención aparte con los pensionistas para pronosticar que, para ellos, "lo peor está por venir".

"FAVORECER" PENSIONES PRIVADAS

Precisamente, sobre la reforma del sistema de pensiones, Rubalcaba ha criticado que el Gobierno trate de aprobarla "a toda prisa" y sin esperar al ÀdespliegueÀ de la realizada durante el mandato de José Luis Rodríguez Zapatero.

Si entonces se realizó desde una "profunda" convicción en el sistema público de pensiones, como ha mantenido, ahora la pretensión es aprovechar "la coartada de la crisis" para "favorecer" a las empresas de gestión de "pensiones privadas".

Además, ha reiterado que la nueva formulación provocará que los pensionistas actuales pierdan poder adquisitivo durante los próximos 10 años y se ha negado una vez más a modificar "ni una coma" sin contar con el "acuerdo" de los sindicatos.

"NOS ALEGRAMOS"

De vuelta sobre los datos económicos, ha admitido que hubo cifras "positivas" tras el verano, pero ha rechazado que sea el fin de la crisis. En este punto, ha preguntado a los populares "a quién están tratando de engañar", toda vez que "no hay consumo, ni crédito".

Tras hacer hincapié en que los socialistas se "alegran" cuando la temporada turística es "buena", cuando las exportaciones "van bien" o cuando baja la prima de riesgo, ha señalado que actualmente existe una Àlacerante desigualdad" que se verá agravada por los presupuestos.

Así, crítico con "contratos de verano de 500 euros por 12 horas sirviendo mesas", ha prometido también que "a la reforma laboral le queda lo mismo que al Gobierno de Rajoy: dos años".

El PP DESTACA LA VERDAD Y EL RIGOR DE UNAS CUENTAS QUE SUPONEN UN CAMBIO DE TENDENCIA

El portavoz económico del Grupo Popular en el Congreso, Vicente Martínez Pujalte, ha defendido la "verdad" y el "rigor" que tienen los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2014 presentados por un Gobierno que, según ha dicho "dice la verdad a los ciudadanos" y anticipan "un cambio de tendencia" en la economía española.

Durante una rueda de prensa, Pujalte ha asegurado que los Presupuestos "se van a cumplir" dejando de lado "el buenismo del zapaterismo" y las "ensoñaciones" de los socialistas "de llevar a las cifras lo que a uno le gustaría, aunque no se cumpliera, y dejar a España en la quiebra". Frente a ello, ha indicado que el PP "se centra en poner cuantificadamente la verdad en los ingresos y los gastos y en las previsiones económicas".

En este sentido ha acusado al líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, de mentir. "Yo podría decir eso de dime de que te acusan y te diré de qué carece el que te acusa. Rubalcaba carece de la mas mínima credibilidad porque es el político que en la historia de la democracia más veces ha intentado engañar a los ciudadanos, desde que era portavoz del Gobierno con Felipe González hasta recientemente", ha declarado.

Del mismo modo, ha apuntado que el Gobierno tiene actualmente una "mayoría sólida" que le permite saber que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2014 "serán aprobados en la cámara el día señalado". "Presentar unos presupuestos y saber que te los van a aprobar, ya le gustaría a Artur Mas, por ejemplo, y a otros dirigentes europeos", ha declarado.

Según ha explicado el PP está "dispuesto a negociar con los grupos" pero "los ciudadanos tienen que saber que el Gobierno tiene estabilidad política absoluta" y que afronta esta etapa con "una seguridad física y estabilidad parlamentaria" que, a su juicio, son bases para "garantizar el futuro de la economía española".

UN "CAMBIO DE TENDENCIA"

Por otra parte, el portavoz de los 'populares' ha reconocido que la crisis "no ha acabado" pero, en su opinión, estos PGE significan "un cambio de tendencia". "Lo que era crecimiento negativo se ha convertido en positivo, que se consolidará con estos presupuestos; lo que era destrucción de empleo masivo, se ha convertido en unos últimos trimestres y meses de mejoría en los datos, la caída brutal de consumidores e inversores se esta recuperando", ha apuntado Pujalte, para añadir que "hay un cambio real" y eso significa que España va "por el buen camino".

Pujalte también ha destacado entre los objetivos del Gobierno el que estos presupuestos sean "un instrumento al servicio de las personas" y no "un campo político para pelearse PSOE y PP" como, según ha indicado "quiere el PSOE".

"Queremos instrumentos al servicio de las personas mas allá del debate político. En eso queremos convertir el trámite parlamentario, viendo aquellas cosas que mejorarían la vida de los ciudadanos, pero con el rigor para que se cumplan", ha señalado.

Finalmente, ha destacado que se puede decir que España "ha pasado del rescate de aquellas horas en que Zapatero dejó la economía la borde de ser intervenida, al respeto internacional". "Hoy podemos decir que estamos ante unos presupuestos que los analistas valoran positivamente", ha concluido. "EL ENFERMO YA NO ESTA EN LA UCI"