Rubalcaba pide a Rajoy "urgencia" ante el resultado "nefasto" de su política

Griñán pide a Rajoy que convoque un gran pacto social frente a la crisis

nacional

| 09.06.2016 - Actualizado: 18:27 h
REDACCIÓN

Enlaces Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha contestado este lunes al presidente del Gobierno que más que "paciencia" lo que hay que tener es "urgencia" para "hacer algo" y cambiar la política económica porque España camina hacia una "situación dramática".

Así ha contestado Rubalcaba, tras asistir a un desayuno informativo del presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, a Rajoy después de que el domingo afirmara que el Ejecutivo "sabe a dónde va" y pidiera "paciencia" argumentando que la reducción del déficit, las reformas y la reestructuración del sistema financiero "no se hacen de un día para otro".

"Ayer el presidente habló de paciencia y yo le pido urgencia para hacer algo. Hay que hacer algo, hay que cambiar cosas, hay que cambiar la política económica porque es evidente que con esta política en España y en Europa vamos a una situación dramática", ha advertido.

BUSCAR OTROS CAMINOS

El líder del PSOE considera que es necesario "dar esperanza a los ciudadanos", por lo que ha dicho al Gobierno que los socialistas están "dispuestos a hablar de cambio, de ideas", ya que, en su opinión, "no se trata de paciencia, de lo que se trata es de urgencia, de cambiar y de empezar a buscar otros caminos para crecer y crear empleo".

Para Rubalcaba, es "evidente" que 15 meses después, las políticas del Ejecutivo de Rajoy están dando "unos resultados nefastos", de modo que ha insistido en sus palabras del pasado sábado, cuando dijo al presidente que "se deje ayudar".

"Le dije el sábado al presidente que se dejara ayudar, que estábamos poniendo ideas encima de la mesa y sobre todo voluntad de diálogo, no sólo el PSOE, sino el conjunto de las fuerzas políticas y de los agentes sociales", ha indicado.

GRIÑÁN PIDE A RAJOY QUE CONVOQUE UN GRAN PACTO SOCIAL FRENTE A LA CRISIS

El presidente de Andalucía y del PSOE, José Antonio Griñán, ha llamado hoy a Rajoy a "convocar a todos" los partidos y agentes sociales a una mesa de diálogo para salir de la crisis y le ha advertido de que, si no lo hace, "con su equivocación pasará a ser el único responsable de la destrucción de cientos de miles de esperanzas y esa será su herencia".

"Hay que convocar a todos. Éste es un momento en el que hay que jugársela. Piensa el señor Rajoy que no haciendo nada más que esperar será suficiente; se equivoca", ha argumentado Griñán, para quien "si Rajoy puede esperar, la mayoría de los españoles no pueden".

El presidente andaluz, que ha hecho este llamamiento en un desayuno informativo del Fórum Europa, ha explicado que el diálogo que reclama tendría cuatro objetivos: un pacto por el empleo, una apuesta clara por la modernización de la economía, un pacto por la consolidación fiscal y una estrategia nacional contra la exclusión social.

Griñán, al que su amiga Rosa Conde ha presentado como un político "perfectamente socialdemócrata", ha sostenido que en "ninguna rama del conocimiento anida tanto el fundamentalismo como en la economía" y ha arremetido contra la "cerrazón" y la "soberbia" del Gobierno de Mariano Rajoy.

A escucharle han acudido el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, miembros de la dirección del partido, como Óscar López y Trinidad Jiménez, destacados socialistas como Carmen Chacón, José Bono y Tomás Gómez, y las andaluzas Amparo Rubiales y Susana Díaz.

En su conferencia, el presidente de la Junta ha advertido de lo "muy peligroso" que es el "fundamentalismo" económico y el "desprecio a sus consecuencias sociales" y ha defendido que España está todavía "a tiempo" de dar un "cambio de rumbo".

Griñán ha hablado de desesperanza, malestar social, sufrimiento, desigualdad, del resurgimiento de lo partidos nazis y los líderes populistas en diversos países de Europa y ha denunciado que la "fatiga de la crisis es el hartazgo y el enfado de escuchar que estamos mejorando, el mismo día que sobrepasamos con creces los seis millones de parados".

Ha insistido en que los daños después de cinco años de crisis son de tal envergadura que los partidos deberían sentarse juntos a "analizar las cosas" y se ha mostrado convencido de "lo peor sería hacer tabla rasa de todo o mantener el rumbo actual".