Rosa Díez hace un último llamamiento al voto "crítico y libre"

nacional

| 19.11.2011 - 02:06 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La líder de Unión, progreso y Democracia (UPyD) ha realizado este viernes un último llamamiento al voto "crítico y libre" de aquellos ciudadanos que no están dispuestos a que "les metan en un saco" y quieren "tomar de la solapa a los partidos viejos" para obligarles a defender los derechos de todo el mundo y "devolver la ética a la política".

En el último acto de campaña electoral, celebrado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid ante más de medio millar de simpatizantes, Rosa Díez ha animado a realizar un último esfuerzo antes del 20N y se ha dirigido directamente a quienes se sienten "huérfanos políticamente" y están dispuestos a "hacer autocrítica y ejercer el libre albedrío".

"Convoco a todos los españoles que creen en estas ideas, que comparten esta esperanza, para que sean los protagonistas y el próximo domingo ganen ellos las elecciones", ha proclamado la candidata de UPyD arropada por sus compañeros que ocupan los primeros puestos en la Comunidad de Madrid y el candidato al Senado, Alvaro Pombo, y segura de que la formación logrará unos resultados históricos el próximo domingo.

Rosa Díez ha tenido un recuerdo especial para aquellos ciudadanos que ven a UPyD como "la última esperanza" para creer en la política y ha lamentado que su formación haya sido la única que ha actuado como "partido de Gobierno" durante la campaña, realizando un análisis de la situación y ofreciendo soluciones.

"Había muchos ciudadanos esperando a UPyD, que eran de un partido que aún no existía", ha asegurado tan sólo dos días antes de las que serán sus segundas elecciones generales. "Tenemos que hacer un último esfuerzo, hablar con la gente que nos rodea", ha insistido consciente de que "cada voto vale" para alcanzar su objetivo de lograr grupo parlamentario propio.

Y en este punto, ha asumido el compromiso de actuar como "un contrapoder" en el Congreso de los Diputados y evitar que socialistas y 'populares', a los que ve como los partidos "viejos", caigan "en la tentación de pagar el chantaje". Frente a ello, ha garantizado que UPyD defenderá a todos los españoles, "no a una región frente a otra ni a unas siglas".

"La política no está para defender sentimientos ni identidades, está para garantizar derechos", ha proclamado provocando los aplausos de sus simpatizantes e incluso algún grito de "presidenta". "Y estaremos 24 horas al día de servicio de guardia", ha avisado.

PLANTAR CARA

La líder de la formación magenta ha insistido en la necesidad de plantar cara a la crisis "de valores, económica, política y social" que a su juicio asola España y ha hecho hincapié en garantizar la educación, la sanidad y una justicia "de calidad e independiente".

"En la España que yo quiero no hay indiferencia, hay pasión por la democracia y la política", ha desvelado tras desgranar las principales líneas de su programa electoral y asegurar que este logro "es posible" si los ciudadanos deciden "votar un proyecto que coincida con el corazón y la cabeza".

En cuanto a la situación económica, ha reconocido que las cosas están "muy mal", pero ha sostenido que "no es tan difícil" superar la coyuntura si se es consciente de que es posible cambiar las cosas "y no nos resignamos a vivir en la mediocridad". "Este país no aguanta más de esto que tenemos --ha subrayado--. No es que Bruselas no se fíe de ellos, es que no nos fiamos nosotros".

UPyD ha contado en este acto con el respaldo del dramaturgo Albert Boadella, quien defendido que el único partido que defiende la igualdad de todos los españoles y "capaz de dinamitar el bipartidismo", algo que ve como "lo más cercano al partido único". Además, ha celebrado que la formación congrega a todo tipo de personas. "Incluso yo, que soy un tipo extravagante y contradictorio", ha bromeado.

UPyD, LA ESCOBA QUE TOMARAN LOS CIUDADANOS

Antes ha tomado la palabra el escritor Alvaro Pombo, que espera obtener un escaño en el Senado y que ha celebrado el nacimiento de UPyD como un nuevo espacio político "que acoge a todos". En este punto ha coincidido el 'número dos' de Rosa Díez, Carlos Martínez Gorriarán, quien además ha pronosticado que la formación obtendrá grupo parlamentario propio "con toda seguridad".

Gorriarán ha animado a "sustituir un sistema político que ya no da más de sí" y ha advertido de los planes del candidato del PP, Mariano Rajoy, si gana las elecciones. "Piensa incluir a algún ministro nacionalista si le dejan, su propósito es dejarlo todo tal y como está", ha avisado.

También han tomado la palabra los siguientes en la lista de Madrid, como Alvaro Anchuelo, número tres, que ha definido a UPyD como "la escoba" que el próximo domingo tomarán los españoles para "barrer" de las cajas de ahorro a quienes "las han atracado desde dentro" o las instituciones innecesarias.