Rajoy no descarta que el PIB crezca más de un 3% este año

Destaca que España ya ha recuperado "el nivel de riqueza que teníamos antes de la crisis"

"Seguimos creciendo a la cabeza de Europa", ha insistido, una evolución que es compatible con la creación de empleo

Avisa a Sánchez e Iglesias que "la ansiedad no conduce a nada"

Ve en la capacidad de pactar del Gobierno el ejemplo de su liderazgo

nacional

| 28.07.2017 - 13:06 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha destacado que las "espléndidas" cifras de la economía española hacen "más que probable" que España crezca este año "al menos al 3%" y alcanzar el objetivo de 20 millones de ocupados antes del año 2020. Así lo ha señalado durante una intervención en La Moncloa para hacer balance del curso político antes de las vacaciones de verano y tras la reunión del Consejo de Ministros, en la que ha destacado que España se encuentra en el cuarto año de crecimiento y el tercero en el que crecerá "al menos" un 3% anual. "Hoy podemos afirmar que hemos recuperado el nivel de riqueza que teníamos antes de la crisis", comentó el presidente del Gobierno.

Rajoy ha calificado de "espléndidos" los datos del PIB adelantados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que apuntan a un crecimiento del PIB del 0,9% en el segundo trimestre, una décima más que en el trimestre anterior, y a una tasa interanual del 3,1%, también una décima superior a la registrada en el primer trimestre.

Con estas cifras, ha subrayado el presidente, España "ha recuperado ya el nivel de riqueza que tenía antes de la crisis" y el PIB se sitúa también en niveles de 2008, al tiempo que ha resaltado que España está creciendo por encima de la media europea y que, gracias a las reformas, "se ha vuelto más competitiva, dinámica y resistente".

"Tenemos problemas y algunos son muy serios, pero no es menos cierto que podemos afrontarlos con un país mucho más fuerte y más recuperado en todos los aspectos", ha afirmado.

Asimismo, ha resaltado que el crecimiento económico se está traduciendo en una "intensa" creación de empleo y para ilustrar esta afirmación ha echado mano de algunos de los datos reflejados por la Encuesta de Población Activa (EPA) del segundo trimestre, publicada ayer por el INE. Así, ha destacado que el paro registró entre abril y junio la mayor reducción de la historia de la EPA y la creación de 375.000 empleos, el equivalente a 4.000 al día. En este sentido, ha hecho hincapié en que desde el peor momento de la crisis se han recuperado ya casi 1,9 millones de empleos y ya se está "muy cerca" de alcanzar los 19 millones de ocupados. "El objetivo de llegar a los 20 millones de ocupados se puede conseguir incluso antes de 2020", ha dicho el presidente, que, en todo caso, ha recordado que para que se cumplan las previsiones España debe seguir comprometida con la consolidación fiscal y las reformas estructurales.

DESTACA LA CAPACIDAD DE DIÁLOGO DE SU EJECUTIVO

El presidente del Gobierno ha valorado la "capacidad de diálogo" del Ejecutivo y ha agradecido a los grupos que han permitido sacar adelante los Presupuestos de 2017, al tiempo que ha dicho esperar poder sacar adelante las cuentas públicas de 2018.

Mariano Rajoy, ha subrayado hoy que la capacidad de pactar demostrada por el Ejecutivo es el mejor ejemplo de liderazgo en un momento de gran fragmentación política, y ha agradecido la colaboración de Ciudadanos, el PNV, Coalición Canaria y Nueva Canarias. Según Rajoy, gracias a esos grupos políticos, además de a partidos coaligados con el PP como UPN, Foro Asturias y el Partido Aragonés, se ha logrado que la capacidad de diálogo se haya impuesto a una situación de "bloqueo". "Con ellos, entre todos, estamos demostrando que la política más útil es aquella que busca el interés común por encima de tacticismos rancios y de vuelo corto", ha recalcado en rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa para hacer balance del curso político.

Esa "capacidad de pactar" es, en opinión del presidente, el "mejor ejemplo de liderazgo" en una situación de fragmentación política.

"Pretender encasquillarse en el bloqueo permanente", en "perjuicios sectarios" o en "políticas de escaparate sólo conduce a exclusiones en una etapa en la que nadie debería quedar al margen de la recuperación de España", ha afirmado.

Mariano Rajoy, ha reprochado a los líderes de PSOE, Pedro Sánchez, y Podemos, Pablo Iglesias, que reclamen una nueva comparecencia suya por el caso Gürtel y les ha advertido de que "la ansiedad no conduce a nada" y "lo exagerado acaba por ser irrelevante". Además, dos días después de declarar en el juicio por este caso, Rajoy ha asegurado que su disposición a colaborar con la justicia será "siempre total". "Soy el presidente, sé lo que es la ley y la división de poderes y haré siempre lo que se me pida", ha añadido.

Lo importante para Rajoy es que el Gobierno está cumpliendo los compromisos que se fijó en la investidura con esa disposición abierta al diálogo y una "sincera voluntad" de entendimiento.

Tras poner en valor la "estabilidad" del Gobierno, Rajoy ha incidido en que el Ejecutivo ha superado en este curso político "con absoluta tranquilidad" una moción de censura que, a su juicio, "solo ha servido para demostrar que no existe una mayoría alternativa".

Además de la aprobación de los presupuestos y del techo de gasto, Rajoy ha puesto en valor la aprobación de medidas como un plan extraordinario de inversión carreteras, la elaboración estatuto víctimas delito, el plan de convivencia escolar y el pacto de Estado contra la violencia machista, entre otras. Iniciativas que se han alcanzado con acuerdo con otras fuerzas políticas y que ponen de manifiesto, según el presidente, que "la capacidad de diálogo se ha impuesto frene a una compleja situación bloqueo que podría existir en el Parlamento".