Rajoy: "Los datos son muy buenos. Lo importante es mantener la velocidad de crucero"

Los líderes populares europeos arremeten contra el populismo y las recetas de la izquierda

Samaras afirma que "el talón de Aquiles del populismo es que desilusiona"

Kenny recuerda lo cerca que estuvo Irlanda de proteger bancos con el Ejército

nacional

| 22.10.2015 - 15:31 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que los datos de reducción del paro que se han conocido este jueves "son muy buenos" pero ha recalcado que "lo más importante" es "seguir ahora en esta velocidad de crucero", ya que, "si hacen las cosas bien" en la próxima legislatura se pueden crear dos millones de puestos de trabajo en cuatro años.

Así se ha pronunciado a su llegada al Congreso del PPE que se celebra en Madrid pocas horas después de que se haya conocido el dato del paro, que bajó en 298.200 personas en el tercer trimestre del año respecto al trimestre anterior, un 5,8% menos, su mayor descenso en un tercer trimestre desde que estalló la crisis económica. según datos de la Encuesta de Población Activa (EPA).

A dos meses de las elecciones generales, el jefe del Ejecutivo ha avisado de que si en la próxima legislatura hacen "las cosas bien", se pueden crear "500.000 puestos de trabajo cada año, es decir dos millones de puestos de trabajo". "Los datos de hoy nos permiten decir que esto es muy posible porque este año son más de 500.000 personas las que han encontrado un puesto de trabajo", ha apostillado.

Rajoy ha explicado que, una vez que se ha "reducido" el paro, ahora "lo importante" es "perseverar" y "mantener la misma política económica". A su entender, eso es "fundamental" porque "garantiza completamente las pensiones" y permite "mejorarlas", al tiempo que "aumenta la recaudación" como "se está produciendo ahora en España" y, "por tanto, mejorar los servicios públicos".

Ese es el reto del futuro, el reto de los próximos cuatro años y para eso vamos a trabajar", ha concluido.

GUINDOS DEFIENDE QUE "EL LIDERAZGO POLÍTICO" DE RAJOY HA SIDO "VITAL" EN LA "TRANSFORMACIÓN" DE ESPAÑA

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, reivindicó que "el liderazgo político" del presidente del Gobierno y del PP, Mariano Rajoy, ha sido "vital" en la "asombrosa transformación" de la economía española.

Lo dijo en la mesa Más dinero para invertir, más oportunidades para los ciudadanos europeos, celebrada en el marco del XXIII Congreso que el PP Europeo celebra ayer y hoy en Madrid a sólo dos meses para las elecciones generales del 20 de diciembre.

De Guindos subrayó que la primera razón en la "transformación de la economía española" que calificó de "asombrosa" y "contundente" ha sido "el liderazgo político de Rajoy" que, subrayó, "ha tenido muy claro desde el principio cuál era el objetivo".

"Pero fue contundente en sus mensajes, el liderazgo de Rajoy ha sido vital, a mi modo de ver", destacó el ministro de Economía y Competitividad para insistir en que "estamos en buenas manos" y confiar en que "en los próximos trimestres veremos resultados".

Además, puso en valor como la segunda razón "la mayoría clara en el Parlamento". "La estabilidad política es clave, la lección la hemos aprendido, es esencial y es algo que tenemos que tener en cuenta", defendió.

Guindos, que aseguró que había que reducir el déficit público en más del 50% en una coyuntura muy difícil sobre 2011, destacó que estará "en el 4,2% del PIB este año". "Hemos tenido que tomar decisiones duras pero ya cosechamos los frutos", dijo para poner en valor también las reformas estructurales en el mercado laboral y en el sector bancario.

KENNY RECUERDA QUE IRLANDA ESTUVO A PUNTO DE PROTEGER SUS BANCOS CON EL EJERCITO

El primer ministro de Irlanda, Enda Kenny, explicó en Madrid que en el peor momento de la crisis económica el Gobernador del Banco de Irlanda, Patrick Honohan, le previno de que igual tendría que proteger los bancos con el Ejército.

Kenny, que intervino en las Jornadas de Estudio organizadas por el Partido Popular Europeo, recordó cómo fue avisado de que igual aquel fin de semana tendría que desplegar a los militares para evitar problemas si imponía el control de capitales como en Chipre.

"Estuvimos al borde del precipicio", recordó el primer ministro sin precisar en qué momento fue alertado por el gobernador del Banco de Irlanda cuando le espetó "puede que este fin de semana tenga que poner soldados en los bancos y en los cajeros automáticos".

Sin embargo, y a pesar de todas aquellas dificultades, Kenny mostró hoy en la capital española su confianza en renovar el mandato electoral la próxima primavera, cuando convoque elecciones generales.

Tras afirmar que el "populismo es peligroso para todas las democracias", el primer ministro irlandés atribuyó el mérito de la recuperación económica al esfuerzo y los sacrificios de la población. Aseguró que en Irlanda "el pueblo está dispuesto a asumir sacrificios si hay horizontes de prosperidad".

El líder del conservador Fine Gael, que gobierna en coalición con los Laboristas, añadió que la clave del éxito radica en un "sistema educativo capaz de adaptarse a los desafíos" y subrayó que también hay que "liderar con el ejemplo".

"Ninguna familia salió sin una cicatriz" del desastre que atravesó el país por el pinchazo de la burbuja inmobiliaria y la quiebra del sistema bancario, lamentó Kenny. Sin embargo, aseguró que las rebajas salariales, las reformas económicas, la disminución de algunos capítulos impositivos del IVA. permitieron recuperar la estabilidad y la confianza.

SAMARAS: EL TALÓN DE AQUILES DEL POPULISMO ES QUE DESILUSIONA

El ex primer ministro de Grecia Andonis Samaras ha dicho en Madrid que "el talón de Aquiles del populismo es que desilusiona" y que la mejor manera de luchar contra este es "ser realista y perseverar en nuestro esfuerzo". "El populismo no es una ideología ni un oponente político, es una enfermedad", ha afirmado Samaras, que tuvo que abandonar el poder en Grecia tras las elecciones del pasado enero en favor del izquierdista Tsyriza.

Samaras ha intervenido en un debate sobre populismo organizado por el Centro Wilfried Martens, un "think tank" del Partido Popular Europeo (PPE) que celebró al margen del Congreso de esta formación, la de mayor presencia política en Europa.

El ex primer ministro griego, que dimitió como líder del partido tras el referéndum convocado por Alexis Tsipras, ha calificado el populismo -y no ha dudado en calificar a Tsyriza de populista- como un "tsunami que todo lo arrasa, que promete todo para todos, que convierte en villanos a los oponentes".

Samaras ha recordado en el debate que en el tercer trimestre de 2014 el crecimiento en Grecia fue el mayor de toda la UE y que ahora, tras haber dejado el gobierno, "en 2015 y 2016 sólo hay recesión".

"Cuando la gente se vaya dando cuenta de que el populismo es demagogia, ahí comenzará el cambio", ha dicho Samaras, que se ha lamentado de que el gobierno, por culpa de la elección de presidente de la República, no tuvo los cuatro años -"sólo tuvimos dos años y medio"- para culminar todas las reformas que había planeado.

En el debate sobre populismos también ha intervenido la primera ministra noruega, Erna Solberg; el ministro italiano del Interior, Angelino Alfano, y Pablo Casado, vicesecretario de comunicación del Partido Popular español. Solberg ha dicho que "el populismo es un corrector de la democracia y una manera de saber si no hacemos bien nuestro trabajo".

"No debemos dejar de plantearnos por qué no recibimos el apoyo de la población, por qué hemos olvidado los dilemas de cada día", ha explicado la primera ministra noruega, quien apostó por "combatir el elitismo en los partidos políticos".

El ministro italiano del Interior, Angelino Alfano, ha explicado la situación en Italia donde, ha dicho, hay dos tipos de populismo: el que representa Beppe Grillo, con un mensaje de confrontar "corrupción-honestidad, lealtad-deslealtad", y el de la Liga Norte". "Todo esto se ha desencadenado por la crisis económica, la rabia social contra la susodicha casta, y contra las decisiones de Bruselas", ha concluido Alfano.

Casado ha señalado que "en España el populismo no aguantaría sin el soporte de los socialistas" y vinculó la estrategia de Podemos con la del comunismo: "Prometer humo" con medidas que luego no pueden cumplir. "Les gustan tanto los pobres que los multiplican", ha añadido Casado, quien se ha mostrado "optimista" al vaticinar que en España el PP con Mariano Rajoy a la cabeza ganará las elecciones y "los populistas no llegarán al poder".