Rajoy invita a la oposición a "apoyar al Gobierno" si quiere pactos de Estado

Advierte a Rubalcaba que financiar su plan obligaría a someterse a las condiciones de los países rescatados

Afirma que le "gustaría" bajar el IRPF en 2014 e incluso este año, pero depende del crecimiento

Rajoy (Rajoy)

nacional

| 06.05.2013 - 20:34 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, invitó este lunes a los partidos políticos de la oposición a "apoyar" en el Parlamento las reformas que presentan sus ministros si creen que es necesario alcanzar un pacto de Estado para salir de la crisis económica.

Rajoy hizo estas declaraciones durante una rueda de prensa en el Palacio de La Moncloa al término de su reunión con el nuevo primer ministro de Italia, Enrico Letta, al que recibió dentro de la gira internacional que está llevando a cabo por Europa con motivo de su reciente nombramiento.

El jefe del Ejecutivo español adujo que "hay magníficas oportunidades" todas las semanas en el Parlamento para que la oposición secunde las reformas gubernamentales y se mostró dispuesto a "escuchar a quien quiera" proponer nuevas ideas para buscar un "entendimiento".

Rajoy advirtió, no obstante, de que "lo único que no se puede hacer es volver a las políticas que nos han traído aquí", en alusión a las medidas de incremento de gasto y elevación del déficit público que puso en práctica su antecesor, el socialista José Luis Rodríguez Zapatero.

ADVIERTE A RUBALCABA

Mariano Rajoy, ha advertido este lunes al secretario general de los socialistas, Alfredo Pérez Rubalcaba, que financiar el plan del PSOE de utilizar 30.000 millones del rescate bancario para créditos obligaría a España a someterse a las condiciones de los países rescatados.

"Eso supone un cambio en la condicionalidad macroeconómica. El hecho de pedir recursos impone obligaciones a nuestro sector financiero y sería parecido a las obligaciones que se imponen a otros países que han pedido dinero y que se conoce como rescate", ha declarado Rajoy tras reunirse en el Palacio de la Moncloa con el primer ministro italiano, Enrico Letta.

Así ha valorado la propuesta que ha presentado el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, de utilizar 30.000 millones de euros del rescate bancario del Mecanismo Europeo de Estabilidad para facilitar créditos que reactiven la economía real y permitan a las familias con dificultades renegociar sus hipotecas.

Frente a esa propuesta del PSOE, el jefe del Ejecutivo ha apostado por otras "fórmulas", como continuar la reestructuración del sector financiero, poner a disposición de las empresas 45.000 millones a través del ICO o que el Banco Europeo de Inversiones (BEI) ayude a las pymes.

LOS IMPUESTOS

Rajoy ha afirmado que le "gustaría" bajar el IRPF en 2014, y "si pudiera, lo haría ya este mismo año", pero dejó claro que eso depende del crecimiento económico.

En rueda de prensa tras la reunión mantenida con el primer ministro italiano, Enrico Letta, en el Palacio de la Moncloa, Rajoy reiteró que el compromiso alcanzado con Bruselas en el marco del Plan Nacional de Reformas y del Programa de Estabilidad 2013-2016 es volver a situar el IRPF en el nivel en el que estaba cuando accedieron al poder "a más tardar" en 2015, una vez que el país tenga ya unas "bases sólidas" de recuperación.

Rajoy señaló que hay quienes le piden que suba los impuestos y otros que los baje. "La moderación, la prudencia y el futuro aconsejan mantenerlos este año y ver que pasa en 2014, pero en 2015 se bajarán seguro", aseguró.

El presidente del Ejecutivo dejó claro que no está a favor de mantener impuestos elevados, "no lo he estado nunca", si bien reconoció que tiene que haber impuestos para mantener servicios púbicos, la sanidad, la educación y, en definitiva, el modelo de bienestar europeo "que hay que preservar".

Reconoció además que la subida de impuestos no estaba en el programa electoral del PP. "Pero un gobernante no debe olvidar la realidad", dijo, y recordó que España ha superado una crisis financiera y de deuda en 2012 en el que la prioridad era reducir déficit para genera confianza y credibilidad.

"Este año la senda de déficit es más razonable y ya no tendremos que hacer ni subidas de impuestos importantes ni bajadas grandes de gastos", señaló.

Así, Rajoy recalcó que España está trabajando para eliminar los desequilibrios "para luego generar empleo", y subrayó que "este año estamos mejor y el que viene estaremos todavía mejor".