Rajoy sorprendido porque se "festeje" el endurecimiento de las pensiones

Dice que el PP será "constructivo" pero reclama al Gobierno que aclare las "ventajas y desventajas" del nuevo sistema

Anuncia que hará de la creación de empleo el eje de su programa electoral

nacional

| 03.02.2011 - 13:48 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El presidente nacional del Partido Popular, Mariano Rajoy, ha exigido este jueves al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero que explique las "ventajas y desventajas" del acuerdo alcanzado con los agentes sociales sobre la reforma de las pensiones. En un acto celebrado en Toledo, junto a la presidenta regional del PP, María Dolores de Cospedal, Rajoy ha mostrado su sorpresa por el hecho de "que se haga una firma y se celebre y festeje" cuando el acuerdo significa "un endurecimiento del régimen de pensiones" que hace que sea "más difícil tener una pensión mejor", lo cual "no es para presumir".

En cualquier caso, ha asegurado que en el PP van "a ser constructivos" porque quieren que las decisiones de este tipo "se adopten por acuerdo entre todos", aunque para ello van a "exigir al Gobierno que explique las ventajas y desventajas" y que no haga "demagogia y propaganda".

A su juicio, las razones por las que hay que hacer esa reforma "son entre otras lo mal que se ha hecho la política económica a lo largo de estos años". Ha señalado que el Ejecutivo socialista tiene que presentar la iniciativa en las Cortes y el PP "se lo va a tomar en serio" pero "va a exigir al Gobierno que explique las ventajas y desventajas, y menos festejos, celebraciones y televisiones".

DE RODIEZMO A LA CONGELACION DE PENSIONES

"De Rodiezmo hemos pasado a la congelación de pensiones", ha aseverado Rajoy, quien ha criticado el cambio de criterio en las medidas José Luis Rodríguez Zapatero. "Hay que tener un criterio, aunque no sea el mejor de los posibles", ha aseverado.

Así, Mariano Rajoy ha pedido al Gobierno que no se instale "en la rectificación, porque genera dudas, incertidumbre y desconfianza" y, por ello, ha advertido de que para crear confianza hay que tener "un gobierno serio, aunque no te guste, pero un gobierno serio, con gente competente" y que tenga un plan a cuatro años y que lo presente en las Cortes, pues los planes "dan seguridad y certidumbre" y "es mejor un plan malo que nada".

El líder del PP ha insistido en que "hay que acabar con lo que hemos vivido: la improvisación, el bandazo, el cortoplazismo", y ha pedido "eficiencia" porque "para crear empleo no hace falta desear crear empleo, sino hacer políticas económicas que sirvan a este objetivo, lo que Rodríguez Zapatero ha sido incapaz de hacer estos años".

REFORMA LABORAL Y FISCAL

Así, ha defendido la necesidad de poner en marcha criterios de austeridad, una reforma laboral que sea "más flexible" y cree empleo "y no la chapuza que hicieron", una reforma fiscal "adecuada a la situación de cada momento" y que ayude a los emprendedores, una educación basada en la formación, un plan energético "entendible" que no haga demagogia y no diga "nucleares no porque se me ha ocurrido", y dinero.

Finalmente, ha destacado ante el auditorio toledano que el proyecto del PP "es para todos, apuesta por la concordia, no quiere dividir a los españoles entre buenos, malos, de una región o de otra" y se ha mostrado convencido de que "soplan vientos de cambio en España".

ZAPATERO DEBERIA "ESCONDER LA CARA"

En ese mismo acto, María Dolores de Cospedal también se ha referido al Pacto de Toledo, que garantizó durante los gobiernos del PP el "bienestar y la prosperidad" de los españoles, y ha precisado que la reforma del sistema de pensiones era "necesaria", pero "porque la política económica de Rodríguez Zapatero ha hecho ineludible la reforma".

"De ahí a que estén celebrando a bombo y platillo el recorte de las pensiones en España el mismo día que conocemos datos del paro es una falta de respeto a los pensionistas y los parados de este país. Zapatero, en vez de celebrar, debería estar escondiendo la cara por vergüenza".

Se ha referido también a los datos del paro recordando que 60.000 familias desempleadas en Castilla-La Mancha "son muchas familias", y ha señalado al presidente regional, José María Barreda, como responsable de los datos en la región, como José Luis Rodríguez Zapatero lo es de las cifras nacionales.

De Barreda también ha criticado su "plan de austeridad", en el que "no habla de austeridad para las cuentas públicas o el ahorro de la Junta con todos sus organismos y entidades" sino de que "va a recortar en más de 1.500 millones de euros las prestaciones sociales en sanidad y educación, y crear el depósito sobre los depósitos bancarios y cerrar oficinas públicas a las 17.00 horas".

Sin embargo --ha añadido-- "no se le ha ocurrido hablar de verdad de apretarse el cinturón en la Administración que tiene mas déficit y más deuda en Castilla-La Mancha", que es la de la Junta de Comunidades, ha subrayado.