Rajoy: España está en disposición de hacer guerra sin cuartel contra el paro

Avisa: claro que se va a hablar de la elección directa de alcaldes

Sobre el proceso catalán: "No voy a consentir que nadie viole la ley"

Reitera la "oferta" del PP para hablar de reformas que fortalezcan las instituciones democráticas

nacional

| 09.06.2016 - Actualizado: 17:47 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, ha asegurado hoy que España está "en disposición de plantear una guerra sin cuartel contra el paro" y ha prometido "no bajar la guardia" y seguir trabajando para reducir el desempleo.

También ha augurado que el final del curso político que empieza ahora España estará "mucho mejor", y se ha comprometido a "seguir trabajando" para que esa mejora "se consolide en el tiempo", permita crear empleo y "llegue a todos los españoles".

Así ha comenzado Rajoy su discurso en el tradicional acto de apertura del curso en Soutomaior, donde ha agradecido el esfuerzo hecho estos años tanto por los responsables de las distintas administraciones como por los ciudadanos y ha señalado que "España está quemando etapas en la recuperación", pero también ha asegurado que no dejará que queden "atrás" los que aún sufren el desempleo.

REFORMA ELECTORAL

Rajoy ha advertido su intención de seguir adelante con la reforma electoral para la elección directa de alcaldes: "claro que vamos a hablar de eso y quien no lo quiera que lo explique al conjunto de los ciudadanos".

Rajoy ha insistido en la disposición de los populares para negociar ésta y otras reformas, entre las que ha citado la reducción de aforados, la regulación de los indultos o la limitación de los gastos derivados de las campañas electorales.

El jefe del Ejecutivo ha hecho un llamamiento a todas las fuerzas políticas para alcanzar acuerdos en el marco de la regeneración democrática, y les ha dicho: "Queremos tomar decisiones o podemos sumarnos a otras que quieran hacer otros para mejorar la calidad de nuestras instituciones".

Así, ha señalado que los populares están dispuestos a hablar del aforamiento, de la regulación de los indultos, así como de los procesos penales y las responsabilidades públicas, y también quieren hablar del fortalecimiento de las iniciativas legislativas populares.

Ha sumado a todas esas cuestiones la disposición del Gobierno a lograr un "gran acuerdo" para limitar los gastos derivados de las campañas electorales.

Después, Rajoy se ha referido a la propuesta del Gobierno de reformar la ley electoral para que en los ayuntamientos gobierne la lista más votada, una idea que rechazan, a priori, la mayor parte de las fuerzas políticas de la oposición. "Vamos a continuar abriendo un debate" ha advertido.

Y ha dicho que los populares quieren "fortalecer el vínculo democrático a través de la elección directa de alcaldes" y apuestan por hacerlo "con diálogo y consenso".

"Claro que vamos a hablar de eso y quien no lo quiera que lo explique al conjunto de los ciudadanos", ha advertido el presidente del Gobierno

PROCESO CATALAN

Al final de su intervención, Rajoy se ha referido al proceso catalán al afirmar que "no puede consentir que nadie viole la ley. No lo voy a hacer y espero que todo el mundo actúe con responsabilidad".

El jefe del Ejecutivo ha insistido en que la soberanía nacional radica en el conjunto y que todos "queremos opinar" sobre el conjunto de país.

En este sentido ha dicho que las "coordenadas son claras y firmes" y que "no hay democracia sin ley y, por tanto la ley está por encima de todos".

"Todos estamos obligados a cumplir ley, sin excepciones", ha insistido Rajoy, quien ha asegurado que "lo que es de todos se decide entre todos".

Se ha mostrado a favor del diálogo, pero ha dejado claro que "el presidente del Gobierno de España no puede consentir que nadie viole la ley y no lo voy a hacer", y ha confiado en que "todo el mundo actúe con responsabilidad".