Rajoy dice que la bajada de impuestos pretende "mejorar el crecimiento económico"

Afirma que escuchará a Mas si decide no hacer un referéndum ilegal

nacional

| 23.06.2014 - 10:58 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que la "bajada de impuestos" recién aprobada por el Ejecutivo pretende "mejorar el crecimiento económico y que aumente la actividad" y no ha respondido a si la reforma pretende recuperar los votos que perdió el PP en las últimas elecciones europeas.

En declaraciones desde Gdansk (Polonia), antes de la Cumbre Hispano-Polaca, Rajoy ha reiterado que él no era "partidario de subir los impuestos" pero que cuando llegó al Gobierno la situación era de "prequiebra" y se vio "obligado" a tomar decisiones.

Sin embargo, ha subrayado que "después de dos años duros y complicados para todos los españoles, esto empieza a cambiar", hasta el punto de que "hay datos de empleo y Seguridad Social mucho mejores", y eso hace posible que se puedan bajar los impuestos."Supongo que habrá mucha gente de acuerdo con esta decisión del Gobierno y habrá otra mucha que no lo esté", ha apostillado el jefe del Ejecutivo.

RAJOY CONSIDERA QUE DON JUAN CARLOS SERÁ AFORADO EN EL PLAZO DE QUINCE DÍAS

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha calculado que el Rey Juan Carlos tendrá la condición de aforado en el plazo de unos quince días, el tiempo que cree que tardará la tramitación parlamentaria de la norma en la que se ha incluido ese aforamiento. Rajoy ha defendido el aforamiento de don Juan Carlos en declaraciones a los periodistas en la ciudad de Gdansk (Polonia) antes del inicio de la X cumbre hispano-polaca.

El jefe del Ejecutivo ha calificado de "lógica y razonable" esa condición de aforado ante la Justicia y ha considerado difícil discutirlo cuando la tienen también muchos cargos, como los parlamentarios nacionales y autonómicos. Rajoy se ha mostrado convencido de que no va a haber ninguna actividad de don Juan Carlos que precise de la intervención de los tribunales, pero ha insistido en defender su aforamiento tras casi cuarenta años como Rey de España.

RAJOY DICE QUE ESCUCHARÁ A MAS SI DECIDE NO HACER UN REFERÉNDUM ILEGAL

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que no hay ninguna novedad en la situación de Cataluña porque el presidente de la Generalitat, Artur Mas, sigue defendiendo una consulta inconstitucional, pero se ha mostrado dispuesto a escucharle si renuncia a ese referéndum.

Rajoy se ha referido a la situación en Cataluña en declaraciones a los periodistas en la localidad polaca de Gdansk antes del comienzo de la cumbre bilateral que va a copresidir con el primer ministro de Polonia, Donald Tusk.

Al ser preguntado por las encuestas publicadas en los medios de comunicación en las que se asegura que la mayoría de ciudadanos quieren un gesto del Gobierno hacia Cataluña, ha insistido en que nada ha cambiado y él no permitirá que se convoque un referéndum ilegal ni que se rompa la soberanía nacional.

A partir de ahí, se ha mostrado dispuesto a escuchar todos los planteamientos que se quieran hacer. "Pero el único que se nos ha planteado es éste. Y si tiene alguna otra cosa que plantear quien tenga que plantearla, que lo haga, pero, hasta ahora, encima de la mesa lo único que han puesto sin hablarlo, porque lo han hecho unilateralmente, es la convocatoria de un referéndum", ha recordado.

En esa línea, se ha dirigido directamente a Mas: "Si ahora el señor Mas no quiere hacer ese referéndum que sabe, porque todo el mundo se lo ha dicho, que es ilegal, yo estoy dispuesto a escucharle. Siempre he estado dispuesto a hacerlo, pero si lo que quiere es obligarnos a los demás a que hagamos lo que él dice eso va a ser muy complicado sobre todo cuando es manifiestamente ilegal".

El presidente del Gobierno ha insistid en que él tiene muy claro, como cree que le ocurre a la inmensa mayoría de los españoles, que hay que respetar la Constitución y, especialmente en lo que es el núcleo esencial y del que sólo pueden disponer los ciudadanos: la soberanía nacional. "España es una nación y yo no estoy dispuesto a que España deje de serlo, y mientras yo sea presidente del Gobierno -ha insistido- eso no se va a producir", ha añadido.

Ha reiterado que no ha habido ninguna novedad en relación con Cataluña desde que el Tribunal Constitucional y el Congreso dijeron que el referéndum no podía celebrarse en Cataluña porque es ilegal, y ha dejado claro que él va a cumplir la ley y la va a hacer cumplir