Rajoy cumple cien días de Gobierno marcados por las reformas

nacional

| 01.04.2012 - 12:16 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, se dirigirá este lunes por primera vez en Génova al nuevo PP que salió del congreso de Sevilla. Ante ellos, Rajoy aprovechará la ocasión para desgranar las bases de las decisiones tomadas en estos primeros cien días de mandato, marcados por las reformas y por la respuesta social a éstas.

El nuevo Comité Ejecutivo Nacional, pues su composición se renovó en el congreso de Sevilla de febrero, se estrena en la sede del partido en una situación nada sencilla, admiten a Efe fuentes de esta formación, ya que el contenido de los presupuestos aprobados por el Consejo de Ministros tiene como línea maestra un ahorro de más de 27.000 millones de euros sólo este año.

El ajuste se materializa, por si fuera poco, justo después de una jornada de huelga general y de la advertencia de los sindicatos de que seguirán con las movilizaciones si no atisban cambios en la reforma laboral.

El Gobierno de Mariano Rajoy está "orgulloso" del trabajo que ha realizado durante sus primeros cien días y de la "valentía" que ha demostrado para adoptar decisiones que reconoce que son difíciles pero que está convencido de que darán resultado y serán valoradas por los ciudadanos.

Así lo han asegurado a Efe fuentes del Ejecutivo, que subrayan que el discurso de que la situación es seria y ha habido que tomar decisiones extraordinarias por la herencia recibida del anterior Gobierno socialista no pretende eludir responsabilidades, sino dibujar un panorama al que hay que hacer frente "sí o sí".

"España necesitaba reformas sin más dilación y eso es lo que se ha hecho, poner en marcha una agenda reformista que aún no ha terminado de escribirse", han subrayado las fuentes citadas en referencia a que en los próximos meses el Consejo de ministros aprobará nuevas medidas.

Con las que se han presentado hasta ahora, entre ellas el proyecto de ley de presupuestos generales del Estado para 2012, existe el convencimiento en el Ejecutivo de que se ha ganado credibilidad en el exterior.

En ese sentido, recuerdan la serie de declaraciones que ha habido por parte de representantes de las instituciones europeas y de los gobiernos de los países miembros de la UE elogiando la firmeza del Gobierno español.

Sí reconocen que hay algunas medidas, como la reforma laboral, que han tenido "y van a seguir teniendo" contestación en España, pero el Gobierno invita a hacer un balance de la misma dentro de un tiempo desde el convencimiento de que habrá servido para la creación de puestos de trabajo.

Mientras tanto, lamenta la actitud que está manteniendo el PSOE, ya que las fuentes del Gobierno señalan que pretende "avivar" la agitación social con la esperanza de encontrar su hueco después de los batacazos electorales en los comicios municipales, autonómicos y generales.

La huelga general que convocaron los sindicatos contra la reforma laboral coincidiendo con los primeros cien días del Ejecutivo (de seguimiento "muy moderado", según el Gobierno) no va a modificar sus intenciones reformistas, pero el Gabinete Rajoy está dispuesto a dialogar con los agentes sociales y con los partidos políticos.

Esencial cree también el diálogo con las Comunidades Autónomas y los ayuntamientos para colaborar en el objetivo de la reducción del déficit, una meta a la que el Gobierno cree que contribuirá el nuevo gobierno andaluz porque cree que "la responsabilidad podrá más en José Antonio Griñán que algunas tentaciones partidistas".

En ellas destacan que no se ha querido recortar en pensiones ni prestaciones por desempleo y que los ciudadanos lo valorarán

También reconocen que la denominada "amnistía fiscal" no es la medida que más le ha gustado adoptar al Gobierno, pero señalan que si se la coloca en un lado de la balanza y el recorte en lo destinado a pensiones y paro en otro, "no hay duda".

VALORACION DEL GOBIERNO

Este domingo, el diario La Razón, recoge entrevistas con los ministros del Gabinete de Mariano Rajoy -todos, excepto el propio presidente del Gobierno y la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría- con motivo de los primeros cien días desde la llegada del PP a La Moncloa.

El ministro de Exteriores, José Manuel García Margallo, asegura que, en los primeros cien días de Gobierno del PP, España ha demostrado que es capaz de cumplir con los compromisos y obligaciones contraídos con la Unión Europea.

El ministro de Exteriores destaca que las profundas reformas estructurales que ha aprobado el Ejecutivo en este "corto periodo" y la "rigurosa disciplina" presupuestaria que ha hecho se adaptan "perfectamente a lo que Europa espera de España".

Luis de Guindos, ministro de Economía y Competitividad, se refiere a la situación de la prima de riesgo y asegura que "no es desde luego" su peor momento. De Guindos está convencido de que el "amplio programa de reformas emprendido por el Ejecutivo restaurará la confianza en los mercados.

El titular de Hacienda, Cristóbal Montoro, justifica la necesidad de aprobar los Presupuestos más austeros de la democracia y afirma que las comunidades autónomas y los ayuntamientos cumplirán con el objetivo del déficit porque -dice- "es un compromiso de Estado".

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, insiste en que las "líneas rojas" que el Ejecutivo no traspasará son las pensiones y las prestaciones por desempleo. Ambas partidas, las mayores del gasto de su departamento, "están garantizadas", añade.

Respecto a la reforma laboral, afirma que "en tan solo seis semanas se han formalizado 9.758 contratos de apoyo a los emprendedores, de los cuales el 54 por ciento son para jóvenes".

Después de que el último Consejo de Ministros aprobara una subida de la tarifa eléctrica, el titular de Industria, José Manuel Soria, afirma que el objetivo de su departamento es dejar la deuda eléctrica "a cero" a finales de 2013.

Preguntado por si pueden producirse más subidas a lo largo de este año, Soria responde que "eso dependerá de cómo evolucione lo que nos cuesta generar electricidad y lo que ingresamos por venderla".

El ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, recalca que España debe defender que las asignaciones de la PAC no se reduzcan, aunque reconoce que el debate del nuevo marco financiero plurianual 2013-2020 será sin duda "muy complicado".

La titular de Fomento, Ana Pastor, dice que pese al ajuste presupuestario, el AVE sigue siendo una de las prioridades, y asegura que su departamento se centrará en las posibilidades de cooperación público-privada para captar recursos financieros.

Alberto Ruiz Gallardón, ministro de Justicia y uno de los que más polémica ha generado con sus declaraciones sobre la Ley del Aborto en estos primeros cien días, insiste en que la izquierda "solo ha dado a las mujeres la solución del aborto".

Gallardón cree que a la izquierda "le molesta" que haya sido el PP el que haya explorado otras vías para que las mujeres que quieran seguir adelante con su embarazo "no se vean obligadas a interrumpirlo".

El ministro de Defensa, Pedro Morenés, repasa las medidas de ajuste adoptadas por su departamento y defiende los valores de los militares -austeridad, entrega, capacidad de generar equipo, honradez-, valores universales que "sería magnífico" que se extendieran a toda la sociedad.

Jorge Fernández Díaz, titular de Interior, subraya que "nunca jamás este Gobierno negociará con una organización terrorista" y añade que el reto que tiene ahora es la disolución "incondicional" de ETA y que los objetivos que pretendía conseguir con su acción terrorista no los obtengan ahora por otras vías.

Por último, la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, subraya el "firme compromiso" de mantener las ayudas a la dependencia y de que la sanidad siga siendo "siempre" un derecho "intocable".