El Gobierno asegura a los barones del PP que no habrá quitas de deuda a comunidades

El PP quiere acelerar la maquinaria electoral para contrarrestar el empuje de Ciudadanos

El Ejecutivo del PP trabaja con las quince autonomías desde hace meses para sentar las bases de la reforma del sistema de financiación

nacional

| 12.02.2018 - Actualizado: 21:06 h

REDACCIÓN/AGENCIAS

El Gobierno ha confirmado hoy a los barones regionales del PP que no habrá quitas de deuda a las comunidades autónomas, según han dicho varios dirigentes autonómicos a la salida de la reunión con el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, y la cúpula del partido.

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, han explicado que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha aclarado en este encuentro que no habrá quita de deuda a las comunidades. "No sería razonable" y habría "muchas dificultades" de explicar a los ciudadanos por qué a unas regiones se les perdona la deuda, ha dicho Feijóo, mientras que Herrera ha asegurado que salen de la reunión más tranquilos tras haber escuchado esta confirmación.

Según ha explicado Feijóo, las comunidades que tienen deuda la tienen que pagar y otra cuestión distinta es que se "busquen mecanismos" para reestructurarla o facilitar el pago en plazos, pero "condonar, perdonar o dejar sin efecto" la deuda considera que va "en contra de cualquier principio moral y económico".

Así, aunque "no va a haber quita" sí que se va a ayudar a que las comunidades puedan pagar la deuda "pero no a cambio de que unas la paguen y otras no", un aspecto en el que se ha mostrado convencido de que todos estén de acuerdo y sobre el que ha anunciado la presentación de un documento del PP "en breve" para poder llegar a un acuerdo con el PSOE. El líder del PP gallego ha asegurado que el partido va a hacer lo posible para buscar un acuerdo de financiación autonómica con el PSOE y para eso "no hay nada mejor que el PP presente un documento" sobre esta reforma para después poder debatirlo con los socialistas y con el resto de partidos políticos.

Por su parte, Herrera también ha afirmado que el criterio del PP "es absolutamente contrario" a que la negociación de la reforma de modelo de financiación parta "de un regalo que puedan ser quitas" a las comunidades autónomas con deuda porque sería injusto para las propias comunidades "y con los ciudadanos".

NO SE HABLA DE CIUDADANOS

Si alguien creía que los barones territoriales cuestionaban a Rajoy, al menos, este lunes no ha sido así. Además, los populares aseguran que tampoco Ciudadanos estaba en el menú, que ni siquiera se ha hablado de los sondeos favorables a Albert Rivera. Aunque en la rueda de prensa sí se hablaba de Ciudadanos, y para mal.

Acusan a Rivera de acordar con Podemos reformas electorales que les beneficien en lugar de buscar una investidura alternativa a Puigdemont. La conclusión oficial del PP sobre la reunión es que harán tres documentos para acordar con el PSOE: demografía, agua y sobre todo financiación autonómica.

MAQUINARIA ELECTORAL

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, había convocado este lunes a los 'barones' territoriales del PP a un almuerzo de trabajo para acercar posiciones en materia de financiación y consensuar un acuerdo de mínimos. Además, está previsto hacer un "repaso de todo" y fijar la agenda política de los próximos meses, han indicado a Europa Press fuentes 'populares'.

A poco más de un año para las elecciones autonómicas y municipales, el PP quiere acelerar la maquinaria electoral para contrarrestar el empuje de Ciudadanos que recogen las encuestas. El barómetro del CIS de enero difundido hace unos días mantiene al PP en cabeza, pero perdiendo siete puntos con respecto a las generales de junio de 2016. Paralelamente, el mismo sondeo recoge que el partido de Albert Rivera gana 7,5 puntos con respecto esos mismos comicios.

El éxito de Cs en las catalanas del 21 de diciembre ha generado inquietud en las filas del PP, donde temen que pueda haber un efecto contagio en las municipales y autonómicas. De hecho, en las últimas semanas han aumentado los reproches mutuos que se lanzan ambas formaciones, que firmaron un pacto de investidura en agosto de 2016.

DIFERENTES OPINIONES SOBRE COMO ENFRENTARSE A Cs

Desde 'Génova' alegan que tienen derecho a defenderse de los ataques de Cs y exhibir las "contradicciones" y el "oportunismo" del partido naranja. Sin embargo, otras voces en el partido no comparten que ésa sea la estrategia para recuperar votos, habida cuenta de que pueden necesitar sus apoyos para gobiernos municipales o autonómicos. El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, dijo recientemente en un desayuno con Europa Press que el PP debe trabajar en recuperar votos pero sin ir contra Cs. Según dijo, se trata de poner el acento en que el PP es un partido "fiable" frente a lo "imprevisible" del partido naranja, capaz de pactar con uno y el contrario.

Rajoy hablará con los presidentes autonómicos y regionales del PP de la agenda del partido, que ha impulsado una veintena de convenciones temáticas por toda España para presentar propuestas, en esos foros se han hecho ya anuncios como el Mir educativo o la ampliación de la prisión permanente revisable, y dejar claro que tienen iniciativa política. A ello se sumará una gran convención nacional entre el 6 y 8 de abril para el "rearme ideológico" del PP ante los comicios de 2019.

UN ACUERDO DE MINIMOS EN FINANCIACION

Uno de los temas clave de esta reunión será la financiación autonómica. Rajoy quiere aprovechar esta cita para acercar posiciones con los suyos y llegar al menos a un acuerdo de mínimos previo a una negociación con el PSOE y todos los gobiernos autonómicos.

De hecho, está previsto que a ese almuerzo de trabajo acuda el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro. También se sentarán a la mesa la secretaria general y ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, el coordinador general del PP, Fernando Martínez-Maillo, y los demás vicesecretarios del PP: Pablo Casado, Andrea Levy, Javier Maroto y Javier Arenas.

El Ejecutivo del PP trabaja con las quince autonomías desde hace meses para sentar las bases de la reforma del sistema de financiación. Aunque insiste en que quiere hacerlo cuanto antes y con consenso, admite también que hay que contar con un nuevo Gobierno en Cataluña para poderlo aprobar. Sin embargo, el paso del tiempo está creando malestar en los barones territoriales porque a la falta de nueva financiación se suma que tampoco hay unos Presupuestos Generales del Estado y, por lo tanto, no se actualizan de momento las entregas a cuenta que reciben las CCAA, complicando su situación financiera.

UN PACTO NACIONAL POR EL AGUA

El presidente del Gobierno ya ha señalado que su objetivo es presentar el nuevo proyecto de Presupuestos antes de que acabe marzo. Para su aprobación confía en contar con los mismos apoyos que ya tuvieron las cuentas públicas de 2017: Ciudadanos, PNV, Coalición Canaria y Nueva Canarias.

Ciudadanos ha insistido estas semanas que no apoyará los PGE si no dimite la senadora del PP Pilar Barreiro, imputada en la trama Púnica. Rajoy espera que se imponga el "sentido común" para alcanzar un acuerdo, que todavía ve "posible", si bien ha admitido que la prórroga de las cuentas públicas de 2017 también puede impulsar el quinto año consecutivo de crecimiento. El agua es otro de los temas que podría estar encima de la mesa, apuntan fuentes del partido. Rajoy y el PP quieren impulsar un pacto del agua por entender que se trata de una "cuestión de Estado". "Me propongo alcanzar un Pacto Nacional por el Agua que sea integrador, consensuado solidario", dijo el pasado jueves en el Foro ABC.