Pedro Sánchez se compromete a consultar a la militancia todos los acuerdos de gobierno

Pedro Sánchez

nacional

| 02.02.2017 - 09:25 h
REDACCIÓN

El ex secretario general del PSOE Pedro Sánchez ha presentado su propuesta para que el PSOE sea un partido "donde la militancia decida" y, en este sentido, ha anunciado como primer "compromiso" que, si vuelve a liderar el partido, incluirá en los estatutos del PSOE como "obligatorio" la consulta a la militancia de todos los acuerdos de gobierno.

Sánchez se ha pronunciado así en un acto con militantes en Castellón, en el que ha estado acompañado por los diputados Odón Elorza y Zaida Cantera; el ex parlamentario europeo Andrés Perelló; el alcalde de Xirivella, Michel Montaner; y el ex senador y portavoz de los críticos de Castellón, Josep LLuís Grau, entre otros.

El ex dirigente del PSOE ha subrayado que todos los socialistas quieren la unidad, "pero la unidad la darán las urnas", y ha apuntado que si gana las primarias exigirá "la misma lealtad" que se exigirá a sí mismo si las pierde.

Durante su intervención, en la que los asistentes han lanzado gritos de 'Pedro, Pedro' o 'No es no', Sánchez ha dado las gracias a los militantes por la movilización y por "transformar la decepción y frustración de estos últimos meses en esperanza".

"Que significa", ha apostillado, devolver al PSOE a la senda que nunca debió perder de ser autónomo, libre de injerencias, de izquierdas, coherente y un partido que cumple con la palabra dada, y ese partido es el que dice 'no' a Rajoy y vota 'no' a Rajoy".

Según ha dicho, "'No es no' es un gran sí al cambio político y regeneración política que necesita España, y que ha desaparecido del debate político en los últimos meses", pero que "es más urgente que nunca cuando seguimos viendo las puertas giratorias de Fernández de Mesa --ex director general de la Guardia Civil-- del Gobierno a una empresa pública eléctrica".

Por otra parte, Sánchez ha recordado que en Sevilla ya dijo que la militancia iba a presentar su candidatura al próximo Congreso del partido, y se dio el paso al frente "porque el socialismo es todo menos resignación". "Son tiempos en los que hay que reivindicar las cosas que hemos hecho, y hoy tengo más experiencia y más ganas que nunca", ha enfatizado.

CONGRESO DECISIVO

Al respecto, ha subrayado que está dispuesto a dar "lo mejor" de sí mismo para que "el PSOE renazca" y ha aseverado que da el paso porque sabe que este Congreso "es decisivo". "Solo hay dos caminos: el de la alianza entre fuerzas progresista con el PSOE y poniendo fin a los gobiernos de la derecha, que es el que defendemos nosotros, o el de la gestora y las fuerzas que le apoyan y que ha situado al socialismo español en tierra de nadie", ha dicho.

"Sabemos que el PSOE no puede perder su carácter de fuerza del cambio, y el próximo congreso tiene algo de semejanza al de 1979,en el partido hizo un ejercicio de adaptación a la sociedad y tres años más tarde logramos ganar en las Generales, hoy el PSOE debe evolucionar para volver a ser mayoritario y ser alternativa de gobierno", ha añadido.

Sánchez ha explicado que esto lleva a preguntarse qué significa ser socialista en el siglo XXI. "En tiempos en que aparecen falsos profetas como en EEUU, nosotros tenemos principios y raíces, que nos hacen pisar tierra firme y mirar con optimismo el futuro, y son los principios de igualdad, libertad y fraternidad", se ha respondido.

Al respecto, ha reivindicado especialmente "aquí, a orillas del Mediterráneo, el valor de la fraternidad entre seres humanos y pueblos, sobre todo para los muertos en el Mediterráneo".

Pedro Sánchez ha explicado que, con esos principios, el PSOE debe liderar la respuesta a los desafíos de la globalización, la lucha contra el paro, la desigualdad, el cambio climático y las migraciones, el terrorismo internacional y el crimen organizado, la mejora de los sistemas democráticos o el fin de los paraísos fiscales. "El socialismo hoy es más necesario en España y en el mundo como respuesta al auge del fascismo, al populismo y al ultraderechismo", ha apuntado.

Según ha destacado, "el mismo presidente que quita la cobertura sanitaria a 40 millones de estadounidenses, es el mismo que quiere levantar un muro ante México y es el mismo que cierra fronteras a millones de musulmanes por el mero hecho de serlo". En esta línea, ha indicado que para "equiparar a sirios e iraquíes con potenciales terroristas no hace falta ir al otro lado del Atlántico" porque, ha explicado, él ha visto "a dirigentes del PP decirlo en nuestro país".

LEALTAD

"Si gano las primarias, exigiré la misma lealtad que me exigiré a mí mismo si las pierdo", ha subrayado Sánchez, quien ha dicho que, "por experiencia, no respetar al secretario general es debilitar al PSOE y dar armas a la derecha política y mediática".

Sánchez, que ha apostado por un PSOE donde la militancia decida, ha anunciado su primer "compromiso" respecto a incluir en los estatutos como "obligatorio" la consulta a la militancia de todos los acuerdos de gobierno que se vayan a hacer.