Otegi, trasladado a cárcel Zaballa para un permiso por la muerte de su suegra

Arnaldo Otegi

nacional

| 05.04.2014 - Actualizado: 19:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El exportavoz de Batasuna, Arnaldo Otegi, ha sido trasladado esta tarde desde la cárcel de Logroño a la prisión alavesa de Zaballa con motivo del permiso penitenciario concedido por la muerte de su suegra.

Fuentes policiales han declarado que Otegi ha salido de la cárcel de Logroño, escoltado por la Guardia Civil, a las 17.25 horas, en dirección a la cárcel alavesa, desde donde está previsto que se traslade hasta Elgoibar para compartir con sus familiares el duelo por el fallecimiento de su suegra.

El funeral por la muerte de la suegra de Otegi se ha celebrado en la parroquia de San Bartolomé de Elgoibar a las 19.00 horas.

La familia del dirigente abertzale ha estado arropada por dirigentes de Sortu como Rufi Etxeberria, Pernando Barrena o Joseba Permach, quienes, no obstante, no han entrado al templo.

También se ha acercado a dar el pésame a la familia de Arnaldo Otegi la portavoz del PSE-EE en las Juntas Generales de Gipuzkoa, Rafi Romero, esposa de Jesús Eguiguren, quien también ha permanecido fuera de la iglesia en compañía de Peio Rubio, el propietario del caserío Txillarre, en el que celebraron sus encuentros Otegi y Eguiguren en los años anteriores del intento de proceso de fin del terrorismo de 2006.

Otegi finalmente no ha sido trasladado a asistir al funeral, aunque en algún momento, en virtud del permiso penitenciario que le ha sido concedido, acudirá a Elgoibar para compartir el duelo con sus familiares.

El portavoz de Sortu Pernando Barrena ha asegurado que se desconoce en qué momento será trasladado Otegi hasta Elgoibar para estar con sus allegados, ya que el permiso se otorga por la muerte de un familiar cercano, pero no para asistir a ningún acto concreto.