Oriol Pujol niega formar parte de una trama corrupta en torno a las ITV

Oriol Pujol

nacional

| 17.04.2013 - Actualizado: 13:11 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El exsecretario general de CDC y diputado de CiU en el Parlament Oriol Pujol ha negado que forme parte de una trama corrupta relacionada con las Inspecciones Técnicas de Vehículos (ITV) y ha asegurado que para él "esta trama no existe", y que en ningún caso la coordina.

En una declaración ante la prensa a la salida de un interrogatorio de más de 10 horas, se ha mostrado satisfecho de poder "invertir el relato" que, según su opinión, se ha ido forjando durante el último año, y ha explicado que está disgustado por algunas falsedades que se le atribuyen dentro del sumario o conversaciones de terceros, así como haber conocido como algunos hablan de él -en una referencia velada al apodo 'primo de Zumosol'-.

Pujol ha explicado que su intervención haciendo gestiones en el sector de las ITV responde "al interés político de defender un modelo que viene definido y articulado desde el 2008", cuando se aprobó la Ley de Seguridad Industrial en el Parlament con el apoyo de CiU y otros partidos, en época del tripartito.

Preguntado sobre por qué estas gestiones las hacía él, ha detallado que porque trataba de "fortalecer un modelo que estaba colgando de un hilo" por las diferentes directivas europeas que cuestionaban el modelo.

DESVINCULA A SU MUJER

En su intervención ante los medios, ha negado rotundamente que haya tenido intención de participar directamente en una empresa de estaciones de ITV, en relación a la empresa Upprime Energy, creada por dos empresarios imputados en la trama, y ha situado estos comentarios en el terreno de la "falsedad y la mentira".

Asimismo, ha negado que su mujer, Anna Vidal, haya sido "cobeneficiaria de una empresa que ha facturado 6,9 millones de euros", en referencia a la consultora Alta Partners, del también imputado Sergi Alsina, que medió en las deslocalizaciones de empresas como Sony y Yamaha.

APOYO TAMBIEN DE UDC

Preguntado por la ausencia de dirigentes de UDC para acompañarle en su comparecencia, como sí ha hecho la plana mayor de CDC, Pujol ha respondido que tiene el "apoyo" de Unió y que así se lo han hecho saber.Ha insistido en que está contento pese a que ha sido un interrogatorio muy largo porque ha podido dar explicaciones y "con detalle" de llamadas, sms y correos electrónicos recopilados durante la investigación.

Ha hecho hincapié en que "por primera vez" puede dar su versión y deshacer un relato que hasta ahora le estaba señalado directamente, y ha vaticinado que a partir de ahora se inicia el cambio de relato. Ha vuelto a pedir "celeridad" en la instrucción y ha asegurado que la declaración se hace a petición suya porque cuando el juez le imputó no fijó fecha para citarle, y él pidió hacerlo cuanto antes.

En su declaración como imputado ante el TSJC, Oriol Pujol ha contestado a una primera ronda de preguntas genéricas durante dos horas, con cuestiones como su vínculo con el resto de imputados, algunos de ellos amigos suyos, en que han participado el juez Enric Anglada, el fiscal Fernando Maldonado y los abogados del caso.

En una segunda parte del interrogatorio de la mañana ya se ha entrado en materia y le han ido poniendo hasta más de una decena de conversaciones en las que aparece el político, y ha ido contestando a cada una de las preguntas explicando sus afirmaciones en dichas conversaciones, según fuentes judiciales.

Pujol está imputado por un presunto delito de tráfico de influencias en la trama para la concesión irregular de estaciones de ITV catalanas, por el TSJC, que ve indicios de que el hijo del expresidente de la Generalitat Jordi Pujol se aprovechó de su peso político -sobre todo como presidente de CiU en el Parlament- "con el objetivo de obtener un beneficio económico, para él y/o para sus amigos y colaboradores".

Según el auto del TSJC, el político hizo movimientos para tratar de adjudicar un lote de estaciones de ITV: "Con su actuación coordinaba, dirigía y daba el necesario apoyo desde una vertiente política al resto de implicados en este asunto".

En el caso están imputados el que fue 'número dos' de la Diputación de Barcelona, Josep Tous, encargado por la Generalitat para diseñar el nuevo mapa de ITV y que según la investigación fue colocado por Oriol Pujol como hombre afín a los intereses de los empresarios Sergi Alsina y Sergi Pastor, que habían creado Upprime, la nueva compañía para obtener una adjudicación.

También están imputados los empresarios Pastor y Alsina, y el que era entonces subdirector de Seguridad Industrial, Isidre Masalles, los cinco fueron detenidos.