Ocho detenidos en la protesta de Greenpeace en el Congreso

Posada admite fallos de seguridad en el Congreso por la acción de Greenpeace

nacional

| 09.05.2013 - 10:51 h
REDACCIÓN

Enlaces Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Los ocho activistas de Greenpeace detenidos este jueves tras llevar a cabo una protesta en el Congreso de los Diputados en la que llegaron incluso a encaramarse en el tejado del edificio para manifestar su rechazo contra la nueva Ley de Costas declararán esta tarde ante el juez de la Audiencia Nacional Javier Gómez Bermúdez después de que la Policía les haya atribuido la comisión de un delito contra las altas instituciones del Estado.

A primera hora de esta mañana un grupo de activistas de Greenpeace ha intentado desplegar una pancarta en la fachada del edificio del Congreso para protestar por la reforma de la Ley de Costas que esta mañana se aprueba en la Cámara Baja, aunque han sido reducidos y retenidos por la Policía.

La acción se ha desarrollado hacia las nueve de la mañana, cuando dentro del hemiciclo comenzaba el debate sobre esta reforma legislativa.

Mientras varios miembros de esta organización ecologista pretendían escalar los andamios que cubren la fachada trasera del Congreso, que está en obras, otro grupo más reducido ha accedido al tejado por los andamios de la fachada principal.

Uno de ellos incluso ha conseguido colgarse del frontispicio de la fachada, donde ha intentado desplegar una pancarta con el lema "El PP vende nuestra costa".

POSADA RECONOCE UN FALLO EN LA SEGURIDAD

El presidente del Congreso, Jesús Posada, ha reconocido hoy que se han producido "fallos de seguridad" en la Cámara cuando un pequeño grupo de activistas de Greenpeace ha conseguido saltar la valla de seguridad y escalar hasta el frontispicio del Palacio, donde ha intentado colocar una pancarta.

Un total de ocho activistas de la organización ecologista han sido detenidos por la Policía y han sido trasladados a dependencias del cuerpo donde se les toma declaración.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, Posada ha avanzado que la Comisaría del Congreso, que depende orgánicamente de la Presidencia de la Cámara, ya ha abierto una investigación para esclarecer cómo los ecologistas han conseguido burlar la seguridad del Palacio de la Carrera de San Jerónimo.

"Se están abriendo diligencias. Lo veremos en las próximas horas, para saber cómo ha ocurrido esto y que no vuelva a ocurrir", ha subrayado.

No obstante, el presidente del Congreso ha querido diferenciar esta protesta "pacífica" de los escraches que han sufrido muchos diputados, aunque eso sí, tampoco considera "aceptable" subir a la fachada del Congreso e intentar colgar una pancarta.

"No me gusta nada, es un fallo de seguridad, pero quiero diferenciar estas protestas de las que ha habido en el pasado, que eran atacando directamente a diputados, con insultos y que al final terminaban en violencia", ha recalcado.

También el portavoz de los populares en el Congreso, Alfonso Alonso, ha considerado que se ha producido un fallo de seguridad que "tendrán que mirar los de la casa".

Y en la misma línea que Posada, Alonso ha restado importancia a esta protesta: "Bueno, los de Greenpeace son pacíficos", ha dicho a los periodistas.