Multitudinaria despedida a Labordeta

nacional

| 19.09.2010 - 17:37 h
REDACCIÓN

La capilla ardiente de José Antonio Labordeta, abierta desde las 18.15 horas de este domingo en el Palacio de la Aljafería de Zaragoza, sede de las Cortes de Aragón, cerró sus puertas a última hora de ayer sus puertas tras el paso de 26.150 personas, que han querido dar su último adiós al querido político, cantautor y profesor aragonés.

Las muestras de cariño se fueron sucediendo a lo largo de toda la jornada y desde primeras horas de la tarde los ciudadanos han esperado a las puertas del Palacio a que se abriera la capilla ardiente con los restos de Labordeta, que han permanecido en un sencillo ataúd de madera cubierto con una bandera de Aragón.

Las filas de gente, en algunos casos familias completas, han ido aumentado conforme avanzaba la tarde, llegando a los tres kilómetros a las nueve de la noche. A pesar de que muchos de ellos han esperado más de una hora para despedirse de José Antonio Labordeta, a la mayoría no les ha importado perder otro rato para firmar en los libros de condolencias instalados a la salida de la sede de las Cortes.

Por el Palacio de la Aljafería han pasado amigos, periodistas, políticos de todos los partidos y numerosos miembros de Chunta Aragonesista, formación a la que ha pertenecido en sus últimos años y con la que llegó al Congreso en el año 2000.

MILES DE CIUDADANOS ANÓNIMOS

Pero también miles de ciudadanos anónimos que se han querido mostrar tal cual, y han acudido vestidos de calle, en deportivas, con tacones, con traje unos o con pantalones cortos otros, para expresar su respeto a la familia y su admiración por este personaje.

Entre ellos, una pareja de Nicaragua que aunque solo lleva cuatro años viviendo en Zaragoza ha sido tiempo suficiente para darse cuenta de la personalidad de Labordeta, de su música y, sobre todo, de la "respetabilidad que el pueblo siente hacia él”.

Con una bandera aragonesa sobre un sencillo ataúd de madera y un centro de rosas rojas a sus pies con el texto: "Con cariño de tu esposa e hijas", los primeros en desfilar, a partir de las 18:00 horas, ante el féretro, han sido gente anónima que sentía admiración por Labordeta y su comportamiento político y cultural.

A partir de las diez de la noche la avalancha fue decreciendo y las visitas se han sucedido de forma escalonada, lo que la viuda y sus tres hijas han aprovechado para retirarse a descansar y han quedado velando el cuerpo algunos miembros de CHA.

Hasta el Palacio de la Aljafería llegaron una treintena de coronas de flores y ramos, entre ellas las que han enviado Joaquín Sabina, la de la Sociedad General de Autores, el presidente del Congreso, los sindicatos, el Ayuntamiento de Zaragoza y otras instituciones.

Chunta Aragonesista mantuvo abiertas las puertas de sus sedes en Zaragoza, Huesca y Teruel, donde quienes lo han deseado han acudido a compartir recuerdos y a dejar su reconocimiento en un libro que posteriormente se enviará a su familia.

Para CHA, el día de hoy ha supuesto un momento muy difícil no solo por la pérdida de una de las personas más importantes de este partido sino de "un referente, para la mayor parte de la sociedad aragonesa, en la lucha por las libertades y por el reconocimiento de la realidad de Aragón".

La capilla, ubicada en el salón de San Jorge en el palacio de la Aljafería, sede de las Cortes de Aragón, se mantendrá abierta hasta las 21:00 horas de este lunes.