Montserrat Caballé, imputada por defraudar medio millón a Hacienda

nacional

| 29.04.2014 - 15:03 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

Un juez de instrucción de Barcelona ha citado a declarar como imputada por un delito contra la Hacienda Pública a la soprano catalana Montserrat Caballé, a raíz de una querella presentada por la Fiscalía, que la acusa de defraudar 508.462 euros al fisco simulando tener residencia andorrana.

Según han informado a Efe fuentes judiciales, el titular del juzgado de instrucción número 4 de Barcelona ha citado a declarar para el próximo 9 de mayo como imputada a Caballé, por un presunto fraude fiscal en la declaración del IRPF correspondiente al ejercicio del año 2010.

La imputación de la diva de la ópera deriva de una querella presentada por la Fiscalía de Delitos Económicos de Barcelona, que la acusa de no haber presentado ante la agencia tributaria española la declaración de IRPF del ejercicio de 2010, con lo que eludió tributar por los beneficios obtenidos en sus recitales y grabaciones, que ingresaba en una cuenta de un banco andorrano.

Según mantiene en su querella la Fiscalía, la acusada tenía la obligación de presentar la declaración de IRPF en España, dado que residía habitualmente en Barcelona y solo se ausentaba del país "para el desarrollo de su actividad profesional como artista lírica, en la participación de conciertos o grabaciones musicales".

El ministerio público cree que, "con el deseo de obtener un mayor beneficio de la actividad profesional que desarrollaba a base de no ingresar en la Hacienda Pública el dinero que correspondía al IRPF", la artista figuraba formalmente como residente en la localidad Sant Julià de Lòria de Andorra, país considerado paraíso fiscal.

MÁS DE DOS MILLONES DE INGRESOS

Caballé, añade la Fiscalía, "guiada por el mismo deseo y para conseguir que la Agencia Tributaria no tuviera conocimiento de sus ingresos y de su residencia real en España y no le pudiera exigir el pago del impuesto correspondiente", firmó a través de la empresa andorrana Reial Classics S.L. la gran mayoría de contratos para recitales y grabaciones del año 2010.

Además, la artista indicó que los beneficios que obtuviera de esos contratos fueran ingresados en la cuenta que tiene en el Banc Sabadell de Andorra la sociedad Reial Classics S.L., empresa de la que la Agencia Tributaria solo conoce el domicilio fiscal, sin más datos, añade la querella.

En el resto de contratos que firmó con su propio nombre, sostiene la querella, Montserrat Caballé hizo constar como domicilio el Principado de Andorra e indicó que el dinero que obtuviera con sus conciertos se cobrara en efectivo, por cheque nominativo o mediante ingreso en la mencionada cuenta del Banc Sabadell de Andorra.

Durante el año 2010, Caballé actuó en varios conciertos en España, Alemania, Suiza, Italia, Lituania, República Checa, Rusia y Ucrania, y efectuó grabaciones en Moscú, Ginebra y Barcelona.

Esas actuaciones le reportaron, según datos de la Agencia Tributaria incorporados en la querella, más de dos millones de euros en ingresos por actividades económicas y otros 19.513 en concepto de cánones, "royalties" u otros derechos derivados de sus grabaciones musicales.

De esa suma, la artista debería haber pagado a Hacienda un total de 508.462 euros, cantidad que le reclama la Agencia Tributaria, más los intereses correspondientes.

En su querella, la Fiscalía pide al juez instructor que, tras su declaración como imputada, imponga una fianza a la soprano para cubrir por entero el pago de la cuota defraudada a la Hacienda Pública o que, en su defecto, le embargue bienes en cantidad suficiente para garantizar el abono de los 508.462 euros evadidos.