Monedero pide una reflexión en Podemos tras las elecciones catalanas

Podemos expulsa un año a 10 miembros de su dirección en Alicante por "pucherazo"

nacional

| 29.09.2015 - 12:39 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero ha manifestado, a tenor de los resultados cosechados por la marca Catalunya Sí que es Pot en los comicios autonómicos, que la formación morada "va a pagar carísimo" no ser la misma y ha vuelto a hacer hincapié en que "la sopa de siglas" y la "agregación de partidos" es una fórmula "que no funciona".

En declaraciones a Europa Press, el exdirigente de Podemos ha subrayado que Catalunya Sí que es Pot, que ha obtenido el 9% de los votos y 11 escaños, "ha tenido algunos problemas que deben hacer reflexionar". Así, sobre Lluís Rabell, el líder de la candidatura con la que se presentaron a los comicios de ayer, ha dicho que es una "bellísima persona que no ha sido capaz de enamorar".

"Yo creo que Podemos es un partido que paga carísimo no ser él mismo y va a tener que hacer una reflexión de cosas que se han agotado. Se ha agotado esa idea de una centralidad no bien ubicada, no entender que Podemos crece y significa lo nuevo y no lo viejo. Tiene que dejar de buscar adentro cosas que tiene que buscar afuera y escuchar más a la gente. Todo eso no ha estado presente en la candidatura", ha aseverado.

Monedero ha agregado que se ha pagado "un precio muy alto" por la "indefinición" de la candidatura respecto a la deriva soberanista y que los ciudadanos se han ido a buscar la "claridad que reclamaban" a otras formaciones políticas. "Creo que tampoco funciona la sopa de siglas; una cosa que algunos hemos planteado constantemente, que intentar hacer una agregación de partidos no funciona", ha dicho al respecto.

No obstante, ha matizado que las candidaturas de unidad no son lo mismo que las sopas de siglas, en tanto dichas candidaturas forman parte de una petición con la que nació Podemos y ha descartado que eso signifique "reuniones cupulares sin contar con la ciudadanía". "Podemos tiene que recuperar quién es y contar más con la gente, que las listas que presenten sean listas que dejen claro que se está mirando hacia afuera y no hacia adentro", ha enfatizado.

ESCALANTE ALICANTE

Un nuevo escándalo sacude las filas de Podemos, esta vez en Alicante. El partido de Pablo Iglesias ha sancionado con un año de expulsión de militancia y otro de inhabilitación a 10 de los 11 miembros de la dirección por supuesto pucherazo.

Los miembros del consejo ciudadano del partido Podemos en Alicante que han sido inicialmente sancionados por su supuesta relación en unas presuntas irregularidades en el proceso de primarias para elegir la dirección en la ciudad han recurrido al comité estatal de garantías de la formación.

Según un comunicado de Podemos, la investigación interna se originó después de la denuncia de cuatro exmiembros del consejo ciudadano, que denunciaron que se podían haber falseado datos para inflar el censo de participantes en las primarias en Alicante; concretamente, que se pudo modificar el lugar de residencia o la edad de personas para posibilitar el voto.

De aquel proceso salió elegido por poco más de 100 votos Jesús Bustos por delante de una segunda candidatura encabezada por Nerea Belmonte, que ahora es concejala del ayuntamiento al integrarse en una coalición municipal (Guanyar Alacant), en la que también entró Esquerra Unida y que gobierna en un tripartito con el PSPV-PSOE y Compromís.

Diez de los sancionados han decidido recurrir al comité estatal de garantías y alegan que las conversaciones en los grupos de "whatsapp" aportadas como prueba por los denunciantes han sufrido una supuesta manipulación, "con cortes efectuados de forma interesada para alterar el sentido de los textos".

Los recurrentes consideran que la resolución del partido reconoce que no existen pruebas que demuestren la participación fraudulenta de votantes y piden que se investigue la diferencia de votos que existió entre las dos listas.