Marlaska ordena el ingreso en prisión de los cuatro detenidos de Ekin

nacional

| 22.01.2011 - 20:46 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska ha ordenado esta tarde el ingreso en prisión incondicional de los cuatro detenidos el pasado martes por su presunta integración en Ekin que aún debían prestar declaración en su Juzgado, por delitos de colaboración o integración en organización terrorista.

Se trata de Iñigo González Etayo, Juan Arratibel Garciandía, Jorge Mayo Hermoso de Mendoza y Jorge Zabala Cía, según han informado a Europa Press fuentes judiciales.

El magistrado ordenó anoche el ingreso en prisión incondicional para Iker Moreno, hijo del portavoz de Batasuna en Navarra, Txelui Moreno, por un delito de integración en organización terrorista. Por su parte, el sexto de los detenidos en esta operación, Javier Beortegui, quedó en libertad.

Todos ellos son, según el juez, miembros de Ekin 'desdoblados' en otras organizaciones ilegalizadas como Batasuna, Segi y Askatasuna.

Manifestación en Pamplona contra las detenciones y por un proceso democrático

Varios miles de personas han participado esta tarde en una manifestación convocada en Pamplona por los firmantes del Acuerdo de Gernika para rechazar las detenciones practicadas en la última operación policial contra Ekin y Askatasuna y trasladar a la calle su apuesta por un proceso democrático.

Bajo el lema "En el camino de la paz soluciones democráticas ahora. No más detenciones", la manifestación ha contado con la presencia de los firmantes del acuerdo (izquierda abertzale, Aralar, EA y Alternatiba) representados por sus máximos dirigentes.

Así, entre otros, estaban presentes por la izquierda abertzale, Rufi Etxeberría o Tasio Erkizia; por Aralar, su coordinador general, Patxi Zabaleta; de EA, su secretario general, Peio Urizar, y de Alternatiba, formación escindida de IU del País Vasco, su portavoz, Oskar Matute.

En declaraciones a los periodistas, la alcaldesa de Hernani y miembro de la izquierda abertzale, Marian Beitialarrangoitia, ha afirmado que ante la situación vivida en los últimos días, son tres los mensajes que con esta manifestación quería dar al PSOE.

"El primero, que si cree que con esta actitud va a mover un solo milímetro a la izquierda abertzale en el camino emprendido está muy equivocado; en segundo lugar, que ante más represión contestaremos con más proceso democrático, y en tercera instancia, que si insiste en su actitud violenta se va a encontrar de frente a Euskal Herria", ha dicho.

Por su parte, Patxi Zabaleta ha indicado que la presencia de Aralar quería mostrar la "solidaridad" de este partido con los detenidos y sus allegados, pero además evidenciar que el esfuerzo que hay que hacer para la paz es el que hay que "hacer también para la normalización democrática, y la aplicación de la ley antiterrorista, de las jurisdicciones especiales y estas detenciones ponen de manifiesto que falta mucho para la normalización".

Para EA ésta era "una protesta" por las detenciones practicadas esta semana "para bloquear el proceso de pacificación y normalización", ha indicado Peio Urizar, quien ha subrayado que se trata de "detenciones desde un punto de vista exclusivamente político", aunque "por muchos intentos que hagan el Gobierno español y el Estado español por bloquear este proceso no lo van a conseguir".

Por último, Oskar Matute ha indicado que Alternatiba está "a favor del camino de la paz y las soluciones democráticas y, en consecuencia, quiere alzar la voz contra las operaciones políticas que se encubren bajo detenciones y que no son sino obstáculos evidentes en el proceso iniciado en Euskal Herria", a pesar de lo cual se ha mostrado convencido de que este camino es el que "va a llevar a la solución que este pueblo espera y desea".