Manuela Carmena: "No se puede obligar a dos a estar juntos si uno no quiere"

La alcaldesa de Madrid cree que debe celebrarse un referéndum en Cataluña para solventar el conflicto social

Imagen de las declaraciones de Manuela Carmena (Servimedia)

nacional

| 09.11.2015 - 11:23 h
REDACCIÓN

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, considera que el desafío independentista en Cataluña debe afrontarse con un referéndum en esta comunidad autónoma y no en el conjunto de España, ya que es "como si para un divorcio se exigiera que estuvieran los dos de acuerdo".

La primera edil de la capital mostró su deseo de que Cataluña siga siendo parte de España, pero defendió que se realice una consulta sobre el futuro de esta autonomía sólo entre sus ciudadanos, puesto que "no se puede obligar a dos a estar juntos si uno no quiere".

Carmena apuntó que tratar de solucionar este problema con una votación entre todos los españoles sería como exigir que en un divorcio que los dos den su consentimiento, algo que dijo "formaba parte de las cosas de hace mucho tiempo", en clara referencia a los procesos de separación matrimonial en otras épocas, como el franquismo.

En este sentido, la alcaldesa destacó cómo se afrontó este escenario "en Montreal", en alusión a la cuestión de Quebec y su pertenencia a Canadá. Explicó que una persona de este país que ha vivido este proceso le ha explicó que el consultar a los ciudadanos ha sido "positivo", ya que "desde entonces hasta ahora el problema se ha resuelto".

"ÉSE ES EL CAMINO"

Sostuvo que esto que hicieron en Canadá "es muy interesante", ya que, tras imponerse en Quebec la postura a favor de seguir perteneciendo al Estado canadiense, "después se dedicaron a cuidar a los que querían irse, para demostrarles que estaban mejor todos juntos".

Destacó que "ahora no hay problema allí" y que "ése es el camino" que se debe seguir con Cataluña. Añadió, en este sentido, que desea que los catalanes "se queden" con el resto de españoles "compartiendo unas estructuras jurídicas en las que estuviéramos cómodos".

Al mismo tiempo, Carmena se refirió a refirió a que como jurista considera que "los problemas políticos no se solucionan a través de los tribunales", en referencia a que el Gobierno haya anunciado que recurrirá la resolución independentista en el Parlamento catalán si ésta es aprobada este lunes, como previsiblemente sucederá.

"HAY QUE SER VALIENTES"

A su juicio, en Cataluña existe un "problema político", que es el deseo de un "gran sector" de ciudadanos de esta comunidad que demanda "poder expresar su deseo de independencia". Apuntó que "los problemas políticos todos sabemos que tienen que hacerse poniéndose en el lugar del otro, buscando alternativas para que se acorten las distancias".

Se preguntó, a este respecto, "por qué no" plantearse "la necesidad de que se modifique la Constitución para que se pueda hacer legalmente un referéndum en todas sus condiciones y que puedan todos los ciudadanos, todos los residentes, todos los vecinos de Cataluña, los puedan decir cuál es el modelo de organización que se desea".

"A partir de ahí no hay que tener miedo, hay que ser valientes", continuó la alcaldesa, quien apuntó que si en España "fuimos capaces de salir de una dictadura sin una gota de violencia, también tendremos que salir de esta necesidad de refundar nuestras estructuras territoriales".