Los vecinos y familiares de Amaia todavía siguen sin creerse lo ocurrido

Stop Desahucios: “La muerte de Amaya no puede quedar impune"

nacional

| 10.11.2012 - 15:42 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

Miles de personas se manisfestaron por las calles de Barakaldo en solidaridad con Amaia Egaña, la mujer que se habia suicidado en el municipio vizcaino justo cuando se le iba a comunicar el desahucio de su vivienda.

Bajo el lema "No al paro, no a los desahucios. Por la protección social", han reclamado a las instituciones públicas que pongan en marcha soluciones urgentes para frenar los embargos de pisos por impagos de hipotecas, y evitar nuevos casos como el de Egaña.

Un día después, los vecinos y seres queridos de Amaia Egaña todavía siguen sin creerse lo ocurrido ayer

STOP DESAHUCIOS PIDE QUE SU MUERTE NO QUEDE IMPUNE

La plataforma Stop Desahucios Bizkaia ha pedido hoy "que la muerte de Amaya" Egaña, quién ayer se suicidó cuando iba a recibir la notificación de su desahucio, "no puede quedar impune" y pedido a los ciudadanos vascos seguir luchando unidos en su memoria.

Numerosas sucursales de entidades bancarias vascas han amanecido esta mañana con pintadas en euskera y castellano en las que se las responsabiliza de la muerte de esa mujer y se las tacha de "hiltzaileak" (asesinos), así como se reclama que no se ejecuten más desahucios.

La portavoz de esa plataforma en Bizkaia, Marta Uriarte, ha analizado hoy en una nota a los medios "el duro y trágico día vivido" ayer, después de que ocurriera ese suceso en Barakaldo.

Stop Desahucios ha pedido "respetar el dolor" de la familia de la fallecida y ha instado "a los políticos a que, de forma inmediata, establezcan una moratoria" para que "no se ejecute ni un desahucio" más.

Asimismo, Uriarte ha expuesto que tras la muerte de Amaya Egaña se sucedieron numerosas concentraciones y manifestaciones tanto en Barakaldo como en otros municipios vascos y así, "el pueblo ha mostrado su repulsa y hartazgo ante esta barbarie".

Por ello, ha hecho "un llamamiento a la ciudadanía" para unir "fuerzas, ahora más que nunca", por "la memoria de Amaya".