Los rectores se oponen al decreto de becas

nacional

| 01.06.2012 - 11:58 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Los rectores han manifestado su desacuerdo ante el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte por el contenido del proyecto de Real Decreto sobre las becas universitarias por el que se va a exigir al alumnado un 5.5 para acceder a una beca general y un 6.00 para una beca salario.

Esta es una de las principales conclusiones del Consejo de Universidades celebrado este viernes después de que la semana pasada los rectores plantaran al ministro José Ignacio Wert.

"No estamos de acuerdo con el decreto de umbrales porque nos parece que en un momento de crisis como en que hay para que las familias se vean sometidas a otro punto mas de requerimiento que afecta a su economía", ha indicado la presidenta de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas, Adelaida de la Calle, en rueda de prensa.

El Ministerio de Educación, por su parte, ha insistido en que se exigirá un 5,5 y un 6 en la selectividad para obtener beca general o beca-salario para el curso próximo, respectivamente, como respuesta necesaria de los alumnos al esfuerzo que hace la sociedad para dotarlas.

Los rectores y el Ministerio de Educación ha retomado el diálogo con "normalidad" en una sesión ordinaria del Consejo de Universidades, tras el plante que las universidades dieron el pasado 23 de mayo al ministro de Educación, José Ignacio Wert.

El consejo de hoy, presidido por la secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades, Montserrat Gomendio, ha acordado convocar una reunión extraordinaria para el 7 de junio, en la que se debatirá el decreto-ley de medidas de ahorro educativo, como reclamaban los rectores.

Gomendio, que ha comparecido ante la prensa junto a la presidenta de la Conferencia de Rectores, Adelaida de la Calle, ha apuntado que se podrían tener en cuenta las propuestas de las universidades en el desarrollo normativo de algunos puntos del decreto-ley, aunque el incremento de tasas de matrícula es competencia de las comunidades autónomas.