Los Mossos detienen a un menor de edad por el ataque al coche de Montoro

Otras dos personas imputadas

Ataque al coche de Camacho y Montoro

nacional

| 24.05.2014 - 21:56 h
REDACCIÓN

Los Mossos d'Esquadra han detenido a un menor de edad y han denunciado a otras dos personas por su supuesta relación con los incidentes ocurridos tras un acto electoral del PPC en Vilanova i la Geltrú (Barcelona), en el que participaba el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Según ha informado la policía catalana en un comunicado, el menor, el segundo detenido hasta ahora por los incidentes sucedidos en Vilanova, ha sido arrestado esta madrugada acusado de los delitos de atentado a la autoridad y a los agentes a la autoridad, daños y desórdenes públicos.

Además de esta detención, los Mossos d'Esquadra han denunciado ante el juzgado a otras dos personas supuestamente relacionadas con los incidentes, una por resistencia a la autoridad y la otra por atentado a la autoridad y desórdenes públicos, por lo que deberán acudir ante el juez cuando se les cite como imputados.

Estas tres personas están acusadas de los incidentes ocurridos el pasado miércoles, cuando un grupo de manifestantes que participaba en un "escrache" a los cargos del PPC lanzaron objetos y golpearon con un palo el vehículo oficial en el que viajaba el ministro y la presidenta del PPC, Alícia Sánchez-Camacho.

El mismo día de los hechos, la policía catalana ya detuvo a un joven por su supuesta vinculación con los incidentes ocurridos tras el mitin, aunque en principio éste no habría participado en el lanzamiento de objetos al coche oficial en que viajaban Montoro y la presidenta del PPC, sino en disturbios posteriores.

Este joven pasó ayer a disposición del juzgado de instrucción de guardia de Vilanova i la Geltrú (Barcelona), que lo dejó en libertad con cargos, acusado del delito de daños y atentado a la autoridad, con la obligación de comparecer en sede judicial los días 1 y 15 de cada mes.

POLÉMICA POR LA SEGURIDAD

Los incidentes ocurridos en Vilanova i la Geltrú han ocasionado una agria polémica entre el PPC y el Departamento de Interior, al que los populares reprochan que la policía catalana no hubiera desplegado un dispositivo suficiente para garantizar la protección de los políticos a la salida del mitin.

El conseller de Interior, Ramon Espadaler, condenó los incidentes pero culpó al equipo de seguridad del PPC, integrado por policías nacionales, de actuar al margen de los Mossos, sin esperar los refuerzos policiales que estaban a punto de llegar y haciendo salir el vehículo en dirección contraria a la inicialmente acordada con la policía catalana y la local.

Por el contrario, la Policía Nacional ha culpado a los antidisturbios de los Mossos d'Esquadra de no hacer nada para evitar el ataque que sufrió el vehículo en el que iban el ministro y la líder del PP catalán.

Las diligencias de este caso siguen su trámite habitual en el juzgado de instrucción número 7 de Vilanova i la Geltrú (Barcelona).