Los independentistas se citan en Montjuic en un acto por el referéndum

Guardiola llama a la movilización para votar en el referéndum "aunque el Estado no quiera"

Pide ayuda a la comunidad internacional en defensa de derechos como el de la libertad expresión y voto

Casado le dice a Guardiola que cuando se está fuera de juego se incumple la ley

nacional

| 11.06.2017 - 13:31 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El exentrenador del FC Barcelona y técnico del Manchester City, Josep Guardiola, ha llamado este domingo a los catalanes a votar en el referéndum para decidir su futuro, asegurando que lo harán "aunque el Estado no quiera".

"Estamos aquí para dejar bien claro que próximo 1 de octubre votaremos en un referéndum para decidir nuestro futuro. Votaremos aunque el Estado español no quiera", ha exclamado ante miles de personas que han acudido al acto organizado en Barcelona por la ANC, Êmnium y la AMI para apoyar el referéndum con el lema 'Referéndum es democracia'.

Guardiola ha sido el encargado de leer el manifiesto central del acto, en el que también pide que los catalanes apoyen el reto del Govern: "Debe saber que todos y cada uno de nosotros estaremos a su lado".

"Ahora que la voz de la democracia quiere ser secuestrada, más que nunca acudiremos a las urnas y defenderemos con todas nuestras fuerzas la democracia y nuestros representantes", ha subrayado.

PIDE AYUDA A LA COMUNIDAD INTERNACIONAL

También ha pedido ayuda a la comunidad internacional al apelar a todos los demócratas de Europa y del mundo a apoyar la defensa de derechos, a su juicio, amenazados en Cataluña, como el derecho a la libertad de expresión política y el derecho a voto, y afrontar "los abusos de un Estado autoritario".

"No tenemos otra salida. La única repuesta posible es votar", ha sentenciado Guardiola, que ve a los catalanes víctimas de un Estado que ha puesto en marchas una persecución política, a su juicio, impropia de una democracia europea del siglo XXI.

También ha advertido de los intentos que ha habido "para acabar con el modelo de escuela catalana, pilar de la cohesión social, y del bloqueo de las inversiones" en infraestructuras.

"AMENAZA" DEL ESTADO

"Hoy el Estado español persigue hasta el debate político. Una amenaza que se hace extensiva a todos los demócratas", entre los que ha incluido los miembros Govern y del Parlament, y por tanto también a los de la Mesa, los trabajadores de la función pública y los empresarios.

Según Guardiola, esto es "inédito y democráticamente insostenible", y por ello cree que esto sólo se puede solucionar con más democracia.

CASADO LE RECUERDA QUE INCUMPLE LA LEY

Por su parte, el vicesecretario general de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha insistido hoy en que mientras gobierne su partido no se va a tolerar ningún referéndum ilegal, y ha dicho al entrenador de fútbol Pep Guardiola que debería recordar que "cuando se está fuera de juego, se está incumpliendo la ley".

A su juicio, los independentistas catalanes se situarán en fuera de juego si tratan de celebrar el referéndum ilegal, "y el árbitro, que es el Gobierno y que es la Justicia, va a pitar esa jugada ilegal".

Una ilegalidad que tendrá la respuesta de la ley, ha avisado, "de toda la ley, pero nada más que la ley", ha recalcado.

"No se va a tolerar un referéndum ilegal y el Gobierno y la Justicia española van a evitar que haya cualquier desafío a la democracia", ha reiterado Casado, quien ha instado a los secesionistas a acabar con "esa huida hacia adelante".

Según su criterio, el pasado viernes sólo se comunicó verbalmente la fecha de la hipotética consulta y la pregunta de la misma, pero "no se han atrevido a firmarla".

En este sentido ha reiterado que en cuanto haya un paso administrativo, el Ejecutivo y la Justicia "responderán con toda la firmeza".

Al mismo tiempo ha querido transmitir un "mensaje de tranquilidad a los españoles" al subrayar que mientras gobierne el PP no habrá ningún referéndum ilegal ni se tolerará que haya una fractura territorial de España.