La evolución del temporal rebaja la alerta máxima en Canarias y reanuda la vida escolar

En algunos puntos han llegado a caer 100 litros por metro cuadrado desde la medianoch

La borrasca ha afectado especialmente a las islas de La Palma y Tenerife

En Gran Canaria se sigue buscando a la turista rusa que ayer desapareció en la playa de Los Cochinos (San Bartolomé de Tirajana)

En Tenerife los colegios, el parlamento y el cabildo permanecen cerrado

nacional

| 11.12.2013 - 16:45 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La borrasca que mantiene desde ayer en alerta máxima a Canarias ha provocado hoy inundaciones en La Palma y Tenerife y ha paralizado a varias islas, pero su intensidad ha ido remitiendo durante el día, lo que ha permitido anunciar que mañana se reanudará la actividad escolar. Este fenómeno meteorológico adverso ha golpeado en esta jornada con más fuerza a la provincia de Santa Cruz de Tenerife, donde ha estado acompañado por una tormenta eléctrica que ha descargado casi 3.800 rayos entre las 6.00 de la mañana y las 12.00 del mediodía, según datos recogidos por la Agencia Estatal de Meteorología.

El frente atlántico ha ocasionado además esta madrugada, en torno a las 03.00 horas, un apagón toda la isla de La Palma, que comenzó a restablecerse una hora después y que obedeció a la desconexión de la central de Los Guinchos, según ha explicado Endesa en un comunicado.

En La Palma, el suministro eléctrico ha quedado totalmente restablecido durante el día.

Sin embargo, en Tenerife, donde el temporal de lluvia y viento ha afectado a 3.000 clientes, por la tarde aún había 390 abonados sin luz y otras 12.670 personas han quedado sin telefonía fija o móvil por esta borrasca, que ha dejado lluvias de hasta cien litros por metro cuadrado en el sur y vientos "brutales" con rachas de 150 kilómetros por hora en el Teide, según ha precisado el presidente del Cabildo tinerfeño, Carlos Alonso.

UNA TURISTA RUSA DESAPARECIDA

Mientras tanto, en Gran Canaria sigue sin aparecer la turista rusa que ayer por la tarde desapareció en la playa del Cochino (San Bartolomé de Tirajana), cuando decidió bañarse ignorando los consejos de varias personas que le advirtieron sobre el mal estado de la mar, según ha informado la Cruz Roja.

Las lluvias localmente fuertes aún no han comenzado en Gran Canaria, donde sí ha soplado un fuerte viento durante toda la jornada, lo que ha obligado a cerrar hasta las 18.00 horas la carretera que une los municipios de La Aldea y Agaete, en el noroeste de la isla, según han informado fuentes del Centro de Coordinación Operativa Insular.

Ha sido en La Palma donde se han registrado durante esta jornada las mayores precipitaciones de todo el archipiélago -97 litros por metro cuadrado hasta las 10.00 horas-, concretamente en Tijarafe, municipio que limita al sur con Los Llanos de Aridane, donde el aguacero ha producido inundaciones de viviendas y locales.

También ha sufrido intensas lluvias el sur de Tenerife. En Arona, el puente de la carretera de Guaza, que conecta este núcleo con El Fraile, Las Galletas y la autopista TF-1, ha quedado completamente inundado y dos vehículos se han visto atrapados por el agua, aunque sin consecuencias para sus ocupantes. En esta zona se han acumulado 91,6 litros por metro.

Aunque el temporal de lluvia y fenómenos costeros no ha sido tan intenso en las islas de la provincia de Las Palmas, el viento sí ha causado daños materiales de diversa consideración, numerosas incidencias urbanas y portuarias y cancelaciones de vuelos.

En Lanzarote, las olas han rebasado los diques del puerto de Arrecife y han impedido la entrada de un ferry y un crucero y Salvamento Marítimo ha tenido que rescatar a los cinco tripulantes de un yate que quedó a la deriva a 68 kilómetros de la costa después de que su motor se averiara y el viento le rasgara las velas.

Como medida preventiva, y con el fin de minimizar los desplazamientos de la población, las instituciones han cancelado hoy en las islas más afectadas la actividad administrativa, política, judicial, sanitaria, escolar y cultural, que se reanudará a medida que expiren las alertas que afectan a cada isla.

En Tenerife, el Gobierno de Canarias ha prohibido el acceso y tránsito por senderos, pistas forestales y cualquier tipo de actividad deportiva y de ocio en el Parque Nacional del Teide, y en el sur de Gran Canaria se han desalojado dos zonas de acampada en Arguineguín y Tarajalillo.

Ante las previsiones de la Aemet para las próximas horas, el Gobierno de Canarias ha anunciado esta tarde que a partir de medianoche se desactiva la situación de alerta máxima que estaba en vigor desde ayer en Tenerife, La Gomera, El Hierro y La Palma.

Los avisos por fenómenos adversos pasarán a ser de alerta por lluvias en Tenerife y Gran Canaria y de prealerta por lluvias y tormentas en La Palma, La Gomera y El Hierro y por vientos y fenómenos costeros en Lanzarote y Fuerteventura.

No obstante, el Gobierno de Canarias precisa que en Tenerife y Gran Canaria todavía se pueden producir aguaceros aislados, localmente intensos.