La economía sumergida mueve 205.000 millones de euros al año

Supone un 20% de nuestro Producto Interior Bruto

nacional

| 14.12.2010 - Actualizado: 17:17 h

Javier de la Fuente

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

A pesar de que como su propio nombre indica, se trata de economía sumergida, no es difícil toparse con ella a diario. Emerge en sectores como el inmobiliario, la construcción, las pequeñas obras en casa o los comercios. Según un estudio de VISA, durante el año pasado en España escaparon del control de Hacienda 205.000 millones de euros, lo que supone un 20 por ciento del total de la riqueza de española. Por volúmen de operaciones, sólo en el sector inmobiliario se defraudaraon un total de 192.000 millones de euros. Es habitual en las pequeñas y medianas empresas con una facturación inferior a los 6 millones de euros.

ESPAÑA A LA CABEZA DE EUROPA

Dentro de las economía desarrolladas en Europa, España sólo se ve superada en este aspecto por Portugal e Italia. Uno de los principales motivos por los que en nuestro país han proliferado este tipo de actividades, según el estudio, son los elevados impuestos y las altas cargas de las cotizaciones a la Seguridad Social. Mientras, asegura Visa, las autoridades fiscales sufren escasez de recursos en la lucha contra el fraude y centran sus esfuerzos en los trabajadores asalariados y el 30% de las compañías con más ingresos.

EMERGEN LOS BILLETES DE 500 EUROS

El motor de estas operaciones es el dinero en efectivo y su gasolina, sobre todo en los fraudes a gran escala, los billetes de 500 euros. Prueba de ello es que desde el año 2002 al 2007 el número de billetes de 500 euros se ha multiplicado por 10 y éstos representan las dos terceras partes del dinero que hay en circulación. Para combatirlo VISA recomienda a los Gobiernos que favorezcan el uso de medios de pago eléctrónicos en las transacciones. Aseguran que un incremento del 5 por ciento en los pagos con tarjeta reducirían en un 11,5% la economía sumergida, unos 23.600 millones de euros.