Javier Fernández pide al PSOE que decida entre abstención o elecciones

Cree que supone moverse "en el terreno del mal menor" porque "ninguna de las dos soluciones es buena" para los socialistas

La mayoría de voces en el grupo socialista apuestan por la abstención y la unidad de voto. El Comité Federal se celebrará el próximo domingo

Fernández reconoce que "el edificio del PSOE está muy dañado", pero conserva "el solar" y tendrá que ir a un Congreso "de reconstrucción"

nacional

| 18.10.2016 - Actualizado: 18:34 h
REDACCIÓN

El presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, ha asegurado que su partido tiene que decidir entre "abstención o elecciones", si bien ha reconocido que esto supone moverse "en el terreno del mal menor" porque "ninguna de las dos soluciones es buena" para los socialistas.

Fernández ha dirigido este mensaje en su intervención en el Senado durante la reunión con los diputados y senadores socialistas en vísperas del decisivo Comité Federal en el que se tiene que acordar si facilitar la investidura de Mariano Rajoy o abocar al país a nuevos comicios.

"Lo que hay es una elección entre abstención o elecciones. Es lo que hay. Y sobre eso tenemos que decidir, porque si no lo hacemos, estaremos faltando el respeto a la gente y, por tanto, a la verdad", ha admitido. Fernández ha hablado también de la abstención después de que el PSOE andaluz defendiera ayer, lunes, abiertamente esta opción para desbloquear la formación de gobierno.

El presidente asturiano ha subrayado que el PP tiene "un proyecto profundamente reaccionario en lo económico, en lo social y en lo fiscal", pero que es la fuerza más votada "por la división de la izquierda y el miedo a la radicalización de esa izquierda", en alusión a Podemos.

CONGRESO DE RECONSTRUCCIÓN TRAS LA CRISIS

El presidente de la Gestora ha vuelto a hablar sin ambages de la crisis atravesada por su partido en las últimas semanas y ha reconocido que "el edificio del PSOE está muy dañado", pero ha recalcado que se conserva "el solar" y ha defendido que tendrá que ir a un Congreso "de reconstrucción" en el que los socialistas deberán "reconstruir discurso, proyecto, ideas y liderazgos". "El edificio político del PSOE está muy dañado, pero conservamos el solar", ha dicho.

En su intervención en abierto ante el plenario del grupo parlamentario socialista, que se ha celebrado en el Senado, Fernández ha comparado el "vertiginoso" momento por el que atraviesa en la actualidad el PSOE con el que vivió después de la Guerra Civil. Un PSOE -ha señalado- que estaba "dividido", "cuarteado" y "debilitado" por la derrota y por el exilio, pero que fue capaz de convertirse en uno de los "actores fundamentales" de la Transición y en el partido de gobierno que cumplió sus "promesas modernizadoras". En tono grave pero conciliador, el presidente asturiano ha llamado a diputados y senadores a preparar ese congreso "como compañeros, no como bandos enfrentados", para conseguir que sea un cónclave "reflexionado" y "sosegado".

ESPECTÁCULO DE LUCHA CAINITA

También ha reconocido que siente "vértigo" al ver cómo "tanta gente que cree en la política" y que quiere votarles ha contemplado el "espectáculo de enfrentamiento y lucha cainita que culminó en aquel Comité" Federal del 1 de octubre, en el que dimitió Pedro Sánchez como secretario general. Fernández, que se ha referido a la "extraordinaria tensión" que se vivió en la semana previa al comité, ha afirmado que el resultado de éste produjo una "corriente eléctrica que corrió por la espina dorsal y por las entrañas mismas del partido".

No obstante, ha incidido en que los socialistas serán capaces de reconstruirse a sí mismos, si son capaces de "pensar", de conectar con su "antigua base social" y con sus valores. "Somos más que unas siglas y una organización, somos una tradición, una historia, una cultura de partido y unas lealtades que están incrustadas en la memoria", ha dicho Fernández a los suyos. Tras defender que eso -el "solar" sobre el que hay que reconstruir el edificio político del PSOE- es lo "esencial" y lo más importante", el presidente de la gestora ha aprovechado para pedir a los parlamentarios socialistas que sigan "trabajando como hasta ahora" y que los "problemas en el ámbito interno no interfieran en el normal funcionamiento de las instituciones".

VOCES POR LA ABSTENCIÓN Y QUEJAS

La mayoría de diputados y senadores del PSOE que han intervenido en la reunión del grupo parlamentario se han mostrado a favor de la abstención para facilitar la investidura a Mariano Rajoy y de que se acate la disciplina de voto ante las amenazas del PSC y de otros cargos de romperla. De las 17 intervenciones que ha habido a puerta cerrada, solo tres han defendido que el PSOE mantenga el no a Rajoy, mientras que el resto han abogado por la vía de la abstención con el fin de evitar nuevas elecciones, según han informado diversos parlamentarios que han asistido a la reunión.

La exjueza Margarita Robles, el vasco Odón y el catalán Marc Lamùa han sido los tres diputados que han defendido votar en contra de Rajoy. Una docena de parlamentarios no han podido intervenir por falta de tiempo, entre los cuales, estaba previsto que lo hicieran algunos afines al dimitido secretario general Pedro Sánchez que insisten en que el PSOE tiene que votar en contra de la reelección de Rajoy, según las fuentes. Un dirigente de la antigua Ejecutiva de Sánchez se ha quejado de que nadie levante la voz para defender la posición del 'no es no', contra la que hasta hace poco nadie hablaba en público.

ICETA SE REUNE CON FERNÁNDEZ

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, se ha reunido esta tarde con el presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, ante quien se ha reafirmado en que los socialistas catalanes votarán en contra de la investidura de Mariano Rajoy. El encuentro se ha celebrado en la sede de Ferraz de forma discreta y se ha prolongado durante alrededor de hora y media. "He mantenido una reunión cordial con Javier Fernández. Nuestros puntos de vista, que son distintos, no han cambiado", ha asegurado Iceta en su cuenta de Twitter.

El presidente de la gestora ha insistido en que todos los diputados deben respetar la disciplina de voto en caso de que el máximo órgano apruebe la abstención.

Sin embargo, Iceta ha advertido hoy de que, a pesar de los llamamientos de Fernández y del PSOE andaluz, el PSC no variará su postura y votará en contra.

En declaraciones a Catalunya Ràdio, ha dejado la puerta abierta a que, si "no hay más remedio" que permitir que Rajoy gobierne, podría hacerse con la abstención de once diputados socialistas, los suficientes para que salga adelante la investidura.

EL DOMINGO COMITÉ FEDERAL

El Comité Federal del PSOE en el que se tiene que decidir si abstenerse o no ante Mariano Rajoy se celebrará el próximo domingo, día 23, según ha acordado hoy la gestora que encabeza Javier Fernández. La gestora está reunida en la sede de Ferraz para aprobar la convocatoria del máximo órgano del partido, que será decisiva para saber si habrá investidura de Rajoy o terceras elecciones.

Aunque se daba por hecho que sería el domingo, al no haber más fechas vacantes, la dirección interina del PSOE ha aprobado la convocatoria de la reunión el domingo, apurando los plazos de los que disponía. El Comité Federal adoptará la decisión de facilitar o no la reelección de Rajoy el día anterior a que el Rey comience su ronda de consultas con los partidos, que se prolongará hasta el martes, día 25.

Los socialistas andaluces han defendido la unidad de voto y la legitimidad del Comité Federal del PSOE para adoptar una decisión sobre la posición del partido ante una posible investidura de Mariano Rajoy. El secretario de Organización de los socialistas andaluces, Juan Cornejo, ha subrayo que el Comité Federal es el máximo órgano entre congresos y, por tanto, el que tiene "la competencia y la responsabilidad para buscar esos acuerdos". "Así es como funciona nuestro partido", ha recalcado Cornejo, quien ha rebatido de este modo la opinión del exsecretario de Organización del partido César Luena, sobre que la decisión estará "deslegitimada en el fondo político".

OTROS PARTIDOS OPINAN

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, dijo este martes que respeta de una manera "absoluta" la decisión que tome el PSOE ante una hipotética investidura de Mariano Rajoy y agregó que, en cualquier caso, es "optimista" porque "no queda otra". Rivera opinó que la investidura de Mariano Rajoy "es la manera menos mala de poner en marcha este país. No es la idónea, pero los resultados electorales son los que son".

El PP calcula que el debate que podría concluir con la investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno podría arrancar el próximo miércoles, 26 de octubre, la primera votación tendría lugar al día siguiente y la segunda, 48 horas después, es decir, el sábado día 29. Así lo ha explicado el portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando, quien ha dejado claro que este eventual calendario está supeditado al resultado de las consultas con los partidos que tiene programadas el Rey para los días 24 y 25. Si de esa nueva ronda con los representantes políticos, el Jefe del Estado concluye que Rajoy tiene visos de salir elegido y le propone someterse a un nuevo debate de investidura, se lo tiene que comunicar a la presidenta del Congreso, Ana Pastor, quien tiene la facultad de convocar el Pleno de investidura cuando quiera.