Imputan homicio a la mujer detenida en Jaén, tras hallarse el cadáver de su bebé en su casa

Policia Jaen

nacional

| 18.05.2011 - 13:13 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La vecina de la capital jiennense detenida tras hallarse en su casa el cadáver de su bebé ha recibido el alta en el Hospital Materno Infantil, donde estaba custodiada por la Policía, y ha sido trasladada a la Comisaría Provincial para prestar declaración.

Así lo han informado a Europa Press fuentes de la Policía Nacional, que han explicado este miércoles que ahora se le imputa un presunto delito de homicidio en tanto los resultados del informe preliminar del forense indican que la muerte del recién nacido se produjo "de forma violenta", ya que al parecer el bebé presentaba un golpe en la cabeza.

"Se trata de investigar si ese golpe se produjo de forma fortuita o no", han destacado las mismas fuentes, de modo que, a la espera del informe definitivo, los agentes barajan diversas posibilidades, como la muerte accidental o un homicidio involuntario en el que pudieran haber concurrido o no circunstancias agravantes. Una vez finalizada su estancia en la Comisaría, tal y como han añadido, será puesta a disposición judicial.

El suceso tuvo lugar este lunes por la mañana, sobre las 11,00 horas, cuando los familiares de esta mujer de 38 años de edad llamaron a los servicios sanitarios avisando de que la ahora detenida se encontraba mal. En concreto, encontraron a la mujer en la cama, que estaba manchada de sangre y diciendo que le dolían los riñones, según ha informado la Policía Nacional a Europa Press.

Una vez que la mujer llegó al hospital, los facultativos constataron que tenía una "importante" dilatación del útero, lo que es una señal "inequívoca" de que había dado a luz, por lo que se puso en marcha el correspondiente protocolo de los servicios médicos y policiales.

A tal efecto, una patrulla se desplazó hasta la casa de la mujer, ubicada en la calle Reventón del barrio de San Juan, donde les abre la puerta su hija, que les comunicó que había encontrado en un armario el cadáver de un bebé envuelto en una sábana y con el cordón umbilical enrollado en el cuello.

Ante estos hechos, la mujer ha permanecido hasta este miércoles bajo custodia policial en el hospital, a la espera de que le pudieran tomar declaración los agentes policiales, que sí han hablado ya con los familiares.

Así las cosas, la Policía investiga las circunstancias en las que se ha producido la muerte del pequeño mientras que la mujer, natural de Tarragona y vecina de Jaén, que en un principio estaba detenida acusada de un supuesto delito de aborto, si bien ha pasado a estar imputada por un presunto homicidio, mientras se están analizando todos los detalles y viendo todas las hipótesis.