Imlesa: Alcón, exedil de Cultura de Valencia se niega a declarar por los contratos irregulares

Benavent cree que Rajoy, Camps y el PP conocían la trama corrupta en Valencia

nacional

| 23.09.2016 - 14:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

La exconcejal de Cultura del Ayuntamiento de Valencia María José Alcón se ha negado a declarar en calidad de imputada ante el juez que investiga, dentro del caso Imelsa, la supuesta adjudicación de contratos irregulares y el cobro de "mordidas" desde el departamento municipal que dirigía. Alcón ha entrado y salido esta mañana por una puerta lateral de la Ciudad de la Justicia, esquivando así a los medios de comunicación.

La exedil del PP estaba hoy llamada a declarar como investigada (imputada) junto al exgerente de Imelsa Marcos Benavent y los empresarios José Adolfo Vedri, responsable de la firma Engloba, y Carlos Turró.

En el caso Imelsa se investiga una supuesta trama de cobro de comisiones ilegales y blanqueo de capitales que tenía su origen en la adjudicación supuestamente irregular de contratos desde varias administraciones públicas controladas por el PP.

Las declaraciones de hoy se enmarcan en la pieza separada E, en la que se investigan los delitos de prevaricación y cohecho con el supuesto cobro de "mordidas" en los contratos de mantenimiento de La Lonja, limpieza de las Torres de Quart, conservación de los puentes históricos de Serrano y Trinidad, y explotación y gestión del centro cultural La Rambleta.

Según han dejado patente los investigadores de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil en uno de los informes que constan en el sumario del caso, Marcos Benavent, uno de los principales investigados del caso Imelsa, podría haber recaudado al menos 83.000 euros en comisiones ilegales de contratos supuestamente amañados por la exconcejala de Cultura.

Los investigadores achacan a Benavent el doble papel de "intermediario" y "recaudador", mientras que Alcón "hacía valer su posición privilegiada" para "influir" en la adjudicación a determinadas empresas, según sus conclusiones.

BENAVENT CREE QUE RAJOY, CAMPS Y EL PP CONOCÍAN LA TRAMA CORRUPTA EN VALENCIA

El exgerente de Imelsa y autodenominado "yonqui del dinero" Marcos Benavent ha dicho que cree que el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, el expresident de la Generalitat Francisco Camps y el PP conocían la existencia de la trama de corrupción en Valencia.

No obstante, Benavent ha reconocido que el expresidente de la Diputación de Valencia Alfonso Rus nunca le dijo que hubiese hablado con Rajoy ni él lo hizo directamente con Camps.

Benavent ha hecho estas declaraciones a su llegada al juzgado valenciano en el que debe declarar como investigado en una de las piezas separadas del caso Imelsa, en la que se investiga la supuesta adjudicación ilegal y el cobro de "mordidas" en la Concejalía de Cultura de Valencia dirigida por María José Alcón durante el mandato de Rita Barberá.

"Ya se sabe como está la situación en Valencia. Yo creo que Francisco Camps estaba al corriente, Mariano Rajoy estaba al corriente y el partido también; lo vemos todos los días, tenemos que hacer despertar a la gente", ha afirmado.

"El partido está imputado por corrupción, por destruir discos duros... Negar que el presidente de su partido conociese lo que sucedía... Vamos, yo no lo hago tan tonto. Cada uno que crea lo que quiera. Se me ha ocurrido viniendo en el coche: cuando esta gente sale mintiendo en televisión nos deberíamos levantar del sofá y hacerles así (una pedorreta)", ha agregado.

Benavent ha insistido en que "no hay que tener miedo, porque el problema del mensaje del miedo es que la gente se queda bloqueada en el sofá".

En su opinión, la corrupción es un fenómeno generalizado en España: "Todas las instituciones están tocadas, desde la monarquía hasta los tribunales y los gobiernos. Es una forma de proceder y es fácil que siga pasando, no lo dudéis. Hay que tomar conciencia de eso, porque no se pueden ratificar ciertas cosas en las urnas y decir que la corrupción es la máxima preocupación, es una cuestión de valores".