Granada celebra con polémica el 525 aniversario de su Toma por los Reyes Católicos

Grupos de extrema derecha e izquierda aplauden o se oponen a su celebración

La Plataforma Granada Abierta reivindica que se sustituya La Toma por un homenaje a Mariana Pineda el 26 de mayo

nacional

| 02.01.2017 - 15:24 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Granada ha conmemorado hoy el 525 aniversario de la conquista de la ciudad por los Reyes Católicos, una celebración que ha vuelto a concentrar a miles de personas, entre ellas partidarios y detractores de esta fiesta que han intercambiado consignas e insultos, sin que se hayan producido incidentes.

La céntrica plaza del Carmen, en la que se ubica el Ayuntamiento de Granada, ha sido de nuevo un escenario dividido durante la conmemoración, en la que el gobierno socialista ha introducido la presencia de la legión, cuyo desfile ha propiciado el primer intercambio de gritos pasadas las 11.30 horas.

El acto ha vuelto a contar con un dispositivo especial de seguridad en el que han participado medio centenar de policías locales, junto a un número similar de agentes de la Policía Nacional y antidisturbios, que han retirado durante la mañana algunas banderas y palos.

La fiesta cívico religiosa ha partido del ayuntamiento con un séquito ataviado con trajes de época de los últimos seis siglos que se ha dirigido a la Capilla Real, donde yacen los Reyes Católicos, para hacer una ofrenda floral.

La concejal Raquel Fernández (PSOE) se ha encargado de tremolar la primera vez el pendón, una réplica del estandarte real que portaban las tropas con Fernando el Católico cuando conquistaron la ciudad.

Durante la celebración religiosa, algo menos de un centenar de congregados en la plaza han intercambiado insultos y han coreado consignas, convocados por grupos de extrema derecha como Alianza Nacional, Falange o Democracia Nacional, y de extrema izquierda, liderados entre otros por Nación Andaluza.

En la plaza, en la que han lucido banderas franquistas e independentistas, han vuelto a sonar proclamas como "España cristiana, nunca musulmana" y vivas a España frente al "Nada que celebrar" y las frases para pedir que la fiesta se sustituya por una dedicada a Mariana Pineda.

Tras la interpretación de los himnos de Granada, Andalucía y España, el concejal Juan Antonio Fuentes (PP) ha tremolado el estandarte y desde el balcón ha repetido tres veces y como marca la tradición el "Granada" al que los asistentes han respondido el también tradicional "¿qué?".

El ceremonial se ha cerrado repitiendo la leyenda: "Granada, Granada, Granada, por los ínclitos Reyes de España don Fernando V de Aragón y doña Isabel I de Castilla. Viva España. Viva el Rey. Viva Andalucía. Viva Granada".

En el ceremonial han participado los concejales del PP, el alcalde Francisco Cuenca (PSOE) y seis de sus siete concejales y los representantes de Ciudadanos, con la ausencia del edil de IU y los de Vamos Granada, partido que ha pedido "repensar" la fiesta.

Cuenca, que no participó durante los anteriores mandatos del PP, ha defendido la apuesta del Ayuntamiento por retomar el espíritu familiar de esta fiesta que se ha celebrado de manera ininterrumpida y ha recalcado que ensalzarán la figura de Mariana Pineda sin necesidad de modificar esta tradición.

Ha explicado además, a preguntas de los periodistas, que nuevos ingredientes como el desfile de moros y cristianos y la recreación de la entrega "pacífica" de la ciudad que protagonizó Boabdil avanzan en una nueva visión de La Toma, que ha concluido sin incidentes destacables pese a los ya habituales gritos e insultos.

De manera alternativa, la Plataforma Granada Abierta ha celebrado un acto para ensalzar la figura de Mariana Pineda dedicado este año a Enrique Morente y Leonard Cohen.