Fernández Díaz pide 'sentido de Estado' a los críticos con la Guardia Civil

Fernández Díaz visita Ceuta Melilla para abordar la presión migratoria en las fronteras

Dice que Zapatero le llamó para recomendarle un pacto de Estado sobre inmigración

Los Guardias Civiles denuncian graves injurias y calumnias a los agentes de Ceuta

Interior anuncia una comisión mixta con Marruecos para agilizar las devoluciones de inmigrantes

nacional

| 05.03.2014 - 13:56 h
REDACCIÓN

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha reclamado a los críticos con la actuación de la Guardia Civil el pasado 6 de febrero que tengan sentido de Estado y no obstaculicen las soluciones a la presión migratoria que sufren las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

Fernández Díaz ha hecho estas manifestaciones en rueda de prensa en su primera visita a Ceuta tras la tragedia que costó la vida a quince inmigrantes, donde ha respaldado a la Guardia Civil y ha tachado de absolutamente "injusto e inmoral" que se haya acusado a la Benemérita por su actuación.

"Si quieren contribuir a resolver de verdad ese problema y no quieren hacerlo de forma activa, les ruego al menos que tengan sentido de Estado, sentido común y responsabilidad" y no esa actitud "no constructiva ni responsable" que han adoptado, ha enfatizado el ministro.

El ministro del Interior ha anunciado que el próximo 26 de marzo constituirá en Tánger una comisión mixta hispano marroquí para "impulsar" el acuerdo de readmisión de inmigrantes que España mantiene con el reino alauí y "resolver las cuestiones litigiosas que se deriven de la aplicación" del mismo. Según ha dicho, en España "la devolución en caliente no existe".

El titular de Interior ha puesto de relieve que los efectivos del Instituto Armado "rescataron el año pasado en el mar a 3.454 personas y han hecho lo propio con 209 entre enero y febrero poniendo en muchas ocasiones en peligro sus vidas" y ha aplaudido la "colaboración y cooperación" de las Fuerzas de Seguridad del Reino alauita, cuya actuación la madrugada del lunes al martes pasado para contener a 1.500 inmigrantes marcará "un antes y un después" en la frontera ceutí.

En cuanto a la tragedia en sí, el ministro ha recordado que está a cargo un juzgado y ha declinado por ello, pronunciarse de nuevo. "Respetamos absolutamente la actuación judicial y colaboraremos en todo lo que se nos demande por parte de la misma", ha señalado.

Fernández Díaz ha dicho que es "consciente de la presión migratoria existente y de la presión política que existe desde diversos medios y con distintos intereses", pese a lo cual "el compromiso del Gobierno de España con la impermeabilización de las fronteras no se va a modificar", y ha llamado a un pacto de Estado en materia de inmigración, que saque estas cuestiones del intercambio partidista.

En esta línea, ha afirmado que el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero le llamó por teléfono y le habló "en estos términos", pero "haría falta que su partido le hiciera caso y tratase la inmigración como lo que debe ser, un tema de Estado".

"Habría que preguntarle al PSOE, que ha pedido una comisión de investigación en el Congreso, por qué no la aceptaron cuando ellos gobernaban y se enfrentaban a hechos similares". En su opinión, "no se trata de investigar sino de desgastar al Gobierno". "Creo que están en su derecho como oposición, pero no a costa del fallecimiento dramático de personas humanas y poniendo en cuestión una política que debe ser de Estado", ha señalado.

Fernández Díaz ha confirmado en la ciudad autónoma que Interior también quiere ampliar el espigón fronterizo de la bahía norte, en aguas del Estrecho de Gibraltar, y que destinará otro Módulo de Intervención Rápida (MIR) de los antidisturbios de la Guardia Civil, los GRS, para que su dotación "fija" en la ciudad pase de 40 a 60 efectivos, el equivalente a una Unidad Básica de Actuación (UBA).

La Benemérita de Ceuta contará también con un helicóptero con base "permanente" en la ciudad para ayudar a "la detección y disuasión" de los intentos de entrada en grupo. Además, Interior cree que "en semanas" podrá estar instalada una "malla antitrepa' muy eficaz" en las partes más sensibles del perímetro fronterizo local, del que se no se retirará la alambrada con cuchillas mientras nadie presente al Gobierno "una alternativa igual de eficaz".

Además, se impulsará con Marruecos en el ámbito de la comisión bilateral, la realización de obras en su zona de la frontera con Ceuta a fin de que las reformas realizadas para crear un paso de porteadores que sustituya al actual de Buitz (con un coste de 700.000 euros) puedan entrar en funcionamiento. Según ha señalado, se han dedicado cerca de 800.000 euros además, en reforzar las líneas del suministro de energía de todo el perímetro fronterizo de Ceuta.

"Habrá más intentos de entradas irregulares, es evidente, pero sólo estrechando nuestras relaciones, colaborando, podremos combatir ese tráfico criminal de personas de dimensión planetaria que ve en nuestras polémicas una debilidad", ha remachado.

VISITA LA FRONTERA EN CEUTA

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha tenido este miércoles a última hora de la mañana la oportunidad de saludar y agradecer personalmente su colaboración en el control de la presión migratoria sobre Ceuta a las primeras autoridades de las dependencias fronterizas marroquíes de Bab Sebta, hasta cuya entrada se ha acercado junto al delegado del Gobierno, Francisco Antonio González Pérez; el presidente del Ejecutivo local, Juan Vivas (PP); y los mandos de la Guardia Civil y la Policía Nacional en la ciudad autónoma.

El titular de Interior, que visita por primera vez Ceuta tras la tragedia que se cobró 15 muertos el pasado 6 de febrero en las inmediaciones del espigón marítimo fronterizo del Tarajal, ha llegado a la ciudad a mediodía. Acto seguido se ha dirigido al Palacio autonómico, donde se ha reunido junto a González Pérez con Vivas y parte de sus consejeros.

Después, todos han iniciado un recorrido por el perímetro fronterizo de Ceuta que han iniciado en su extremo norte, en la bahía de Benzú-Beliones, en la que el viernes pasado se registró un intento de entrada en grupo de unos 40 inmigrantes de los que sólo cuatro lo lograron, y ha discurrido en paralelo al doble vallado que separa la ciudad española del Reino alauita hasta la zona del Tarajal.

La comitiva se ha detenido en la parte más alta del vial del servicio y junto a los polígonos comerciales del Tarajal, uno de los puntos en los que la madrugada del lunes al martes desembocaron cientos de personas sin documentación en otro intento de entrada colectivo que fue frenado por la Guardia Civil y las Fuerzas de Seguridad marroquíes.

A continuación, Fernández Díaz ha llegado a la frontera del Tarajal, el único paso oficial habilitado para el tránsito entre Ceuta y Marruecos, cuyas dependencias ha recorrido brevemente antes y después de saludar a las autoridades marroquíes de Bab Sebta.

Tras almorzar con los mandos de la Comandancia de la Guardia Civil encabezados por el teniente coronel Andrés López y tras mantener otra reunión con los responsables de la de la Jefatura Superior de la Policía Nacional, el ministro de Interior ha visitado el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI), que actualmente acoge a 560 extranjeros con una capacidad máxima operativa fijada en 512 plazas.

LA ASOCIACION ESPAÑOLA DE GUARDIAS CIVILES DENUNCIA LAS GRAVES INJURIAS Y CALUMNIAS A LOS AGENTES EN CEUTA

La Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC) ha denunciado graves injurias y calumnias a los guardias civiles de Ceuta y un "injusto juicio paralelo" por la muerte el 6 de febrero de quince subsaharianos ahogados en el mar al tratar de entrar a nado a España desde Marruecos.

La AEGC añade en un comunicado que "a tal punto está llegando el linchamiento público por parte de determinadas organizaciones, a pesar de existir una investigación judicial abierta, que directamente se acusa a los guardias civiles del asesinato de los inmigrantes que fallecieron en aguas marroquíes cuando trataban de entrar ilegalmente en Ceuta".

Explica que diversos artículos y carteles convocando concentraciones rezan textos como "Primero los acribillan. Luego muestran el vídeo que demuestra que la culpa la tienen quienes intentaron cruzar", "Concentración contra 15 asesinatos de Estado en Ceuta", "Acto de homenaje a migrantes asesinados en Ceuta por la Guardia Civil, en complicidad con el Ministerio del Interior".

También cita el siguiente texto: "Concentración para exigir la dimisión del ministro del Interior y del director de la Guardia Civil por las, al menos, 15 muertes ocurridas en la frontera de Ceuta como consecuencia de la desproporcionada actuación policial".

La AEGC insiste en que "el trágico suceso bajo ningún concepto puede justificar las desmesuradas acusaciones injuriosas y calumniosas que los guardias civiles de Ceuta están sufriendo simplemente por realizar su trabajo con los medios que tienen a su alcance".

"No sabemos si estas acusaciones se deben a intereses partidistas, a un odio exacerbado contra la Benemérita, que se ha ganado a pulso este sobrenombre con, entre otros servicios, el rescate de miles de inmigrantes, o a otras razones, pero en cualquier caso la AEGC las rechaza de todo punto", añade.

Anuncia que las pondrá en conocimiento de la Dirección General de la Guardia Civil al objeto de que se presenten las oportunas querellas tal y como el director general anunció el 12 de febrero cuando dio instrucciones a los servicios jurídicos del Cuerpo al respecto". No obstante, la AEGC ya ha encargado a su gabinete jurídico que estudie la posibilidad de querellarse contra estas organizaciones.

La asociación reitera su apoyo a los guardias civiles de Ceuta y exige que "de una vez por todas se afronte el problema migratorio y de las mafias que lo agravan con la implicación de la Unión Europea y que haya un protocolo claro de actuación y los medios necesarios para llevarlo a cabo con garantías tanto para los inmigrantes como para los agentes".