Felipe VI y Don Juan Carlos celebran juntos el tercer aniversario de la abdicación

Ambos presiden los actos del 300 aniversario de la Escuela Naval militar, en Marín, de la que ambos fueron alumnos

nacional

| 02.06.2017 - 08:56 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.3%
No
36.7%

El Rey Felipe VI y su padre Don Juan Carlos presiden este 2 de junio en Marín (Pontevedra) los actos centrales del 300 aniversario de la Real Compañía de Guardiamarinas, la escuela naval militar de la que ambos fueron alumnos. Justo hoy hace tres años que Don Juan Carlos anunció su deseo de abdicar, y su hijo, Don Felipe, ha querido rememorar esta fecha juntos y en un acto muy especial, que a su vez conmemora otro aniversario: la celebración del 300 aniversario de la Real Compañía de Guardiamarinas, origen de la actual Escuela Naval Militar, con sede en Marín (Pontevedra).

Hace tres años Don Juan Carlos dio voluntariamente un paso atrás para dejar todo el protagonismo a su hijo, hasta que se consolidara como nuevo Rey, ahora ha sido Don Felipe quien ha querido que su padre volviera a la escena pública. El Rey Emérito sigue asesorando a Felipe VI, pero ha entendido que la sociedad ha cambiado y la Monarquía también.

Desde que abdicó, Don Juan Carlos ha asistido a un acto oficial al mes de promedio, y en los últimos 30 días lleva ocho. En esta institución militar se forjaron en la lid militar naval ambos Reyes cuando eran jóvenes, como también lo hizo el abuelo del Rey, Don Juan de Borbón.

En su discurso, la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, ha ensalzado el prestigio actual que caracteriza a la Armada Española y la impronta histórica que ha dejado. Así, María Dolores Cospedal se ha referido a la Escuela de Guardiamarinas como "el primer semillero de talento" y ha subrayado que "el prestigio actual de nuestra Armada tiene mucho que ver con la impronta de excelencia académica de aquella escuela, de cuya estirpe es digna heredera esta Escuela Naval de Marín".

La ministra ha agradecido la asistencia de Felipe VI acompañado por su padre, el Rey emérito, para presidir un acto en esta Escuela, "escenario de vuestra formación, al igual que la de vuestro padre, como caballeros guardiamarinas".

Finalmente Cospedal le pidió "a la patrona de la Armada, nuestra Señora del Carmen que cuide y guarde a todos los miembros de la Armada" y especialmente, "a todas las damas y caballeros alumnos de la Escuela Naval Militar".

El acto ha contado con la asistencia de la presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor; el titular de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo; el delegado del Gobierno en Galicia, Santiago Villanueva; y la alcaldesa de Marín, María Ramallo, entre otras autoridades civiles y militares.

PARADA NAVAL

Los actos de conmemoración del 300 aniversario de la Real Compañía de Guardiamarinas han comenzado con una parada naval en la Ría de Pontevedra, donde el Rey Felipe VI ha recibido los honores de ordenanza con saludo a la voz de los buques participantes, el 'Juan Carlos I', el buque de aprovisionamiento de combate 'Patiño', las fragatas 'Santa María', 'Reina Sofía', 'Alvaro de Bazán', 'Almirante Juan de Borbón' y 'Méndez Núñez', el buque de acción marítima 'Tornado' y el submarino 'Tramontana'.

El monarca ha estado acompañado durante la revista naval a bordo del 'Tornado' por su padre, el día en el que se cumplen tres años del anuncio de la abdicación, así como por la ministra de Defensa, y por el Almirante Jefe de Estado Mayor de la Armada (Ajema), almirante general Teodoro López Calderón.

El programa de actos ha continuado con una demostración en la dársena de la Escuela Naval por parte de un helicóptero 'SH-60 Lamps' de la 10ª Escuadrilla de la Flotilla de Aeronaves de la Armada.

HOMENAJE Y RECUERDO

A continuación se ha desarrollado el acto central en la explanada de la Escuela que comenzó con los honores reglamentarios al Rey y la revista al Batallón de Caballeros Alumnos. Tras la oración de acción de gracias del arzobispo castrense, en la que ha hecho una mención especial a los guardiamarinas fallecidos en acto de servicio, y la Salve marinera, se ha celebrado el acto de homenaje a los que dieron su vida por España que finalizó con una pasada de aviones Harrier.

Después de las intervenciones de la ministra y del Ajema, la Banda de Música de la Escuela Naval ha interpretado el himno de la Armada y ha finalizado el acto con el tradicional desfile del batallón de alumnos y un desfile aéreo de la Flotilla de Aeronaves de la Armada, en el que participaron aviones Harrier de despegue vertical y helicópteros AB-212, Hughes 500 y Sea King.