El recibo de la luz podría encarecerse más de un 5% a partir del 1 de octubre

Indignación entre las organizaciones de consumidores

nacional

| 22.09.2010 - 14:43 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El coste de la electricidad que servirá para calcular la tarifa de último recurso (TUR), que pagan hogares y pymes y se actualizará el 1 de octubre, se ha encarecido entre un 5,48 y un 4,99%, según los datos de la última subasta publicados hoy por el Operador del Mercado Ibérico de la Energía (OMEL).

La subasta ha arrojado un precio para el producto de carga base de 46,94 euros por megavatio hora (MWh), el 5,48% más, mientras que el producto de carga punta se ha encarecido un 4,99%, hasta los 53 euros por MWh.

El coste de la energía que se suministrará entre octubre y diciembre servirá para calcular la TUR, en la que también influyen los impuestos y los peajes de acceso, que retribuyen conceptos regulados como las primas a las renovables, la distribución o el transporte. El Gobierno ha decidido mantener congelados los peajes en los precios que entraron en vigor en julio.

Desde julio de 2009, la TUR -a la que tienen derecho clientes con potencias inferiores o iguales a los 10 kilovatios- es la única tarifa que fija el Gobierno y a ella tienen derecho 22,8 millones de hogares y pymes, mientras que el resto de los usuarios debe contratar su suministro en el mercado libre.

Fuentes del sector consultadas por EFE calculan que, en función de los resultados de la subasta, la tarifa de la luz subirá en octubre por encima del 2% -el coste de la energía pesa en torno a un 45% el cálculo de la TUR-.

Tras intervenir en el Pleno del Congreso, el ministro de Industria, Miguel Sebastián, ha rehusado hoy adelantar cuánto aumentará la tarifa eléctrica en octubre porque ha dicho que aún no había recibido los datos oficiales de OMEL.

No obstante, ha insistido en que el incremento de las subastas será traslado al precio final de luz, en tanto que los peajes "no subirán".

El ministro ha asegurado que, legalmente, el Gobierno podría haber modificado los peajes y ha explicado que el no hacerlo obedece a una "decisión política", ya que el Ejecutivo sigue manteniendo el diálogo con otras formaciones en torno a la revisión de todos los costes que soporta el sistema eléctrico.

CONSUMIDORES INDIGNADOS

Facua-Consumidores en Acción considera que tanto las subastas eléctricas para establecer el coste de la energía, como el mercado mayorista eléctrico, o como la "teoría" del déficit de tarifa no son más que "un juego amañado" de las compañías eléctricas con el objetivo de que el Ministerio de Industria suba la tarifa de la luz y se "pliegue a sus intereses".

"El Gobierno se está plegando a los intereses del sector eléctrico", ha afirmado el portavoz de la asociación, Rubén Sánchez, a Europa Press, después de que se conocieran los resultados de la

última subasta eléctrica, tras la que la tarifa eléctrica final podría subir un 5,6%.

Sánchez considera que "no hay justificación" para la previsible subida de tarifas en octubre, dada la "boyante situación de las compañías eléctricas" y "la situación de los consumidores". Además, recuerda que en los últimos años las tarifas eléctricas acumulan subidas superiores al 30%.