El Príncipe entrega en Yuste el premio Carlos V a Durao Barroso

La aspiración a la unidad europea se enfrenta a "egoísmos nacionales" y "nacionalismos extremos", dice Barroso

El paro es "el mayor drama" al que se enfrenta Europa. "Europa no es el problema, sino una parte de la solución"

Don Felipe asegura que Europa es "fuente de esperanza para el futuro"

nacional

| 16.01.2014 - 16:08 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El "drama" del desempleo es el principal problema de la Unión Europea, como han puesto de manifiesto hoy el Príncipe de Asturias, el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y Mariano Rajoy, que ha añadido que en el proyecto europeo "ya solo queda caminar hacia delante".

Tanto Don Felipe, como Durao Barroso se han referido al problema del paro en sus intervenciones con motivo de la entrega del Premio Carlos V en el Monasterio de Yuste, en Cuacos de Yuste (Cáceres), que ha recibido el portugués, en un acto al que han asistido, entre otras autoridades, Mariano Rajoy, y el primer ministro portugués, Pedro Passo Coelho.

Durao Barroso también ha estado arropado por once embajadores, el ministro de Asuntos Exteriores, Jose Manuel García Margallo, el comisario europeo Joaquín Almunia, y los presidentes de Extremadura, José Antonio Monago; Baleares, Jose Ramón Bauzá, y de Murcia, Ramón Luis Valcárcel.

Don Felipe ha reconocido que esta ceremonia tiene lugar en un momento en el que "tras importantes esfuerzos y unos años ciertamente difíciles, puede decirse que los países europeos están comenzando a superar la crisis económica y financiera".

No obstante, ha añadido que aún persisten tasas de desempleo "absolutamente inaceptables", especialmente entre los jóvenes, que están frenando el desarrollo personal de numerosas personas y el bienestar colectivo.

También se ha referido a este asunto, el galardonado hoy, que tras recibir el premio ha puesto de manifiesto que el paro constituye el "mayor drama" al que se enfrenta Europa y ha defendido que el crecimiento, la creación de empleo y la unión bancaria tienen que ser las "principales prioridades" de la Unión Europea.

EUROPA NO ES EL PROBLEMA, SINO PARTE DE LA SOLUCIÓN

El político luso ha asegurado que es muy consciente del "desasosiego" de todos los ciudadanos europeos, incluidos los españoles y los de su país, Portugal, "que no son responsables de la crisis y que, no obstante, son con demasiada frecuencia, sus primeras víctimas", ha lamentando.

"A todos ellos quiero decirles que Europa tampoco es responsable de la crisis y que no sería bueno que se convirtiera en una víctima de ella", ha indicado antes de afirmar que, a su juicio, Europa no es el problema, sino una parte de la solución.

Ha agregado que en economía y finanzas no existen milagros y que la recuperación será "progresiva", a la vez que ha animado a no resignarse porque las consecuencias sociales de la crisis, y en particular el actual nivel de paro, siguen siendo, a su juicio, "inaceptables".

UNA CONSTITUCIÓN EN LA QUE CABEMOS TODOS

Por su parte, Mariano Rajoy ha aprovechado para destacar el papel de la Constitución para que España consiguiese, hace 30 años, su ingreso como miembro de la UE, una Constitución "en la que cabemos todos y constituye la mejor garantía para avanzar y alcanzar la justicia, la prosperidad y el bienestar material de todos los españoles".

Rajoy también ha alabado el trabajo realizado en los últimos diez años por Durao Barroso "como piloto de esta nave", que ha contribuido "a hacer realidad un anhelo compartido por la mayoría de españoles", que es "la irreversibilidad" del proyecto europeo, en el que "ya no hay marcha atrás, lo único que queda es caminar hacia delante".

Por su parte, el presidente extremeño ha defendido que el destino de Europa vuelve a estar en las manos de los europeos y ha añadido que si la Unión Europea quiere recuperar peso político y económico en un mundo globalizado, Europa "debe alcanzar la verdadera convergencia entre todas las regiones, equiparando el sur al norte.

El Premio Carlos V, que otorga la Fundación Academia Europea de Yuste, está dotado con 45.000 euros y en anteriores ediciones ha sido concedido a personalidades como Javier Solana, Simone Veil, Mijail Gorbachov, Felipe González, Hemult Kohl, Wilfried Martens o Jacques Delors.