El PP catalán pide una comisión investigación por caso Pujol

Sánchez-Camacho reclama que comparezca en el Parlament

nacional

| 27.07.2014 - 11:09 h
REDACCIÓN

La presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, ha anunciado hoy que pedirá una comisión de investigación sobre el caso Jordi Pujol y la comparecencia del expresidente de la Generalitat en el Parlament, porque la gravedad de lo ocurrido "no se liquida con un comunicado".

También ha dicho que durante 34 años los catalanes han sido víctimas de "una gran mentira" y de "un engaño histórico" y que tanto Pujol como CiU deben dar explicaciones tras conocerse que el 'expresident' tuvo durante 34 años dinero no declarado en el extranjero.

En este sentido, ha recalcado que deben asumirse responsabilidades porque "cuando se han producido informaciones anteriores se ha usado el nombre de Cataluña en vano como excusa para tapar una información que ahora sabemos que es cierta".

Sánchez-Camacho ha hecho estas declaraciones en una rueda de prensa en la que ha comentado la actualidad política, tres días antes de que se produzca el encuentro entre Mariano Rajoy y Artur Mas en la Moncloa.

En su comparecencia ante los medios, la líder del PP catalán ha subrayado que los hechos confesados por Jordi Pujol son muy graves y que "los catalanes se merecen una comparecencia pública con todas las explicaciones necesarias y toda la verdad de lo que ha sucedido".

"Si Pujol trasladaba en el comunicado que estaba dispuesto a dar explicaciones a las autoridades judiciales y a las tributarias, hoy es más exigible que las dé al pueblo de Cataluña", ha manifestado la dirigente popular.

Sánchez-Camacho también ha reprochado al presidente catalán y de CiU, Artur Mas, que sitúe la revelación de Pujol en el ámbito estrictamente "personal y familiar".

"Cuando una persona ha presidido el gobierno de la Generalitat durante 23 años, ha formado parte de la historia y de la construcción del autogobierno y del Estado de las autonomías desde Cataluña, no se puede decir desde su partido, del que es líder y ha sido fundador, que el fraude fiscal compete al ámbito privado y familiar", ha dicho.

En opinión de Sánchez-Camacho, no sólo Jordi Pujol, sino también CiU, tiene que dar explicaciones de por qué su fundador ha estado ocultando durante más de tres décadas estos fondos en paraísos fiscales.

Asimismo, ha pedido a Convergència que reflexione sobre qué papel debe tener en el partido el presidente Pujol -actualmente es presidente fundador- y si ha de seguir beneficiándose de su condición legal de expresidente de la Generalitat.

COSTERNACION EN LA POLITICA CATALANA

La política catalana se ha visto sacudida por el anuncio de quien fue durante 23 años presidente de la Generalitat, quien ayer, a través de un comunicado, reveló que su familia ha regularizado "en estos últimos días" unos fondos en el extranjero procedentes de una herencia de su padre, y pidió "perdón" por el "error" cometido en la gestión de ese legado.

En Convergència, partido del que Jordi Pujol es presidente fundador, la noticia ha sido recibida con "tristeza, consternación y un impacto importante", según ha reconocido hoy el nuevo número dos de CDC, Josep Rull.

La declaración de Pujol, además, coincidió ayer con el anuncio de la nueva dirección colegiada de CDC, una concurrencia sobre la que Rull ha dicho: "Ha escogido el día que consideraba que debía hacerlo público, pero es evidente que esta noticia ha impactado de manera contundente en la sociedad y en el partido".

Rull ha considerado que Pujol debería explicarse ante la justicia y "reflexionar" si debe comparecer también ante Convergència "para fortalecer aquel proyecto que él creó".

El presidente de la Generalitat y de CiU, Artur Mas, que ayer situó el anuncio de Pujol en el ámbito estrictamente "personal y familiar", ha asegurado hoy que no tenía nada más que añadir al respecto, si bien, posteriormente y sin referirse explícitamente a este asunto, ha opinado que en el pasado "se hicieron cosas mal" y que en el futuro Cataluña ha de tener "más activos que pasivos".