El Notario: Me dieron a entender que la infanta era escudo fiscal de Aizoon | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

El Notario: Me dieron a entender que la infanta era escudo fiscal de Aizoon

Tejeiro asegura que Diego Torres desvió dinero de Nóos al extranjero

Miguel Tejeiro señala que no es "nada anormal" que la Infanta fuese socia de Aizoon

Tejeiro apunta que "nadie" de la Casa Real revisaba la actividad fiscal del Instituto

nacional

| 15.03.2016 - Actualizado: 15:14 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Carlos Masiá, el notario que participó en la constitución de la sociedad Aizoon, copropiedad al 50 por ciento de la Infanta Cristina y su marido, Iñaki Urdangarin, ha confirmado en su declaración como testigo en el juicio del caso Nóos que desaconsejó "totalmente" que la Infanta Cristina figurase en la mercantil por su "alta función representativa" y ante las posibles "vicisitudes" e "infortunios importantes" a las que estaba expuesta la empresa.

Tal y como ha subrayado en su comparecencia, que ha arrancado sobre las 12.00 horas, dio "soluciones alternativas" al exasesor fiscal del matrimonio Miguel Tejeiro cuando éste le pidió consejo al respecto, si bien, ha recordado, aquél "puso resistencias" y finalmente no llamó a Urdangarin para trasladarle los inconvenientes que podían surgir.

La declaración de Masiá ha arrancado tras la prestada por el propio Tejeiro, quien ha negado haber respondido al notario, a la hora de crear Aizoon, que no habría problemas por el hecho de que la Infanta participase en la mercantil puesto que, de hecho, ésta constituiría un 'escudo fiscal' ante Hacienda. Tejeiro ha desmentido así las afirmaciones efectuadas por Masiá durante la instrucción de la causa.

LA INFANTA PODRÍA SER UN ESCUDO

Sobre esto, Masiá ha recordado que Tejeiro "insistió mucho en poner primero el documento de identidad de Doña cristina" y, según ha apuntado, "me dio a entender que la Infanta podría ser un escudo". No obstante, al ser advertido de la contradicción que esto supondría con lo que declaró ante el juez José Castro en el sentido de que, efectivamente, las palabras de Tejeiro fueron literales, ha precisado que "estamos hablando de 2003, he tenido buena memoria como opositor pero no recuerdo todo".

Masiá ha señalado que fue en 1979 cuando conoció a Tejeiro y en 1988 cuando establecieron relaciones profesionales. "También iniciamos una relación de amistad que ahora ya no tenemos", ha apuntado el notario, explicando que la ruptura se produjo cuando en 2009 el exasesor fiscal "me coló un par de firmas falsas y yo no quería que me enviara material contaminado.

Preguntado por la compraventa del palacete de Pedralbes, operación en la que también intervino, el testigo que ha recordado que Tejeiro le manifestó entonces su preocupación puesto que "era un momento muy delicado, ya que el préstamo hipocario aún no estaba aprobado". "Me dio instrucciones además por si la Infanta me preguntaba algo, pero le contesté: yo le diré lo que le tenga que decir", ha abundado.

En lo que al Instituto Nóos se refiere, Masiá ha recordado que conocía la entidad por todo lo que le comentaba Tejeiro. "Realizaba consultorías", ha apuntado el testigo quien, preguntado asimismo por el papel del exasesor externo de la Casa Real, José Manuel Romero, Conde de Fontao, ha señalado que "una vez al año" comía con Tejeiro y durante el encuentro "repasaban la renta de doña Cristina".

TEJEIRO ASEGURA QUE DIEGO TORRES DESVIÓ DINERO DE NÓOS AL EXTRANJERO

El socio de Iñaki Urdangarin en Nóos, Diego Torres, "desvió dinero al extranjero" procedente de las actividades del instituto que obtuvo unos 6 millones por proyectos desarrollados para administraciones públicas, según ha testificado su cuñado, Miguel Tejeiro, que hacía su declaración de la renta. Tejeiro, que ha respondido a las preguntas sobre este asunto después de que la presidenta del tribunal de Nóos, Samantha Romero, le haya advertido de que está obligado a hacerlo, se ha defendido de las acusaciones de Torres de que era él quien manejaba su cuenta en Luxemburgo.

El testigo ha dicho que la única persona en el Instituto Nóos que podía "pagar facturas de cientos de miles de euros a De Goes", la empresa con sede en Londres de Torres, era el propio Torres, que a su vez era el titular de Blossom Hill, una sociedad radicada en Belice propietaria de De Goes.

Ha insistido en que solo Torres podía transferir fondos de la sociedad con sede en Londres a una cuenta en Luxemburgo de la que era titular junto a Ana María Tejeiro, hermana del declarante, a la que ha exculpado de estas actuaciones.

Tejeiro ha definido como "una absoluta canallada" que su cuñado intente atribuirle actividades en las que no ha tenido ninguna intervención ni responsabilidad.

No obstante, ha apuntado que no tiene constancia de que ese tráfico internacional de fondos sea ilegal ni de que las empresas del grupo de Nóos tuvieran actividad internacional. La declaración de Tejeiro, que se inició el jueves y ha sido interrumpida desde entonces en dos ocasiones, se ha visto condicionada por la advertencia de la defensa de Torres de que se querellará contra él si contraviene el secreto profesional al que está obligado como abogado, "amenaza" a la que ha aludido el testigo en varias ocasiones.