El Gobierno se solidariza con González por el escrache

"Los derechos de unos terminan cuando empiezan los de otros", sostiene Sáenz de Santamaría

Irene Montero (Podemos) defiende que se convoque una protesta en la calle coincidiendo con la Investidura

Santamaría: "No sé si Podemos va a salir a la calle. Lo que les recuerdo es que están dentro de las instituciones. Ese es su papel"

Javier Fernández vincula a Iglesias con el boicot a González por "inocular el virus de la intolerancia" en la sociedad

nacional

| 21.10.2016 - 18:13 h
REDACCIÓN

La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría, ha trasladado su solidaridad al expresidente del Gobierno Felipe González por el escrache que sufrió en la Universidad Autónoma de Madrid por parte de un grupo numeroso de jóvenes que impidió que el socialista pudiese pronunciar una conferencia.

"La libertad de expresión de los que protestaban termina cuando empieza la libertad de expresión de los que van a la Universidad a manifestar sus opiniones", ha señalado este viernes la vicepresidenta en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. "Los derechos no son ilimitados", ha incidido.

Según ha defendido, la universidad es un lugar "plural" y en un sistema de derechos "los derechos de unos acaban cuando empiezan los de otros". Esta postura, ha explicado, es la "misma" que siempre ha mantenido con respecto a "anteriores" escraches que se han producido contra otros políticos. "A quien haya organizado éste (escrache) y haya organizado otros anteriores le digo lo mismo", ha manifestado.

Pero Santamaría no ha querido opinar sobre si Podemos y el secretario general del partido morado, Pablo Iglesias, están detrás de dicho boicot a González, al igual que creen algunos dirigentes del PSOE y del PP.

Y, en este sentido, ha recordado el escrache que ella sufrió en su domicilio hace unos años. "No sé quien estaba o no quien no estaba, yo sé quien estaba en otros momentos en otros escraches, porque los he visto yo desde la ventana de la cocina mi casa. Hasta ahí le puedo decir", ha declarado, para después añadir que "ellos tendrán que explicar lo que hacían entonces y qué opinan de lo que hacen ahora".

Asimismo, preguntada si de cara a una eventual investidura de Mariano Rajoy, desde el Ejecutivo "temen" que Podemos haga oposición desde la "calle", se ha limitado a recordar a los dirigentes del partido morado que "su papel" está dentro de las instituciones: "No sé si Podemos va a salir fuera a la calle. Lo que les recuerdo es que están dentro de las instituciones. Ese es su papel", ha zanjado.

PODEMOS DEFIENDE QUE SE CONVOQUE UNA PROTESTA EN LA CALLE COINDIENDO CON LA INVESTIDURA

Las palabras de Sáenz de Santamaría venían a colaciónd e las declaraciones de la portavoz adjunta de Podemos en el Congreso, Irene Montero, que ha defendido que la protesta que prepara para el día de la previsible investidura de Mariano Rajoy la Coordinadora 25 -organizadores de las concentraciones que llamaban a rodear el Congreso en 2012-, es un "ejercicio democrático".

Además, no ha descartado que personas vinculadas al partido puedan sumarse, aunque ha asegurado que su formación no tiene ninguna relación con la convocatoria.

"En Podemos siempre estamos muy orgullosos de que los ciudadanos se organicen y expresen sus demandas, reivindicaciones y opiniones a través de procesos de organización de la sociedad civil. Eso para nosotros es motivo de orgullo, porque implica que la democracia funciona", ha asegurado en declaraciones en el Congreso.

Aunque Montero ha asegurado que no existe ninguna relación entre su formación y la convocatoria que planea la Coordinadora 25S, ha garantizado que el día de la investidura, los representantes de Podemos en el Parlamento cumplirán con su función durante el debate en la Cámara Baja y luego "actuarán como cualquier compatriota libremente expresando sus opiniones".

Preguntada directamente sobre si tienen previsto participar en esa protesta -de la que todavía no se ha concretado ni fecha ni lugar-, la dirigente ha asegurado que no descarta que "ningún español pueda participar en una convocatoria libre".

"Ahora, de ahí a decir que Podemos tienen alguna relación con eso, pues bueno, no tenemos ninguna vinculación con esa convocatoria, pero nos parece un ejercicio democrático", ha reafirmado, para añadir que, por ello, están orgullosos de que sus votantes o los de cualquier otra formación "se expresen en el ejercicio de la libertad de reunión y expresión en cualquier lugar y en cualquier momento, siempre con arreglo a las normas".

JAVIER FERNÁNDEZ (PSOE) VINCULA A IGLESIAS CON LA "INYECCIÓN DEL VIRUS" DEL BOICOT A GONZÁLEZ

El presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, ha vinculado al líder de Podemos, Pablo Iglesias, con el boicot que sufrió el pasado miércoles el expresidente Felipe González en la Universidad Autónoma, por sus alusiones a la "cal viva", por "exculpar" a los que lo hicieron y porque "se está inoculando en la sociedad española el virus de la intolerancia".

Fernández ha apuntado directamente a Iglesias, más que a su partido, y ha opinado que la actitud reciente de éste tiene que ver no tanto con una pugna --con el PSOE-- por liderar la oposición, sino por la lucha por el liderazgo en el seno de Podemos, "en el que parece que Iglesias tiene la posición más radicalizada".

En una entrevista en RNE, recogida por Europa Press, ha afirmado que sintió "rabia" cuando conoció el boicot a González, por el hecho en sí y porque se está "inyectando un virus" que trasciende lo político y hace más difícil la convivencia.

Preguntado si él ve a Podemos detrás de ese escrache, ha respondido que "si no directamente", sí es cierto que "ellos, y más concretamente Pablo Iglesias", fue quien dijo en el Congreso que González tenía "el pasado manchado de cal viva", una acusación que repitieron el miércoles los manifestantes de la Universidad. "Y no solamente los exculpa sino que se está inyectando ese virus", ha remachado.