El Gobierno remite al Pacto de Toledo la subida de las pensiones para madres de dos o más hijos

nacional

| 05.06.2015 - 10:19 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Consejo de Ministros ha dado el visto bueno al informe definitivo sobre el complemento a las pensiones contributivas de mujeres con dos o más hijos, para su remisión a la Comisión del Pacto de Toledo la próxima semana.

Según ha recordado en rueda de prensa la ministra de Empleo, Fátima Báñez, estos complementos se enmarcan en el Plan de Ayuda a las Familias presentado el pasado 14 de mayo y se vincularán a las pensiones de jubilación, viudedad e incapacidad para las mujeres que accedan a estas prestaciones a partir del 1 de enero de 2016.

Concretamente, se trata de un complemento del 5% para las madres con dos hijos; del 10%, con tres hijos; y del 15%, en el caso de cuatro hijos o más. El Ejecutivo estima que la medida beneficiará el próximo años a 123.357 mujeres, en su mayor parte con rentas medias, con un coste de 51 millones de euros, a razón de 413 euros adicionales al año por beneficiaria.

Los efectos de este complemento se mutilplicarán en los años siguientes con 241.000 beneficiarias en 2017, 350.000 en 2018 y 455.000 en 2019.

EL SISTEMA NECESITA MAS COTIZANTES

La ministra de Empleo ha explicado que esta iniciativa viene a reconocer la aportación económica de las mujeres que ha contribuido a la caja de la Seguridad Social a través de sus cotizaciones, pero también en su vertiente como madre, puesto que cada nuevo hijo es un potencial cotizante más. En este sentido, ha señalado que "lo que necesita el sistema además de recursos económicos son cotizantes en el futuro".

Báñez ha recordado que la natalidad y las tasas de fertilidad han descendido en España durante los últimos años, y con ellas la edad media del inicio de la maternidad, que supera actualmente los 30 años.

Al mismo tiempo, el envejecimiento de la población también se incrementa, de modo que la proporción de la población con más de 60 años pasará del 18% actual al 30% en 2060, con la particularidad de que las mujeres viven de media 90 años frente a los 85 años de los hombres.

Estas cifras revelan que la Seguridad Social afronta un horizonte de menos cotizantes y, por tanto, menores recursos a las arcas del sistema, y un número creciente de pensionistas, que consumirán esos recursos.

Ello requiere, según el Gobierno, adoptar medidas que primen la natalidad y, al mismo tiempo, corrijan el sesgo a la baja que sufren las mujeres frente a los hombres en cuando a la protección que reciben una vez finalizada su carrera laboral.

En este sentido, Báñez ha explicado que actualmente el 70% de los empleados a tiempo parcial son mujeres y que el 96% de las excendencias por cuidado de hijos son solicitadas por ellas. Ello lleva a que sus pensiones sean también menores, concretamente un 38% inferiores a las de los hombres (un 26% en el caso de las nuevas altas).

"Presentamos este complemento de pensiones que reconoce la maternidad y la dimensión de género en la Seguridad Social, tal y como ha recomendado el Consejo Europeo", ha concluido la titular de Empleo.