El Gobierno rebaja los requisitos para mantener beca en caso de cambio de estudios

Luz verde al Decreto de Becas

Más de 655.866 alumnos recibieron una beca en el último curso

Las Comunidades Autónomas tendrán competencia en la gestión de la parte variable de las becas

nacional

| 15.07.2016 - 13:46 h
REDACCIÓN

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes a instancias del ministro de Educación en funciones, Iñigo Méndez de Vigo, el Decreto de umbrales y patrimonio para la obtención de becas en el curso 2016/2017 y que introduce como novedad una rebaja de los requisitos necesarios para mantener la ayuda en caso de cambio de estudios: bastará con que se haya matriculado de 30 créditos más de los que tenía aprobados.

Se pone coto así a la situación que provocó el decreto de becas anterior, que en su artículo 23.8 fijó que los alumnos que cambiasen de carrera siendo becarios "no podrán obtener ninguna beca en los nuevos estudios hasta que se acredite la superación en dichos estudios del mismo porcentaje de los créditos que se hubieran superado con beca en los estudios abandonados".

En la práctica suponía que un alumno que hubiese aprobado un curso entero antes de cambiar de carrera, podía verse en la situación de tener que pedir que le suspendieran algunas asignaturas para que el número de créditos de los que se fuese a matricular superasen a los ya aprobados. A partir de ahora, bastará con inscribirse en 30 créditos más de los que aprobó en el curso anterior para renovar la beca en los nuevos estudios.

No es la única novedad de un decreto que mantiene en general, las líneas del anterior, conforme ha explicado Méndez de Vigo en rueda de prensa. Se introduce un cambio en el modo de calcular el patrimonio familiar de los estudiantes que residen en entornos rurales, a quienes se les rechazaba la beca porque el nuevo cálculo del valor catastral de las fincas rústicas incluye las instalaciones esenciales construidas en ellas, como un granero o un almacén, elevando su patrimonio sobre el papel por encima de los límites para obtener la ayuda. Según ha explicado Méndez de Vigo, estas construcciones "en realidad no aumentaban el patrimonio de una persona pero sí contaban a efectos de umbral para la obtención de una beca", por lo que se daba la circunstancia de que teniendo las mismas posesiones que el año anterior, los estudiantes podían de pronto quedarse fuera de las becas. Ahora se cambia la forma de calcularlo.

El nuevo Decreto completa además la modificación introducida el pasado curso para abrir la puerta a las becas para cursar créditos complementarios o complementos de formación necesarios para que quienes tienen un título de Diplomado, Arquitecto Técnico, Ingeniero Técnico o Maestro (pre Bolonia) puedan obtener el Título oficial de Grado. "No estaban incluidas antes y ahora lo vemos a hacer", ha señalado.

Por último, ha explicado que se ha adecuado el modelo de gestión del componente variable de la beca a la sentencia del Tribunal Constitucional que este año dictaba la necesidad de "dar alguna competencia más" a las comunidades autónomas sobre este aspecto, cuestión que conforme ha señalado, se ha "incorporado".

"Se consagra la beca como un derecho subjetivo del estudiante y da cumplimiento al deber constitucional de garantizar la igualdad en el acceso a la educación, porque las becas garantizan el acceso a los niveles no obligatorios de la enseñanza a todos los estudiantes. Nadie en España debe abandonar sus estudios postobligatorios por motivos económicos", ha sentenciado el ministro en funciones.

MAS DE 655.866 BECARIOS

Por otra parte, Méndez de Vigo ha ofrecido un balance del último curso, cuando según ha dicho, se destinaron 1.416,5 millones de euros a becas, la cifra más alta de la serie histórica y un 25% más de lo consignado en 2012, marcando además "un máximo histórico" también en número de becarios, 655.866 entre universitarios y no universitarios en el curso 2015/2016.

En concreto, de acuerdo al balance del Ministerio de Educación, el año pasado tuvieron beca 332.035 estudiantes no universitarios y 323.831 universitarios, frente a los 336.066 y 291.230, respectivamente, que la recibieron en el curso 2012/2013.

Asimismo, en este último curso ha tocado máximo el número de beneficiarios de ayudas para alumnos con necesidad específica de apoyo educativo (un total de 95.381), lo que ha supuesto una inversión en esta convocatoria de casi 95 millones de euros.

El ministro ha destacado que el acuerdo de no disponibilidad presupuestaria de 2.000 millones aprobado por el Gobierno no ha afectad a la partida diseñada para becas y ha incidido en que además, "se mantienen los umbrales de renta y de patrimonio" exigidos para obtenerla marcados en 2012 "aunque la situación económica ha mejorado sustancialmente respecto de aquel año".

"Se han adoptado medidas para garantizar la sostenibilidad financiera del sistema. Con el montante que se apruebe en los Presupuestos Generales del Estado estará garantizado que aquellos que tienen derecho y acceden a las becas las percibirán efectivamente", ha añadido sobre este asunto.