El Gobierno estudia que la malformación del feto sea motivo legal para abortar

El PSOE no valora los "maquillajes" al proyecto y sigue defendiendo la Ley de plazos

UPyD tilda la reforma de "error social y político" y celebra que se reconsidere la malformación fetal

IU dice que el Gobierno "no entra en el fondo del problema"

nacional

| 23.06.2014 - 15:09 h
REDACCIÓN
Más sobre: abortoSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

El Ministerio de Justicia estudiará incluir la malformación del feto como causa legal para poder abortar, de acuerdo con algunas de las recomendaciones de los órganos consultivos al anteproyecto de ley elaborado por el Gobierno. El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha asegurado que su departamento está en un "periodo de estudio" de dichos informes y que el proyecto de ley se llevará al Consejo de Ministros cuando concluya el análisis de las recomendaciones de los consejos consultivos.

La ministra de Sanidad, Ana Mato, ha insistido en que el Gobierno trabaja por conseguir "el máximo consenso" de todos los sectores de la sociedad con relación a la reforma de la ley del aborto pero no ha concretado en qué términos será modificado el anteproyecto.

El anteproyecto de ley orgánica para la protección de la vida del concebido y los derechos de la mujer embarazada limita a dos los casos en los que el aborto está despenalizado: cuando la mujer haya sido violada o cuando su salud psicológica o psíquica corra riesgo.

A pesar de que la ministra ha abogado por el consenso, también en esta jornada se ha hecho pública una carta que 176 organizaciones de distintos ámbitos han enviado a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en la que piden la retirada del anteproyecto por considerar que éste "no respeta" las obligaciones que el Estado tiene contraídas en materia de derechos humanos.

Por su parte, el presidente del Comité de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi), Luis Cayo Pérez, ha considerado que incluir en la reforma del aborto la malformación como un motivo para poder interrumpir el embarazo sería contrario a los derechos humanos de las personas con discapacidad.

Sobre la reforma de la ley también se ha pronunciado la diputada del PP y vicepresidenta primera del Congreso, Celia Villalobos, quien ha dicho que espera que el texto "no llegue nunca al Congreso".

PSOE, IU Y UPyD EN CONTRA

La secretaria de Igualdad del PSOE, Purificación Causapié, ha acusado al Ejecutivo de querer aprovechar el verano para aprobar la reforma de la ley del aborto pensando "que la mayoría de los españoles no se enterará" y "esconder" así el "ataque más brutal conocido en democracia" contra los derechos de las mujeres.

Causapié ha dicho que espera contar con el apoyo de la mayoría de los grupos parlamentarios cuando su partido pida la devolución de la ley "sin más dilación" y ha anunciado que el PSOE llevará el debate a Europa.

Sobre la posibilidad de que el Gobierno incluya la malformación del feto, el coordinador federal de IU, Cayo Lara, ha afirmado que el Gobierno ha hecho una "operación de manual" al anunciar una reforma del aborto que cuenta con un "rechazo importante", para "después intentar corregirla un poquito" y hacer ver "lo sensible que es" y que "escucha a la opinión publica".

En opinión de Lara, el Gobierno "no entra en el fondo del problema" ya que para que a una mujer le hagan un diagnóstico de malformación en el feto "debe pasar un calvario" de informes y de "presiones" para que "no cometa la barbaridad de ir a practicar un aborto".

Para la diputada de UPyD Irene Lozano, el Gobierno ha optado por un "viraje" que supone una "suavización" de una reforma legal que es un "error", mientras que otros parlamentarios del PP, CiU y PNV han optado por no pronunciarse a la espera de conocer el proyecto de ley.