El cuartel de Bruc de Barcelona acoge la mayor jura civil de bandera de 2015

Un total de 607 personas, de las que 152 eran mujeres

nacional

| 27.06.2015 - 15:30 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un total de 607 personas, de las que 152 eran mujeres, han jurado bandera en el cuartel del Bruc de Barcelona, la cifra más alta de todas las juras civiles celebradas en España en el año 2015.

A la ceremonia, presidida por el teniente general Ricardo Álvarez-Espejo, también han asistido, entre otros, la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna; el subdelegado, Emilio Ablanedo; el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), Miguel Ángel Gimeno Jubero, y la presidenta del PPC, Alícia Sánchez-Camacho.

Un 92 por ciento de los jurandos procedían de Barcelona y su provincia, mientras que un 6,5 por ciento eran de otros lugares de Cataluña, y también había algunos de fuera de la comunidad, según los datos del Ministerio de Defensa.

Por edades, un 47 por ciento de ellos tenían entre 50 y 70 años, un 29 por ciento contaban entre 30 y 50 años, y un 12 por ciento tenían entre 18 y 30 años.

Antes de las diez de la mañana -cuando se ha iniciado la parada militar- los aledaños del cuartel del Bruc ya se encontraban atestados de personas de todas las edades, muchos de ellos vestidos de gala, para participar en un acto en el que se pone de relieve, según los asistentes, que "la defensa nacional es cuestión de todos los españoles".

Cada jurando podía ir acompañado por los miembros de su familia, con lo que los organizadores han calculado que había unas 3.000 personas en el cuartel del Bruc.

Una vez han formado los militares en el patio, se han incorporado las banderas en formación y un coronel ha leído el juramento: "¡Españoles! ¿Juráis o prometéis por vuestra conciencia y honor guardar la Constitución como norma fundamental del Estado, con lealtad al Rey, y si preciso fuera, entregar vuestra vida en defensa de España?".

A lo que han contestado al unísono: "¡Sí, lo hacemos!" y han desfilado ante las cuatro banderas que se han dispuesto y las han besado. Ricardo Álvarez-Espejo ha agradecido y reconocido a los asistentes su compromiso con España y la defensa nacional y se ha iniciado un homenaje a los caídos.

Asimismo, con motivo de los atentados yihadistas de ayer en Francia, Túnez y Kuwait, Álvarez-Espejo, junto a la delegada del Gobierno y una mujer de religión musulmana, ha depositado una corona de flores al pie de la bandera.

El teniente coronel de la oficina de comunicación, Manuel Badás, ha explicado a Efe que este tipo de actos son habituales desde que el ejército se profesionalizara hace unos años y se organizan para poner de manifiesto que la "defensa nacional es cuestión de todos los españoles", porque las fuerzas armadas sólo son "una herramienta".

Sobre el hecho de que haya contado con más participantes que el celebrado en abril en la plaza de Oriente de Madrid, Badás ha argumentado que el año pasado en Barcelona ya hubo 550 jurandos y ha agregado que el hecho de haber publicado un anuncio en medios de comunicación posiblemente ha atraído a más gente.