El Consejo de Europa critica a España por denegar la sanidad a inmigrantes ilegales

Lo considera contrario a la Convención Europea de Derechos Humanos

Sostiene que la crisis no debería suponer una reducción de los derechos reconocidos por la convención

Sanidad: En España tienen una de las coberturas más amplias de la UE

Inmigrantes en Melilla

nacional

| 29.01.2014 - 16:51 h
REDACCIÓN

El Consejo de Europa considera contrario a su convención el Real Decreto de Sostenibilidad del Sistema Sanitario, aprobado por el Gobierno en abril de 2012, por el que se deniega el acceso a asistencia sanitaria a los inmigrantes en situación irregular en España mayores de 18 años.

En este sentido, recuerda que los estados firmantes de la carta del Consejo de Europa se han comprometido ha garantizar a los extranjeros pertenecientes a países fuera del Consejo de Europa los derechos recogidos en la carta, o bien ratificando convenios sobre derechos humanos, en particular la Convención Europea de Derechos Humanos, o bien adoptando la legislación nacional.

Además, rechaza en su informe, fechado en enero de 2014 y correspondiente al cumplimiento de los derechos sociales por parte de los estados firmantes, la justificación que da el Ejecutivo Español de que la crisis económica hace necesario para llevar a cabo esta medida, puesto que considera que esta coyuntura no debería suponer una reducción de los derechos reconocidos por la convención.

Igualmente, añade que, incluso teniendo en cuenta el particular contexto generado por la crisis económica, los gobiernos deben llevar a cabo un nível mínimo de investigación y análisis, con discusiones y consultas a las organizaciones afectadas, sobre los efectos de las medidas, cuyo impacto en los grupos más vulnerables debería estar adecuadamente determinado. "

En cualquier caso, y dada la complejidad de las medidas para reorganizar el sistema de salud, la crisis económica no puede servir como pretexto para restringir o denegar el acceso al sistema sanitario que afecta de una manera muy sustancial a estos derechos", añade.

Pese a la "regresiva legislación" desarrollada en relación al acceso a la sanidad de los extranjeros que se encuentran ilegalmente en el país, el Consejo de Europa no puede concluir en un incumplimiento por parte de España porque el informe analiza el periodo 2008-2011 (el decreto corresponde a abril de 2012).

Sin embargo, advierte de que si se mantiene esta legislación, en el próximo informe no se podrá considerar que es conforme a las normas del Consejo de Europa ratificadas por España.

El Consejo de Europa es una organización internacional en la que tienen representación 47 países del continente. Se reúne en Asamblea General cuatro veces al año y puede emitir recomendaciones, que van dirigidas al Estado miembro y llegan a acarrear incluso medidas de seguimiento; resoluciones, que muestran el posicionamiento del organismo sobre una cuestión; o declaraciones.

EL MINISTERIO DE SANIDDA DICE QUE LOS INMIGRANTES IRREGULARES TIENEN UNA DE LAS COBERTURAS MÁS AMPLIAS DE LA UE

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad asegura que los inmigrantes irregulares que viven en España tienen una de las coberturas sanitarias más amplias de toda la Unión Europea.

Este organismo recuerda a España que se ha comprometido a garantizar a los extranjeros pertenecientes a países no europeos los derechos recogidos en la carta social europea, que obliga a prestar asistencia sanitaria a los ciudadanos sin tener en cuenta su estatus de residencia, bien ratificando convenios sobre derechos humanos bien adoptando la legislación nacional.

Un portavoz del departamento de Ana Mato ha explicado que ningún país de la UE reconoce el derecho a la cobertura pública de la asistencia sanitaria en igualdad de condiciones a los extranjeros sin residencia legal que a sus nacionales y a los residentes legales.

Además, con la reforma sanitaria se establecieron los requisitos necesarios para obtener la tarjeta sanitaria del Sistema Nacional de Salud (SNS), entre ellos contar con un permiso de residencia en España, pero no se limita el derecho a recibir asistencia sanitaria.

De hecho, recuerdan desde Sanidad, para estos ciudadanos la reforma garantiza la asistencia completa a menores de edad y mujeres embarazadas, así como la atención en servicios de Urgencias hasta el alta médica y el acceso a programas de salud pública. "Y las comunidades tienen un margen amplio para dar la atención que quieran", han añadido las mismas fuentes, lo que hace que España sea el país europeo que más atención da por Ley a este colectivo.